Sentencia Civil Nº 312/2011, Audiencia Provincial de Barcelona, Sección 17, Rec 455/2010 de 20 de Junio de 2011

Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Concepto y caracteres del pagaré

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 04/12/2012

    El pagaré es un título valor por el que una persona firmante, se obliga a pagar a otra o a su orden, una determinada cantidad de dinero en la fecha y lugar que en el documento se indica. De aquí podemos concluir ya la primera diferencia con la let...

  • Fases del proceso de prueba en el juicio ordinario y verbal

    Órden: Civil Fecha última revisión: 02/06/2016

      La prueba será el mecanismo por el que las partes pretenden que el Tribunal adquiera el convencimiento de la verdad o certeza del hecho o afirmación fáctica que alegan. La prueba tendrá por objeto los hechos que guarden relación con la tutuel...

  • El juicio cambiario como modalidad de los procesos civiles especiales

    Órden: Civil Fecha última revisión: 01/06/2016

    El Art. 819 ,LECiv señala que sólo procederá el juicio cambiario si, al incoarlo, se presenta letra de cambio, cheque o pagaré que reúnan los requisitos previstos en la Ley Cambiaria y del Cheque.    El juicio cambiario está contenido en el ...

  • La prueba en el procedimiento administrativo

    Órden: Administrativo Fecha última revisión: 19/01/2017

    La prueba en el procedimiento administrativo se encuentra regulada en los Art. 77-78 ,Ley 39/2015, de 1 de octubre, preceptos que establecen, entre otras cuestionses, que los hechos relevantes para la decisión de un procedimiento podrán acreditarse...

  • Los medios de impugnación en el orden penal

    Órden: Penal Fecha última revisión: 12/01/2013

    La existencia de los recursos en el proceso penal es un elemento del derecho a la tutela judicial efectiva y el derecho a un proceso con todas las garantías o a un proceso sin dilaciones indebidas derivados del Art. 24 ,Constitución Española: “...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Orden: Civil
  • Fecha: 20 de Junio de 2011
  • Tribunal: AP - Barcelona
  • Ponente: Rico Rajo, Paulino
  • Núm. Sentencia: 312/2011
  • Núm. Recurso: 455/2010
  • Núm. Cendoj: 08019370172011100348

Encabezamiento

AUDIENCIA PROVINCIAL

DE BARCELONA

SECCIÓN DECIMOSÉPTIMA

ROLLO núm. 455/2010

JUZGADO PRIMERA INSTANCIA 5 TERRASSA (ANT.CI-5)

PROCEDIMIENTO ORDINARIO Nº 224/2009

S E N T E N C I A núm. 312/2011

Ilmos. Sres.

Don José Antonio Ballester Llopis

Don Paulino Rico Rajo

Dña. María Sanahuja Buenaventura

En la ciudad de Barcelona, a veinte de junio de dos mil once.

VISTOS, en grado de apelación, ante la Sección Decimoséptima de esta Audiencia Provincial, los presentes autos de Procedimiento ordinario, número 224/2009 seguidos por el Juzgado Primera Instancia 5 Terrassa (ant.CI-5), a instancia de D/Dña. Ángel quien se encontraba debidamente representado por Procurador y asistido de Letrado, actuaciones que se instaron contra D/Dña. EGARA EUROTABIC S.L., quien igualmente compareció en legal forma mediante Procurador que le representaba y la asistencia de Letrado; actuaciones que penden ante esta Superioridad en virtud del recurso de apelación interpuesto por la representación de D/Dña. EGARA EUROTABIC S.L. contra la Sentencia dictada en los mismos de fecha 16 de marzo de 2010, por el Sr/a. Juez del expresado Juzgado .

Antecedentes

PRIMERO.- El fallo de la Sentencia recaída ante el Juzgado de instancia y que ha sido objeto de apelación, es del tenor literal siguiente: "FALLO: Que estimando totalmente la demanda interpuesta por el Procurador Sr. Tarin en nombre y representación de D. Ángel frente a EGARA EUROTABIC S.L. debo:

1º: Condenar a la demandada a que abone a la actora la suma de 4.729,11 euros mas los intereses legales de tal suma desde la interposición de la demanda de juicio monitorio.

2º: Imponer las costas a la demandada".

SEGUNDO.- Contra la anterior sentencia se interpuso recurso de apelación por la representación de D/Dña. EGARA EUROTABIC S.L. y admitido se dio traslado del mismo al resto de las partes con el resultado que es de ver en las actuaciones, y tras ello se elevaron los autos a esta Audiencia Provincial.

TERCERO .- De conformidad con lo previsto en la Ley, se señaló fecha para la celebración de la votación y fallo que tuvo lugar el pasado veintiseis de mayo de dos mil once.

CUARTO.- En el presente juicio se han observado y cumplido las prescripciones legales.

VISTO, siendo Ponente el Ilmo/a. Sr/a. Magistrado/a D/Dª. Paulino Rico Rajo.

Fundamentos

PRIMERO.- Contra la Sentencia dictada en fecha 16 de marzo de 2010 por el Juzgado de Primera Instancia nº 5 de Terrassa en el juicio ordinario registrado con el nº 224/2009 seguido a instancia de Don Ángel contra Egara Eurotabic, S.L., sobre reclamación de cantidad, que estima la demanda con imposición de costas, interpone recurso de apelación Egara Eurotabic, S.L. en solicitud de que "se dicte sentencia por la que se revoque la resolución apelada desestimando la demanda con imposición de costas a quien se opusiere", al que se opone el Sr. Ángel .

SEGUNDO.- En la demanda rectora del procedimiento del que la presente alzada trae causa la parte actora, aquí apelada, interesó del Juzgado la condena a la demandada, aquí apelante, al pago de la cantidad de 4.729,11 euros por impago del importe que figura en la factura que acompañó al proceso monitorio por los trabajos efectuados para la demandada que, sin embargo, no se aporta con la demanda originadora del juicio ordinario ni se propone como prueba la documental de aquél proceso, y, habiéndose opuesto la parte demandada alegando, en esencia, el pago, seguido el procedimiento su curso concluyó mediante sentencia estimatoria de la demanda, con imposición de costas, contra la que interpone recurso de apelación Egara Eurotabic, S.L. en solicitud de lo que queda dicho en el precedente Fundamento de Derecho.

Acreditada la realidad del contrato de ejecución de obra concertado entre las partes litigantes del propio reconocimiento que hace la demandada en su escrito de contestación a la demanda, así como que el importe total debido por los trabajos ejecutados por el actor era la cantidad de 4.396,98 euros, al mostrarse conformes en dicha cantidad tanto el actor en su demanda como la demandada en el suyo de contestación, acreditada también la entrega de un pagaré por parte de la demandada por importe de 4.396,98 euros para el pago de la deuda que, presentado al cobro, resultó impagado a la fecha de su vencimiento, 27 de diciembre de 2007, el objeto del litigio se circunscribe, en esencia, en la resolución sobre si, como sostiene el actor, en pago de dicho pagaré le fueron entregados otros dos que asimismo resultaron impagados, de los que sólo aporta uno por importe de 2.277 euros, o, como afirma la demandada, el importe correspondiente a aquél pagaré fue satisfecho en efectivo metálico por cuyo pago el Sr. Ángel firmó el correspondiente recibo, y el pagaré acompañado como documento nº 3 con la demanda obedecía a unos trabajos efectuados en el domicilio personal del Sr. Teofilo , y el otro pagaré que no se aporta no ha existido nunca.

La Sentencia de primera instancia no considera acreditado el pago por cuanto habiendo aducido por la demandada en su escrito de contestación a la demanda que el primer pagaré no fue pagado debido a una mala ejecución de los trabajos "instándose por mi representado a su subsanación sin obtener respuesta alguna por parte del Sr. Ángel . A tal efecto se decidió impagar el pagare como medida, en cierto modo, para forzar la reparación. Ante tal situación el actor se personó en las oficinas de la sociedad demandada, y tras mantener una conversación con el administrador de la misma, se comprometió a reparar los defectos existentes... una vez reparados por el Sr. Ángel los defectos, la sociedad deudora cumplió con su obligación de pago...", sin embargo, se razona en la misma que " no parece lógico que una vez minorada la deuda a consecuencia de la discrepancia de las horas de trabajo, según se sostiene, la incidencia de la defectuosa ejecución se plantease después. En cualquier caso, no existe corroboración alguna de tal afirmación. Teniendo en cuenta que el efecto tenía como vencimiento el día 27 de diciembre de 2007 (la declaración de impago es de fecha 29 de diciembre) y que el supuesto recibo de pago es de 5 de enero de 2008 (documento número 3 de la contestación a la demanda), tampoco parece lógico que tal eventual reparación hubiese tenido lugar en tan escaso tiempo y mediando señaladas fechas navideñas", en segundo lugar se dice en la misma que "el supuesto pago que dimanaría del documento número 3 de la contestación a la demanda, no ha sido contabilizado en la contabilidad de la sociedad, según el propio reconocimiento del Sr. Teofilo ..." y, en tercer lugar que " pese a que no existe constancia en los autos de uno de los dos pagarés emitidos en sustitución del impagado, se reconoce que el acompañado como documento número 3 de la demanda de juicio ordinario se emitió y que resultó también impagado... ".

Alega la apelante, en esencia, "error en la apreciación de la prueba" (alegación primera) y "respecto a la prueba, vulneración art. 217 LEC ".

En el desarrollo de la primera de las alegaciones formuladas por la apelante se hace una mezcla de la valoración de la prueba y de la improcedencia, a su entender, de la admisión de la demanda, ya que tras decir que " la controversia suscitada en el procedimiento no es otra que el saber si la cantidad que reclama la adversa está abonada o no ", y que " en este sentido esta parte haber cumplido (sic) plenamente con lo establecido en el artículo 217 de la LEC , en cuanto a la carga de la prueba ", arguye seguidamente que el demandante contraviene lo dispuesto en el artículo 11.1 de la Ley Orgánica del Poder Judicial por " la utilización de un procedimiento monitorio reclamando unas cantidades que en principio deben ser líquidas, vencidas y exigibles, para luego y tras la oposición de esta parte a la reclamación de cantidad, introducir otros elementos totalmente diferentes en la petición del procedimiento ordinario, dejando aparte facturas para reclamar impagos de pagarés ".

Al ser el juicio ordinario un procedimiento autónomo del proceso monitorio en el que a la petición inicial del acreedor se opuso el señalado como deudor, aunque entre el proceso monitorio en que haya oposición del deudor y el juicio que corresponda subsiguiente deba haber una identidad de sujetos y causa de pedir, como se deriva del contenido del artículo 818.1 de la Ley de Enjuiciamiento Civil al decir que "el asunto se resolverá definitivamente en juicio que corresponda", nada empece a que el objeto, esto es, la cantidad reclamada, atendida la oposición en aquel procedimiento, pueda ser concretado disminuyendo o, incluso, aumentando su importe, o que la documentación que sirve de base a uno y otro tipo de proceso sea diferente, ya que para aquel primero debe el acreedor acompañar con la petición inicial, necesariamente, cualquiera de los documentos que el artículo 812 señala, entre los que se encuentra las facturas con cuya sola aportación el legislador entiende que es suficiente, y con la demanda originadora del segundo, por el contrario, habrá de acompañar "los documentos en que las partes funden su derecho a la tutela judicial que pretenden" (art. 265.1.1º LEciv .), entre los que se comprenden los pagarés que el actor aduce que le fueron entregados para el pago de la factura que presentó en el proceso monitorio, con lo que ningún abuso o ejercicio anormal del derecho supone la aportación con la demanda de juicio ordinario de unos pagarés, o copias de los mismos, que resultaron impagados cuando lo que se aduce es que fueron entregados para el pago de la factura que se acompañó a la petición inicial del proceso monitorio, ni ello entraña fraude de ley o procesal, carece de virtualidad jurídica a los efectos revocatorios de la Sentencia de Primera Instancia pretendidos por la recurrente dicha alegación sobre la improcedencia de la admisión de la demanda.

TERCERO.- Por lo que hace a la segunda de las alegaciones formuladas por la recurrente que ha quedado dicha, obra en las actuaciones, efectivamente, el documento nº 3 acompañado con la contestación a la demanda que literalmente dice así: "Yo, Ángel con NIF: NUM000 declaro que con fecha 05/01/2008 recibí en efectivo de EGARA EUROTABIC, S.L. la cantidad de 4.396,98 € que me adeudaba por el impago del pagaré nº NUM001 y de vto. 27/12/2007 contra CAIXA SABADELL", y sigue la firma.

En el acto de la audiencia previa el demandante, a través de su Letrado, impugnó el documento nº 3 acompañado con la contestación a la demanda negando que la firma obrante en el mismo correspondiera al Sr. Ángel .

Asimismo, en la prueba de interrogatorio de parte practicada en el acto del juicio celebrado en la primera instancia, según audición del CD en que quedó registrado, al serle exhibido el documento nº 3 acompañado con la demanda negó que la firma que figura en el mismo fuera la suya, e incluso dijo también que nunca hacía un recibo así.

Consiguientemente, conforme a lo dispuesto en el artículo 326.2, párrafo segundo in fine, de la Ley de Enjuiciamiento Civil , al no haberse propuesto prueba pericial o cualquier otro medio de prueba que resulte útil y pertinente al efecto, dicho documento "el tribunal lo valorará conforme a las reglas de la sana crítica".

Y la valoración que en la Sentencia recurrida se hace de la prueba obrante en las actuaciones no puede considerarse ni ilógica ni irracional.

Y ello por cuanto consta acreditado, efectivamente, del propio reconocimiento hecho por la parte demandada, la realidad de los trabajos hechos por el actor en la sede de la demandada, consta asimismo que para el pago, una vez rebajado el importe de la factura por discrepancia en cuanto a las horas, se emitió un pagaré por importe de 4.396,98 euros que, presentado al cobro, resultó impagado, como consta igualmente la entrega de otro pagaré por importe de 2.277 euros que igualmente resultó impagado, sin que la demandada haya probado que este último pagaré fuera entregado en pago de obras no en la sede de la demandada sino en el domicilio particular de su representante Don Teofilo , como adujo, sin prueba alguna más que sus solas manifestaciones sobre la realización de tales otras obras en casa del Sr. Teofilo , que el actor negó, no obstante la facilidad probatoria respecto a las mismas mediante la prueba testifical correspondiente, ya que incluso dijo que todavía tiene el garaje sin acabar, o de otras facturas que el demandante le hubiera presentado, con lo que si a ello se aúna la contradicción que supone sostener en la contestación a la demanda que "es incierto que el Sr. Ángel hiciera ningún recibo de pago de la factura" y, a la vez, que "una vez reparado por el Sr. Ángel los defectos, la sociedad deudora cumplió con su obligación de pago, abonando a éste la suma en concepto de principal, más los gastos bancarios, expidiéndose por el Sr. Ángel un recibo conforme había recibido la suma que se le adeudaba por el pago del pagaré que se detalla", que es el recibo acompañado como documento nº 3 en el que, por lo demás, sólo consta el principal y no los gastos bancarios, como se dice, que el demandante cifra, estos últimos, en su demanda en 263,82 euros según documento nº 3 acompañado con la solicitud inicial del proceso monitorio, no puede sino concluirse que la demandada no ha cumplido con la carga de la prueba que a ella le incumbía sobre el hecho por ella alegado, de pago, enervatorio de la pretensión deducida en juicio por el demandante, conforme a lo dispuesto en el artículo 217.3 de la Ley de Enjuiciamiento Civil y, en su consecuencia, al no poder considerarse que la Sentencia recurrida incurra en errónea valoración de la prueba ni vulnere el artículo 217 de dicho texto rituario, procede la desestimación del recurso de apelación.

CUARTO.- La desestimación del recurso de apelación conlleva la imposición de las costas causadas en esta alzada al apelante, conforme a lo dispuesto en el artículo 394.1 de la Ley de Enjuiciamiento Civil , al que expresamente remite el artículo 398.1 del mismo texto legal.

Vistos los preceptos legales citados y los demás de general y pertinente aplicación.

Fallo

Que, con desestimación del recurso de apelación interpuesto por Egara Eurotabic, S.L. contra la Sentencia dictada en fecha 16 de marzo de 2010 por el Juzgado de Primera Instancia nº 5 de Terrassa en el juicio ordinario registrado con el nº 224/2009 seguido a instancia de Don Ángel contra Egara Eurotabic, S.L., sobre reclamación de cantidad, debemos CONFIRMAR Y CONFIRMAMOS dicha Sentencia, con imposición de costas causadas en esta alzada al recurrente.

Y firme que sea esta resolución, contra la cual no cabe interponer recurso ordinario alguno, devuélvanse los autos originales al Juzgado de su procedencia, con testimonio de la misma para su cumplimiento.

Así por esta nuestra sentencia, de la que se unirá certificación al rollo, lo pronunciamos, mandamos y firmamos.

PUBLICACION.- Leída y publicada ha sido la anterior sentencia en el mismo día de su fecha, por el Ilmo/a. Sr/a. Magistrado/a Ponente, celebrando audiencia pública. DOY FE.

Pagaré
Sociedad de responsabilidad limitada
Reclamación de cantidad
Ejecuciones de obras
Admisión de la demanda
Carga de la prueba
Valoración de la prueba
Error en la valoración de la prueba
Causa petendi
Tutela
Audiencia previa
Fraude de ley
Medios de prueba
Prueba pericial
Pago del pagaré
Garaje
Prueba de testigos