Sentencia Penal Nº 235/2012, Audiencia Provincial de Madrid, Sección 4, Rec 239/2012 de 03 de Julio de 2012

Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Orden: Penal
  • Fecha: 03 de Julio de 2012
  • Tribunal: AP - Madrid
  • Ponente: Jimenez-claveria Iglesias, Eduardo
  • Núm. Sentencia: 235/2012
  • Núm. Recurso: 239/2012
  • Núm. Cendoj: 28079370042012100334

Encabezamiento

Juicio de Faltas nº 1069/11

Juzgado de instrucción nº 37 de Madrid

Rollo de Sala nº 239/12

La Sección Cuarta de la Audiencia Provincial de Madrid ha pronunciado en el nombre de SU MAJESTAD EL REY la siguiente:

S E N T E N C I A Nº 235/12

AUDIENCIA PROVINCIAL DE MADRID )

SECCIÓN CUARTA )

MAGISTRADO )

D. EDUARDO JIMÉNEZ CLAVERÍA IGLESIAS ).

______________________________ _)

En Madrid, a tres de julio de dos mil doce.

Visto en segunda instancia por el Ilmo. Sr. Magistrado al margen señalado, actuando como Tribunal unipersonal, conforme a lo dispuesto en el art. 82.2 de la Ley Orgánica del Poder Judicial , el recurso de apelación contra la sentencia de fecha 13 octubre 2011 dictada por el Juzgado de Instrucción nº 37 de Madrid en el Juicio de Faltas nº 1069/11; habiendo sido partes, de un lado como apelante, Celsa y de otro, como apelado, el Ministerio Fiscal.

Antecedentes

PRIMERO.- Por escrito de fecha 5 diciembre 2011, Celsa , ha formulado recurso de apelación contra la sentencia de fecha 13 octubre 2011 del Juzgado de Instrucción nº 37 de Madrid . La resolución impugnada condena a la denunciada, Celsa , por la falta tipificada en el art. 623 del CP por la que ha sido denunciada.

En la resolución impugnada se establece la siguiente relación de hechos probados:

"Queda probado y así se declara que sobre las 18:00 horas del día 28 de Septiembre de 2011, Gema Y Celsa , que se encontraban juntas, se apoderaron al descuido de una cartera que contenía 15 euros en efectivo, un cheque nominativo y diversa documentación que llevaba en el interior del bolso de Magdalena , cuando ésta se encontraba en un centro comercial situado en la confluencia de la Puer5ta del Sol con la calle carretas de Madrid.

Al observar funcionarios de policía que se encontraban patrullando por la zona, como salían juntas de dicho establecimiento comercial, Gema Y Celsa , y la actitud que adoptaban, se dirigieron a éstas, encontrando en el interior del bolso que llevaba Gema , la cartera y demás efectos pertenecientes a Magdalena ; siendo todos ellos recuperados".

"FALLO: Que debo condenar y condeno a Gema como autora responsable de una falta de hurto en grado de tentativa a la pena de un mes multa, a razón de una cuota diaria de cuatro euros, en total ciento veinte euros; y al pago de la mitad de las costas causadas, no declaradas de oficio.

Y que debo de condenar y condeno a Celsa como autora responsable de una falta de hurto en grado de tentativa a la pena de un mes multa, a razón de una cuota diaria de cuatro euros, en total ciento veinte euros; y al pago de la mitad de las costas causadas, no declaradas de oficio.

Si el/los condenado/s no satisficiere/n voluntariamente, o por vía de apremio la/s multa/s impuesta/s, quedará sujeto a una responsabilidad personal subsidiaria de un día por cada dos cuotas diarias no satisfechas que podrá cumplirse mediante localización permanente"

La recurrente pretende la revocación de la sentencia del Juzgado de Instrucción y la absolución de la misma.

Hechos

Se aceptan los contenidos en la sentencia de instancia que se dan por reproducidos.

Fundamentos

PRIMERO .- La recurrente alega, como fundamento de su recurso de apelación, la existencia de error en la apreciación de la prueba, tal y como ha sido considerada por el Juez de Instancia y consecuentemente, vulneración del principio de inocencia, así como aplicación indebida del artículo 50 del Código Penal , por considerar que la multa es excesiva, puesto que manifiesta ser insolvente.

El recurso, sin embargo, ha de ser desestimado.

La resolución impugnada establece la responsabilidad de la denunciada basándose en las declaraciones de un policía, que se percató del nerviosismo de la apelante y de su acompañante, que también ha sido condenada por estos hechos, y que al percatarse de la presencia policial, intentaron huir del lugar de los hechos, encontrando la dotación policial en el interior del bolso de la otra condenada, los efectos sustraídos, por lo que la juez a quo y este tribunal, asimismo infiere, que ambas, la recurrente y la otra condenada, habían sustraído instantes antes dichos efectos a su propietaria, extremo este que fue confirmado por la policía, tras contactar con esta. Tales declaraciones han sido obtenidas en el acto del juicio y su contenido incriminatorio resulta incuestionable. A ello, sólo hay que añadir que la apreciación de tal testimonio ha sido realizada por la juez de instancia de forma congruente con el resultado probatorio, concediendo plena credibilidad a la declaración del policía que procedió a la detención de las condenadas. Por todo ello, ninguna razón existe que justifique la revisión, por este Tribunal, de la valoración de la prueba realizada por el Juzgado de instrucción y, consiguientemente, se impone la confirmación de la sentencia condenatoria, así como de la multa impuesta, que es acorde a la gravedad los hechos y a las circunstancias económicas de la condenada, pues 120 € que es la cuantía fijada como multa no es desproporcionada ni abusiva, pudiendo ser satisfecha por una persona incluso de ingresos moderados y, todo ello sin perjuicio, del fraccionamiento del pago de la multa que pueda solicitar la recurrente, durante la ejecución de la sentencia.

En atención a todo lo expuesto este Tribunal HA DECIDIDO:

Fallo

Desestimar el recurso de apelación formulado por Celsa contra la sentencia de fecha 13 octubre 2011 del Juzgado de Instrucción nº 37 de Madrid , declarando de oficio las costas de esta alzada.

Así por esta mi sentencia lo pronuncio, mando, y firmo.

PUBLICACIÓN.- Leída y publicada fue la anterior resolución en Madrid, a once de julio de dos mil doce.

Error en la valoración de la prueba
Responsabilidad
Declaración policial
Valoración de la prueba
Sentencia de condena
Fraccionamientos de pago
Ejecución de sentencia