Sentencia Penal Nº 200/2011, Audiencia Provincial de Zaragoza, Sección 3, Rec 207/2011 de 10 de Noviembre de 2011

Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Los medios de impugnación en el orden penal

    Órden: Penal Fecha última revisión: 12/01/2013

    La existencia de los recursos en el proceso penal es un elemento del derecho a la tutela judicial efectiva y el derecho a un proceso con todas las garantías o a un proceso sin dilaciones indebidas derivados del Art. 24 ,Constitución Española: “...

  • Recurso extraordinario de casación en el orden social

    Órden: Laboral Fecha última revisión: 03/06/2016

    La Sala de lo Social del Tribunal Supremo conocerá, en los supuestos y por los motivos regulados en los Art. 205-217 ,LJS, de los recursos de casación interpuestos contra las sentencias y otras resoluciones dictadas en única instancia por las Sala...

  • Recursos extraordinarios en el orden social

    Órden: Laboral Fecha última revisión: 11/11/2014

    RECURSOS EXTRAORDINARIOS RECURSO DE CASACIÓN ORDINARIO REGULACION Art. 205-217 ,LJS ACTOS RECURRIBLES SENTENCIAS Y OTRAS RESOLUCIONES - SENTENCIAS dictadas en única instancia por las Salas de lo Social de los Tribunales Superiores de Justici...

  • La preparación del recurso de casación por infracción de ley en el orden penal

    Órden: Penal Fecha última revisión: 12/11/2014

     Preparación La persona legitimada que quisiera interponer este recurso, deberá solicitar ante el Tribunal que haya dictado la resolución definitiva, un testimonio de la misma, y manifestará la clase o clases de recurso que trate de utilizar. E...

  • Sentencias penales recurribles en casación por infracción de ley en el orden penal

    Órden: Penal Fecha última revisión: 12/11/2014

    Procedencia Este recurso procederá contra: a) las sentencias dictadas por la Sala de lo Civil y Penal de los Tribunales Superiores de Justicia en única o en segunda instancia; y b) las sentencias dictadas por las Audiencias en juicio oral y única ...

Ver más documentos relacionados
  • Recurso de casación penal

    Fecha última revisión: 22/03/2016

    NOTA: Quedan exceptuadas de casación las sentencias que se limiten a declarar la nulidad de las sentencias recaídas en primera instancia.Se declarará la nulidad de la sentencia recurrida, en caso de que se cumpla lo establecido en los artículos ...

  • Recurso de casación por tráfico de drogas

    Fecha última revisión: 22/03/2016

     NOTA: El presente recurso de casación se basa en la nulidad de las intervenciones telefónicas practicadas; en la vulneración del derecho a la tutela judicial efectiva por indefensión al haberse denegado la prueba interesada por la defensa en e...

  • Recurso de apelación por error en la apreciación de la prueba

    Fecha última revisión: 16/03/2016

      NOTA: Según el art. 846 bis) LECrim: "Pueden interponer el recurso tanto el Ministerio Fiscal como el condenado y las demás partes, dentro de los diez días siguientes a la última notificación de la sentencia. También podrá recurrir el decl...

  • Recurso de casación por infracción de ley (error en la apreciación de la prueba)

    Fecha última revisión: 31/03/2016

      NOTA: Con la reforma hecha por la Ley 41/2015, de 5 de octubre, de modificación de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, se excluyen del recurso de casación las sentencias que se limitan a declarar la nulidad de las resoluciones recaídas en prim...

  • Escrito de la defensa preparando recurso de casación

    Fecha última revisión: 01/04/2016

      NOTA: La petición de proposición de interposición de recurso de casación, se formulará mediante escrito autorizado por Abogado y Procurador, dentro de los cinco días siguientes al de la última notificación de la sentencia o auto contra q...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Orden: Penal
  • Fecha: 10 de Noviembre de 2011
  • Tribunal: AP - Zaragoza
  • Ponente: Ruiz Ramo, Jose
  • Núm. Sentencia: 200/2011
  • Núm. Recurso: 207/2011
  • Núm. Cendoj: 50297370032011100494
Resumen:
DELITO SIN ESPECIFICAR

Encabezamiento

AUD.PROVINCIAL SECCION N. 3

ZARAGOZA

SENTENCIA: 00200/2011

Rollo: 207 /2011

Órgano procedencia: JDO. INSTRUCCION N. 7 de ZARAGOZA

Procedimiento de origen: JUICIO DE FALTAS INMEDIATO 105 /2011

SENTENCIA Núm. 200/11

EN NOMBRE DE S.M. EL REY

En Zaragoza, a diez de noviembre de dos mil once.

Ilmo. MAGISTRADO D. JOSE RUIZ RAMO , Magistrado-Presidente de la Sección Tercera de la Audiencia Provincial, ha visto en grado de apelación el Juicio inmediato de Faltas núm. 105/2011, procedente del Juzgado de Instrucción nº 7 de Zaragoza, Rollo núm. 207/11, seguido por Falta contra el orden público, en el que figuran como parte denunciado Marcelino , asistido de la letrado Mª José Peralta Blanc, siendo parte el Ministerio Fiscal.

Antecedentes

PRIMERO .- En los citados autos recayó sentencia con fecha 8 de septiembre de 2011 , cuya parte dispositiva es del tenor literal siguiente: " FALLO : Que condeno a Marcelino como autor penalmente responsable de una falta de ofensas leves a agentes de la autoridad ya definida a la pena de multa de treinta días con una cuota diaria de seis euros, con responsabilidad personal subsidiaria de un día de privación de libertad por cada dos cuotas no pagadas, condenándole igualmente al pago de las costas procesales.".

SEGUNDO. - La Sentencia apelada contiene la siguiente relación fáctica: "HECHOS PROBADOS .- Se declara como tales que hacia la una de la madrugada del 20 de agosto de 2.011 los agentes de la Policía Local de Zaragoza NUM000 y NUM001 se dirigieron al denunciado Marcelino , quien se hallaba sentado en un banco en la calle Alfonso I a la altura de la Calle Santiago, para comprobar que el cigarro que se estaba liando en aquel momento no contenía sustancia alguna estupefaciente. Advirtieron que era tan sólo tabaco, pero el citado Marcelino se molestó en exceso con los funcionarios policiales y les dijo que estaba hasta los cojones de que le hicieran siempre lo mismo para, finalmente, mientras era identificado, sacar una hoja con la que empezó a darle en la cara al agente NUM000 mientras le conminaba a que la leyera.".

TERCERO .- Contra dicha Sentencia se interpuso recurso de apelación por la representación procesal de Marcelino .

Una vez admitido a trámite el recurso, se dio traslado a las demás partes personadas, remitiéndose las actuaciones a esta Audiencia Provincial de Zaragoza, donde se formó el Rollo de Apelación núm. 207/11 pasando las actuaciones a éste Órgano Unipersonal para resolver.

Hechos

Se ratifican los relatados en la Sentencia apelada.

Fundamentos

Se aceptan los contenidos de la resolución recurrida.

PRIMERO . - Viene a alegar el recurrente como motivo único de su recurso el error en la apreciación de la prueba. Pues bien, en lo que se refiere al error en la valoración de la prueba, es doctrina jurisprudencial consolidada al que proclama que una vez producida la actividad probatoria de cargo ante el Tribunal Juzgador en términos de corrección procesal, su valoración corresponde al mismo, conforme al art. 741 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal ; debiendo partirse, como principio y por regla general, de la singular autoridad de la que goza la apreciación probatoria realizada por el juez ante el que se ha celebrado el juicio núcleo del proceso penal, y en el que adquieren plena efectividad los principio de inmediación, contradicción y oralidad, a través de los cuales se satisface la exigencia constitucional de que el acusado sea sometido a un proceso público con todas las garantías (artículo 24.2 de la Constitución Española), pudiendo el juzgador de instancia, desde su privilegiada y exclusiva posición, intervenir de modo directo en la actividad probatoria y apreciar personalmente sus resultados, así como la forma de expresarse y conducirse las personas que en él declaran en su narración de los hechos y la razón del conocimiento de éstos, ventajas de las que, en cambio, carece el Tribunal llamado a revisar dicha valoración en segunda instancia. Dar mas credibilidad a un testigo que a otro o decidir sobre la radical oposición entre denunciante y denunciado, es tarea del Juzgado de instancia que puede ver y oír a quiénes ante él declaran ( sentencia del Tribunal Supremo de 26 de marzo de 1986 , 27 de octubre y 3 de noviembre ), si bien la estimación en conciencia no ha se entenderse o hacerse equivalente a cerrado e inabordable criterio personal e íntimo del juez, sino a una apreciación lógica de la prueba, no exenta de pautas y directrices de rango objetivo. De ahí que el uso que haya hecho el juez de su facultad de libre apreciación o apreciación en conciencia de las pruebas practicadas en el juicio (reconocida en el artículo 741 citado) y plenamente compatible con el derecho a la presunción de inocencia y a la tutela judicial efectiva, siempre que tal proceso valorativo se motive o razone adecuadamente en la Sentencia (sentencia del Tribunal Constitucional de 17 de diciembre de 1985 , 23 de junio de 1986 , 13 de mayo de 1987 , y 2 de julio de 1990 , entre otras), únicamente debe ser rectificado cuando concurra alguno de los supuestos siguientes: 1) que se aprecie manifiesto y patente error en la apreciación de la prueba; 2) que el relato fáctico sea incompleto, incongruente o contradictorio y 3) que sea desvirtuado por nuevos elementos de prueba practicados en segunda instancia.

En cuanto a la declaración de la víctima, la jurisprudencia tanto del Tribunal Constitucional como del Supremo declara que puede ser prueba bastante para fundar una sentencia condenatoria aun cuando sea prueba única. Así el Tribunal Constitucional de manera reiterada (Sentencias números 201/1989 , 160/1990 , 229/1991 , y 64/1994 , entre otras) ha estimado que "la declaración de la víctima del delito practicada normalmente en el juicio oral con las necesarias garantías procesales tiene consideración de prueba testifical y como tal puede constituir válida prueba de cargo en la que puede basarse la convicción del Juez para la determinación de los hechos del caso". De igual manera, en sentido absolutamente coincidente, se ha pronunciado el Tribunal Supremo (Sentencias de fechas de 26 mayo de 1992 , 28 de octubre de 1992 , 28 de marzo de 1994 , 28 de enero de 1995 , 11 de marzo de 1996 , 25 de noviembre de 1997 y 14 de enero de 1998 ). Y ello sin perjuicio de la necesidad de comprobar la concurrencia de los consabidos requisitos de ausencia de incredibilidad subjetiva, verosimilitud y persistencia que tratan de asignar la garantía de certeza y credibilidad de las declaraciones de las victimas ( SSTS 8 octubre 1990 , 28 septiembre 1988 , 26 mayo de 1993 , 22 marzo de 1995 ), recordando que estos tres elementos no han de considerarse como requisitos, de modo que tuvieran que concurrir todos ellos unidos para que la Sala de instancia pudiera dar crédito a la testifical de la víctima como prueba de cargo. A nadie se le escapa dice la STS. De 19 de diciembre de 2003 , que cuando se comete un delito en el que aparecen enemistados autor y víctima, en estas infracciones que ordinariamente se cometen en la clandestinidad, puede ocurrir que las declaraciones de esta última tengan que resultar verosímiles por las concretas circunstancias del caso. Es decir, la concurrencia de alguna circunstancia de resentimiento, venganza o cualquier motivo moralmente inadmisible, es solamente una llamada de atención para realizar un filtro cuidados de sus declaraciones, no pudiéndose descartar aquellas que, aun teniendo esas características tienen solidez, firmeza y veracidad objetiva (en igual sentido STS 23 mayo 2006 ).

SEGUNDO. - En este caso la declaración de la víctima ha logrado la plena credibilidad del Juzgador de instancia, ante quien se ha practicado, debiéndose recordar que cuando la prueba es de carácter personal, como ocurre en el caso de la declaración de la víctima o de los testigos, para una correcta ponderación de su persuasividad, importa mucho conocer la íntegra literalidad de lo manifestado y además, percibir directamente el modo en que se expresa, puesto que el denominado lenguaje no verbal forma parte muy importante del mensaje comunicativo y es un factor especialmente relevante a tener en cuenta al formular el juicio de fiabilidad.

El juzgador en primera instancia dispone de esos conocimientos, en tanto que el órgano competente para resolver el recurso de apelación sólo conoce el resultado de la prueba practicada, la síntesis forzosamente incompleta con tenida en el acta del juicio. Por ello, un elemental principio de prudencia (la pauta de la sana crítica aplicada al control de la valoración de la prueba en la segunda instancia) aconseja no apartarse del criterio del juzgador de primera instancia, salvo cuando el error de valoración sea patente.

Aquí, no se constata ningún interés espurio en los Policías locales denunciantes y su declaración no está teñida de ningún dato que pueda mostrar un móvil de venganza o resentimiento. Por el contrario todo indica que el resentimiento era del acusado a los Policías por querer identificarle. Por ello procede la desestimación del recurso interpuesto.

TERCERO.- Se declaran de oficio las costas procesales de esta segunda instancia.

VISTOS los artículos 795,796,976 y 977 de la Ley de Enjuiciamiento Criminal y demás de general y pertinente aplicación.

Fallo

Que desestimando el recurso interpuesto por la defensa de Marcelino , contra la Sentencia número 317/2011 dictada por el Juzgado de Instrucción nº 7 de Zaragoza en fecha 8 de septiembre de 2011 , la cual se confirma íntegramente.

Se declaran de oficio las costas procesales de esta segunda instancia.

Devuélvanse los autos con certificación de lo resuelto, al juzgado de procedencia, para su ejecución y cumplimiento.

Así por esta mi sentencia, lo pronuncio, mando y firmo.

PUBLICACIÓN.- Leída y publicada fue la anterior sentencia por el M. I. SR. Magistrado-Presidente que la dictó, estando celebrando audiencia pública está Audiencia en el mismo día de su fecha. Doy fe.

Error en la valoración de la prueba
Declaración de la víctima
Valoración de la prueba
Práctica de la prueba
Prueba de cargo
Derecho a la tutela judicial efectiva
Presunción de inocencia
Sentencia de condena
Prueba de testigos