RESOLUCIÓN de 29 de diciembre de 2011, de la Delegación Territorial de Palencia, por la que se hace pública la Declaración de Impacto Ambiental del proyecto de Extracción de recursos de la Sección a) «El Eruelo V», promovido por Hormigones El Eruelo, S.L., en el término municipal de Torquemada (Palencia). Expte.: EIA-PA-3/2011., - Boletín Oficial de Castilla y León, de 24-01-2012

TIEMPO DE LECTURA:

  • Ámbito: Castilla Y León
  • Boletín: Boletín Oficial de Castilla y León Número 16
  • Fecha de Publicación: 24/01/2012
  • PDF de la disposición
  • Este documento NO tiene versiones

En cumplimiento de lo dispuesto en el Art. 54 de la Ley 11/2003, de 8 de abril, de Prevención Ambiental de Castilla y León, se hace pública, para general conocimiento, la Declaración de Impacto Ambiental favorable del proyecto de «Extracción de recursos de la Sección a) «El Eruelo V», promovido por Hormigones El Eruelo, S.L., en el término municipal de Torquemada (Palencia), Expte. EIA-PA-3/2011, que figura como Anexo a esta Resolución.

Palencia, 29 de diciembre de 2011.

El Delegado Territorial, (P.D. Orden/MAM/1271/2006, de 26 de julio) Fdo.: Luis Domingo González Núñez

ANEXO

DECLARACIÓN DE IMPACTO AMBIENTAL DEL PROYECTO DE EXTRACCIÓN DE RECURSOS DE LA SECCIÓN A) «EL ERUELO V», PROMOVIDO POR HORMIGONES EL ERUELO, S.L., EN EL TÉRMINO MUNICIPAL DE TORQUEMADA, EXPTE. EIA-PA-3/2011

ANTECEDENTES

El titular de la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León en Palencia, en virtud de las atribuciones conferidas por la Orden MAM/1271/2006, de 26 de julio, por la que se delegan competencias en materia de Evaluación de Impacto Ambiental en los Delegados Territoriales de la Junta de Castilla y León, es el órgano administrativo competente, por delegación, para dictar esta Declaración de Impacto Ambiental.

El artículo 3.1 del texto refundido de la Ley de Evaluación de Impacto Ambiental de Proyectos, aprobado por Real Decreto Legislativo 1/2008, de 11 de enero, establece que «los proyectos, públicos o privados, consistentes en la realización de obras, instalaciones o cualquier actividad comprendida en el Anexo I deberán someterse a evaluación de impacto ambiental en la forma prevista en esta ley».

Este Proyecto se encuentra sometido a evaluación de impacto ambiental por estar incluido al menos en lo establecido en el Anexo I, grupo 2, letra a), apartado 5.º (explotaciones visibles desde autopistas, autovías, carreteras nacionales y comarcales o núcleos urbanos superiores a 1.000 habitantes o situadas a distancias inferiores a 2 Km. de tales núcleos) y 9.º (extracciones, que aún no cumpliendo ninguna de las condiciones anteriores, se sitúen a menos de 5 Km. de los límites del área que se prevea afectar por el laboreo y las instalaciones anexas de cualquier explotación o concesión minera a cielo abierta existente) del citado texto refundido de la Ley de Evaluación de Impacto Ambiental de Proyectos.

Proyecto evaluado

El Proyecto básico evaluado, de julio de 2011, plantea la explotación de áridos en la parcelas 38 y 39 del polígono 533 del término municipal de Torquemada en el paraje denominado «El Pisón» sobre una superficie catastral de 6,83 Ha. y útil de 6,06 Ha. Los terrenos se ubican al sur de la localidad a unos 1,3 Km. del casco urbano. El acceso a la explotación se realiza desde la localidad de Torquemada, tomando la carretera P-130 de Torquemada a Hornillos de Cerrato, en el P.K. 12,200 a mano derecha una vez recorridos 1,200 Km. se llega a un cruce con el camino del Eruelo por el que recorridos unos 125 m. a mano izquierda se encuentra el área de la explotación. La altitud media es de 735 m. Los terrenos a explotar son propiedad de la empresa peticionaria.

Las labores de preparación consisten en el desmonte o descubierta de la capa vegetal superior, cuya potencia media es de unos 0,4 m. El método de explotación será por un único tajo o frente, con talud de arranque forzado pero no vertical, de profundidad máxima de 2,8 m. de altura máxima, ya que el nivel freático se sitúa a 3,80 m. de profundidad. Se extenderán las tierras de la montera en la plaza de la cantera y la situación final de los terrenos una vez restaurados no será superior a 1,5 m. por debajo del nivel actual.

Se respetarán unas franjas de protección de 3 m. de ancho más talud a linderos, 4 m. de ancho con el camino del Eruelo y el límite del polígono industrial de Torquemada, y con respecto al oleoducto Bilbao-Valladolid, 9 m. al margen derecho y 6 m. al margen izquierdo.

El movimiento de material previsto se cifra en 132.775 m3, equivalentes a 225.717 Tm. El tiempo de duración de la explotación se estima en cuatro años.

El arranque se realizará a cielo abierto, empleando palas cargadoras y/o retroexcavadoras para el desmonte y para las labores de arranque y carga de volquetes.

Estudio de Impacto Ambiental

En cumplimiento de lo dispuesto en el artículo 9 del texto refundido de la Ley de Evaluación de Impacto Ambiental de Proyectos, aprobado por Real Decreto Legislativo 1/2008, de 11 de enero, el Servicio Territorial de Industria, Comercio y Turismo somete el Estudio de Impacto Ambiental, al trámite de información pública mediante anuncio publicado en el «Boletín Oficial de Castilla y León» n.º196, de 10 de octubre de 2011, y expuesto en el tablón de anuncios del Ayuntamiento de Torquemada. Consta informe de Confederación Hidrográfica del Duero de fecha 30 de noviembre de 2011 e informe del Servicio Territorial de Agricultura y Ganadería emitido con fecha 14 de octubre de 2011. En este último se informa desfavorablemente la autorización del proyecto y del estudio de impacto ambiental en base al impacto visual y paisajístico que representa la explotación de áridos, el impacto por ruido y polvo que afecta a empresas agroalimentarias próximas y por último, debido al carácter provisional del uso excepcional que se le puede dar a la actividad extractiva.

Consta en el expediente nota interior del Servicio Territorial de Industria, Comercio y Turismo al Servicio Territorial de Agricultura y Ganadería en respuesta a las alegaciones manifestadas y escrito del promotor de fecha 4 de noviembre de 2011 en el que se motiva el desacuerdo en distancias existentes, proposición de medidas protectoras, propiedad de las parcelas, etc.

El Estudio de Impacto Ambiental y Plan de Restauración, de marzo de 2009, basándose en una metodología propuesta por el Instituto Tecnológico Geominero de España, concluye que el impacto global de la explotación se considera escaso. Con el fin de minimizar los efectos ambientales negativos, propone una serie de medidas correctoras, tales como retirada selectiva del suelo, riego periódico de pistas, reducción de la velocidad de circulación de los vehículos, etc.

Dentro de las labores de restauración, se prevé el diseño de taludes con pendiente máxima 1V:3H, la extensión de la tierra vegetal previamente acopiada y la preparación de la plaza de cantera para el posterior uso agrícola.

Tramitación del expediente

De acuerdo con lo establecido en el artículo 8 del texto refundido de la Ley de Evaluación de Impacto Ambiental de Proyectos, y tras la presentación por el promotor del documento comprensivo del Proyecto, se procede por el Servicio Territorial de Medio Ambiente de Palencia a la apertura del trámite de consultas previas para la determinación del alcance del correspondiente estudio de impacto ambiental, solicitando el 22 de marzo de 2011 la emisión de informe a las administraciones afectadas por la ejecución del proyecto.

En el mencionado trámite se reciben informes de los siguientes órganos:

- • Servicio Territorial de Medio Ambiente:

- Unidad de Ordenación y Mejora del Medio Natural, que emite informe.

- Sección de Protección Ambiental, que emite informe.

- Sección de Vida Silvestre, que emite informe.

- Área de Evaluación de Impacto Ambiental, que emite informe.

- • Servicio Territorial de Industria, Comercio y Turismo, que emite informe.

- • Servicio Territorial de Agricultura y Ganadería, que emite informe.

- • Servicio Territorial de Cultura de Palencia, que emite informe.

- • Confederación Hidrográfica del Duero, que emite informe.

- • Ayuntamiento de Torquemada, que emite informe.

El 7 de junio de 2011 se remiten dichos informes al Servicio Territorial de Industria, Comercio y Turismo como órgano sustantivo del Proyecto de Explotación de áridos, con objeto de que continúe el procedimiento.

El 2 de diciembre de 2011, el Servicio Territorial de Industria, Comercio y Turismo remite al Servicio Territorial de Medio Ambiente Proyecto de Explotación, Estudio de Impacto Ambiental y Plan de Restauración, Informe de prospección arqueológica y resolución favorable del Delegado Territorial.

Vista la propuesta de la Comisión Territorial de Prevención Ambiental, la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León en Palencia, actuando por delegación de conformidad con lo establecido en el Art. 46.2 de la Ley 11/2003 de Prevención Ambiental y la Orden MAM/1271/2006, de 26 de julio, formula la preceptiva

DECLARACIÓN DE IMPACTO AMBIENTAL

Se determina, a los solos efectos ambientales, informar FAVORABLEMENTE el desarrollo del proyecto referenciado, siempre y cuando se cumplan las condiciones que se establecen en esta Declaración, sin perjuicio del cumplimiento de las normas urbanísticas y otras normas vigentes que pudieran impedir o condicionar su realización.

1.-Afección a Red Natura 2000: No existe coincidencia territorial entre el área a explotar con espacios naturales protegidos de Castilla y León y/o Red Natura 2000, ni se prevé que el desarrollo del proyecto tenga un impacto significativo directo sobre los mismos según el informe de 21 de abril de 2011 de la Sección de Espacios Naturales y Especies Protegidas.

2.-Limitación de inicio de las labores: Teniendo en cuenta que la explotación de áridos evaluada es una ampliación de otras explotaciones existentes, y que el impacto acumulativo es significativo, no podrán comenzar las labores de extracción correspondientes al proyecto evaluado hasta que no esté perfectamente restaurada incluida la restauración vegetal, una superficie de al menos el 75% de las explotaciones próximas cuyo titular sea Hormigones El Eruelo, S.L. En particular, El Eruelo II, El Eruelo III y el Eruelo IV.

En consecuencia, antes del inicio de las obras el promotor presentará ante el Servicio Territorial de Medio Ambiente, para su supervisión, un certificado del director facultativo que justifique el cumplimiento de dicho extremo, al que acompañará informe del programa de vigilancia ambiental de cada explotación que analizará cómo se ha realizado dicha restauración y se han cumplido las medidas correctoras.

3.- Medidas protectoras: Las medidas preventivas, correctoras y compensatorias a efectos ambientales a las que queda sujeta la ejecución del Proyecto evaluado, además de las contempladas en el Estudio de Impacto Ambiental y Plan de Restauración, en lo que no contradigan a esta Declaración, son las siguientes:

- a) Franjas de protección: Con el fin de garantizar la estabilidad de caminos y parcelas colindantes, se deberá dejar sin explotar una franja de terreno de al menos 4 metros de anchura contados desde su borde, sin perjuicio de lo que establezca el órgano competente, con los caminos y el límite del polígono industrial de Torquemada y 3 m. con las parcelas colindantes. Con respecto al oleoducto Bilbao-Valladolid, se respetará una franja de protección de 9 m. al margen derecho y 6 m. al margen izquierdo. Asimismo, se mantendrá una franja circular de 4 m. de radio con respecto al almendro situado en la parcela 39.

- Previamente al inicio de los trabajos se procederá a su balizamiento para evitar la afección a estas zonas de protección.

- b) Señalización y vallado: Como medida de precaución para evitar posibles accidentes a las personas, sus bienes o a la fauna, y para evitar el vertido de escombros y otros residuos por parte de personas ajenas a la explotación, deberá vallarse y señalizarse el recinto de la misma.

- c) Protección de infraestructuras: El acceso a la explotación se realizará a través de caminos existentes, que deberán mantenerse en perfectas condiciones de uso, evitando su deterioro, así como las ocupaciones que dificulten el tránsito o la funcionalidad de los mismos.

- En la fase previa a la extracción el promotor deberá asegurar que el acondicionamiento de los caminos mantenga una anchura que permita el paso simultáneo de dos vehículos, una subbase compactada, una base con un espesor de al menos 20 cm. de zahorra y una capa de rodadura de 5-10 cm. de gravilla, así como los elementos de drenaje correspondientes. Todos los caminos deberán presentar al final de la explotación un estado de conservación no inferior al especificado para la fase previa.

- d) Protección del suelo: Los suelos, conforme vaya avanzando la explotación, deberán retirarse de forma selectiva, conservándose toda la tierra vegetal, para su posterior utilización en la restauración. Los acopios se realizarán en cordones de reducida altura no superior a 2 metros, para evitar su compactación, y se deberán tratar con siembra y abonado a fin de mantener su fertilidad.

- Mientras dure la explotación, los acopios se situarán a modo de caballón en la franja de protección norte limítrofe con los terrenos destinados al polígono industrial para minimizar el impacto.

- Se evitará el acceso a la explotación de las aguas de escorrentía superficial, para lo cual se construirán las cunetas de guarda necesarias y dispuestas convenientemente. Se dispondrán medidas adecuadas de retención de sólidos previas a la evacuación de esteagua, siempre que por su contenido en sólidos sea necesario.

- e) Maquinaria: La maquinaria presente en la explotación ha de estar sometida a un correcto mantenimiento preventivo, conforme a las instrucciones del fabricante y la normativa vigente, teniendo presentes los siguientes objetivos: minimizar las emisiones procedentes de la combustión y la emisión de ruido y prevenir vertidos contaminantes inherentes al funcionamiento de la maquinaria o accidentales.

- f) Protección de la atmósfera: Para evitar la producción de polvo, se efectuarán riegos periódicos en las pistas y en la plaza de maniobras cuando las circunstancias de la actividad o las condiciones climatológicas lo aconsejen, sin perjuicio de las medidas que a tal fin imponga el órgano sustantivo.

- g) Ruido: En lo que a los niveles sonoros se refiere, se atenderá a lo dispuesto en el Decreto 3/1995, de 12 de enero, por el que se establecen las condiciones que deberán cumplir las actividades clasificadas por sus niveles sonoros y de vibraciones.

- h) Protección de las aguas: En ningún momento se podrán realizar extracciones que afecten directamente al nivel freático, tomando como tal el más elevado entre las oscilaciones anuales del acuífero. La cota final de los terrenos deberá situarse al menos 1 m. por encima de dicho nivel freático. En consecuencia, teniendo en cuenta que en el estudio de impacto ambiental no se adjunta estudio hidrogeológico local requerido por el Organismo de Cuenca, en informe de fecha 14 de junio de 2011, para determinar el nivel freático, previamente a la ejecución del proyecto, se deberá delimitar el nivel máximo libre de las aguas subterráneas en las zonas de extracción, que generalmente se alcanza a finales de invierno. En base a esto, se establecerá la profundidad máxima de explotación que en ningún caso sobrepasará los 2,80 m.

- Las aguas de escorrentía deberán manejarse mediante zanjas y balsas que eviten el arrastre de partículas sólidas procedentes de la explotación.

- En cualquier caso, el promotor deberá cumplir todas las condiciones contenidas en el informe de la Confederación Hidrográfica del Duero, de 30 de noviembre de 2011, emitido en la fase de información pública. En todo caso, se habrán de obtener todos los permisos del Organismo de cuenca de acuerdo con la legislación en materia de Aguas.

- i) Gestión de residuos: Se controlará de modo especial la gestión de aceites y residuos de maquinaria, evitando su manejo incontrolado y la posibilidad de contaminación directa o inducida. No podrán acopiarse aceites, grasas o residuos, ni efectuarse operaciones de repuesto o sustitución en la maquinaria y vehículos, dentro de la propia explotación o en sus anejos, salvo que se disponga de las instalaciones que permitan evitar vertidos.

- Todos los residuos peligrosos se entregarán a gestor autorizado. En caso de vertido accidental, se deberán realizar operaciones de descontaminación, limpieza y recuperación de los suelos afectados.

- j) Remodelación topográfica: La remodelación y restauración de los terrenos alterados por la extracción deberá efectuarse de manera gradual, a medida que avance el frente de extracción y lo permitan los trabajos de explotación. Cada año deberá restaurarse una superficie similar a la de extracción.

- Los taludes definitivos que limitan las zonas explotadas se conseguirán perfilando el terreno natural durante las propias labores de extracción. El macizo protector formado por las franjas de protección y el talud deben formar un cuerpo sólido, es decir, que la cuña del talud sea terreno natural sin excavar. En consecuencia, en ningún caso se llegará a extraer el material que conforma dicho macizo para posteriormente crear el talud mediante aporte de material. Estos taludes tendrán una pendiente no superior a 1V/3H, y su perfilado se realizará con el esmero suficiente para asegurar su estabilidad y naturalidad.

- En el caso que se realice relleno de hueco sólo se utilizarán tierras limpias y naturales, procedentes de la propia explotación y planta de tratamiento, de otros desmontes, vaciado de solares, etc. Se podrán utilizar también para el relleno residuos inertes procedentes de plantas autorizadas de reciclaje de residuos de construcción y demolición, debiendo garantizarse que dichos inertes no estén contaminados. La operación de relleno deberá ser realizada por un gestor de residuos autorizado, según lo dispuesto en el artículo 13 del Real Decreto 105/2008, de 1 febrero, por el que se regula la producción y gestión de los residuos de construcción y demolición. En ningún caso se podrá utilizar, para el relleno del hueco de explotación, residuos sólidos urbanos o escombros sin tratar.

- Previamente a la extensión de la tierra vegetal por los taludes y la plataforma, se procederá a la descompactación del terreno y al perfilado y explanación de las áreas afectadas, de forma que resulte una superficie apta para su acondicionamiento posterior y para la recuperación final de la zona.

- La parcela, una vez restaurada, deberá quedar debidamente explanada, sin montículos ni hondonadas que pudieran dar lugar a encharcamientos o a condiciones inadecuadas para el uso previsto de los terrenos.

- k) Restauración vegetal: Se realizará la restauración propuesta, enfocada al posterior uso agrícola de la plataforma. Una vez conformados, los taludes serán sembrados con una mezcla de gramíneas y leguminosas pratenses autóctonas. Tanto en los taludes como en las franjas de protección se plantarán especies arbustivas del tipo rosal silvestre (Rosa canina) espino albar (Crataegus monogyna), endrino (Prunus spinosa) y retama negra (Cytisus scoparius), a razón de 2.000 pies/Ha. como mínimo en zonas interiores, y 1 pie/metro lineal en linderos, formando una pantalla vegetal situada al menos a 50 cm. de la divisoria, salvo especificación concreta de ordenanza municipal. Se deberán llevar a cabo todos los tratamientos necesarios para asegurar la pervivencia y el buen estado de la vegetación implantada: aporcados, desherbados, siembras, etc.

- Al inicio de la explotación se deberá instalar una pantalla vegetal arbórea de mezcla de especies de hoja perenne y de hoja caduca propias de la zona (Pinus pinea, Populus nigra, Fraxinus angustifolia, Salix alba, Amygdalus communis), con la densidad y disposición, alineada o en grupos, de al menos dos filas y 1,5 m. de altura en la franja de protección en los límites perimetrales, que aseguren la disminución del impacto visual, del ruido y del polvo de la explotación desde la vía del tren, los caminos y el polígono.

- l) Protección del Patrimonio: Si en el transcurso de los trabajos aparecieran restos históricos, arqueológicos o paleontológicos, se paralizarán las obras en la zona afectada, procediendo el promotor a ponerlo en conocimiento de la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León, que dictará las normas de actuación que procedan.

- m) Finalización: Al término de la explotación deberán desmantelarse las instalaciones y retirarse los materiales sobrantes, así como descompactar las pistas que carezcan de uso o no se prevea utilizar a corto plazo. Las cunetas, zanjas y balsas, una vez finalizada su función, deberán ser restauradas y revegetadas según lo señalado anteriormente.

4.-Coordinación: Para la ejecución de las medidas preventivas y correctoras propuestas y para la restauración del medio natural, se deberá contar con el asesoramiento e indicaciones técnicas del Servicio Territorial de Medio Ambiente.

5.- Modificaciones: Cualquier variación en los parámetros o definición de las actuaciones proyectadas que pudiera producirse con posterioridad a esta Declaración de Impacto Ambiental, deberá contar con resolución favorable de la Delegación Territorial de la Junta de Castilla y León, sin perjuicio de la tramitación de las autorizaciones que en su caso procedan.

Se consideran exentas de esta notificación, a efectos ambientales, las modificaciones que se deriven de la aplicación de las medidas protectoras de esta Declaración.

6.- Programa de vigilancia ambiental: En el plazo de un mes a partir de la fecha de publicación de esta Declaración, deberá presentarse ante los Servicios Territoriales de Industria, Comercio y Turismo, y de Medio Ambiente un anexo al programa de vigilancia ambiental, que incluya los aspectos derivados del condicionado de esta Declaración.

7.- Informes periódicos: Deberá presentarse anualmente, desde la fecha de esta Declaración, un informe sobre el desarrollo del programa de vigilancia ambiental y sobre la marcha de los trabajos de restauración a los Servicios Territoriales de Industria, Comercio y Turismo, y de Medio Ambiente, así como un informe final de restauración.

8.- Garantías: Se exigirán garantías suficientes para el cumplimiento de las medidas protectoras y la restauración de los terrenos afectados, conforme a lo establecido en el Real Decreto 975/2009, de 12 de junio, sobre gestión de los residuos de las industrias extractivas y de protección y rehabilitación del espacio afectado por actividades mineras. La fijación del aval será acorde con la Instrucción, de 16 de junio de 2011, de la Dirección General de Energía y Minas, relativa a los avales de restauración de explotaciones mineras.

9.- Seguimiento y vigilancia: El seguimiento y vigilancia del cumplimiento de lo establecido en esta Declaración de Impacto Ambiental corresponde a los órganos competentes para la autorización del proyecto, en particular la Consejería de Economía y Empleo, sin perjuicio de la alta inspección que se atribuye a la Consejería de Fomento y Medio Ambiente como órgano ambiental, que podrá recabar información de aquéllos al respecto, así como efectuar las comprobaciones necesarias en orden a verificar el cumplimiento del condicionado.

10.- Caducidad de la DIA.- Conforme se indica en el artículo 14.1 del Texto Refundido de la Ley de Evaluación de Impacto Ambiental de Proyectos, aprobado mediante Real Decreto Legislativo 1/2008, de 11 de enero, esta Declaración de Impacto Ambiental caducará en el plazo de 5 años si no se hubiese comenzado su ejecución.

No obstante lo dispuesto en el párrafo anterior, el órgano ambiental podrá resolver, a solicitud del promotor, que dicha Declaración sigue vigente si no se hubieran producido cambios sustanciales en los elementos esenciales que sirvieron de base para realizar la Evaluación de Impacto Ambiental.

11.-Publicidad del documento autorizado: El órgano sustantivo que adopte la autorización o aprobación de la actuación a que se refiere esta Declaración de Impacto Ambiental deberá poner a disposición del público la información incluida en el artículo 15 del Real Decreto Legislativo 1/2008, de 11 de enero, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley de Evaluación de Impacto Ambiental.


No hay versiones para esta norma