Resolución de Tribunal Económico-Administrativo Foral de Álava de 11 de Septiembre de 1998

TIEMPO DE LECTURA:

  • Órgano: Tribunal Económico-Administrativo Foral de Álava
  • Fecha: 11 de Septiembre de 1998
  • Núm. Resolución: R980132

Resumen

El reclamante no ha acreditado las graves dificultades económicas que le obligaron a enajenar su vivienda habitual, por lo que no puede exonerarse de gravamen el incremento de patrimonio generado por la venta de la misma.

La providencia de apremio impugnada es conforme a derecho, ya que, ni el reclamante alega ni del expediente se deduce, la concurrencia de causa alguna por la que proceda la anulación del procedimiento ejecutivo.

Descripción

En Vitoria-Gasteiz, a once de setiembre de mil novecientos noventa y ocho.- Vistas ante este Organismo Jurídico Administrativo de Álava la reclamación económico-administrativa núm. 108/94 y su acumulada 245/97, interpuestas por D. , contra resolución, de marzo de 1.994, del Jefe de Sección del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, desestimatoria de recurso de reposición impugnatorio de liquidación girada por dicho Impuesto, ejercicio 1992, y contra providencia de apremio dictada por falta de pago de la cuota derivada de la misma; cuantía 466.154 ptas.

ANTECEDENTES DE HECHO

Primero.- El reclamante presentó la autoliquidación del Impuesto y ejercicio citados, en la que, por lo que interesa en el presente expediente, declaró un incremento de patrimonio, exento por reinversión, derivado de la venta de una vivienda sita en .

Segundo.- La Oficina Gestora del Impuesto practicó liquidación considerando no exento dicho incremento. Contra la misma el interesado interpuso recurso de reposición, el cual fue desestimado por la resolución de referencia en base a que entre las fechas de compra (14 de enero de 1991) y de venta (3 de julio de 1992) de la referida vivienda no había transcurrido el plazo de tres años que exige la normativa para calificarla como residencia habitual, requisito necesario para la exención.

Tercero.- Contra la misma, el Sr. interpone reclamación económico-administrativa, solicitando se anularan los actos impugnados en base a las siguientes alegaciones: 1.- La venta de la vivienda antes de transcurridos tres años desde su compra vino impuesta por la mala marcha del negocio del que es titular; 2.- El 1 de diciembre de 1993, es decir, en el plazo de los dos años siguientes al de la venta de la anterior, firmó un contrato de compra de otra vivienda; y 3.- Por ello cumple los requisitos exigidos en la normativa del impuesto para la exención del incremento de patrimonio.

Cuarto.- Ante la falta de ingreso de la deuda derivada de la anteriormente citada liquidación, el Director de Hacienda de la Diputación Foral de Álava dictó providencia de apremio el 21 de octubre de 1997, la cual fue impugnada por el sujeto pasivo ante este Organismo Jurídico Administrativo en la reclamación núm. 245/97, reiterando las alegaciones formuladas frente al acto liquidatorio.

Quinto.- Mediante Acuerdo de 16 de junio de 1998, este Tribunal interesó al reclamante la aportación de documentación que acreditara las dificultades económicas por él alegadas y que le obligaron a enajenar la vivienda en 1992. Transcurrido el plazo concedido, el interesado no compareció.

Sexto.- En la sustanciación de las presentes actuaciones se han observado todos los trámites y prescripciones del Reglamento de procedimiento en las reclamaciones económico-administrativas.

FUNDAMENTOS DE DERECHO

Primero.- Las cuestiones a resolver en las presentes reclamaciones son: 1ª.- Si el incremento de patrimonio generado como consecuencia de la enajenación en 1992 de la vivienda sita en está o no exento del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas; y 2ª.- Si la providencia de apremio dictada por falta de pago de la cuota derivada de la liquidación girada por dichos Impuesto y año, es o no conforme a derecho.

Segundo.- El art. 50 de la Norma Foral 24/1991, de 11 de diciembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, dispone que'Se excluirán de gravamen los incrementos de patrimonio obtenidos por la transmisión de la vivienda habitual del sujeto pasivo, siempre que el importe total de la misma se reinvierta en la adquisición de una nueva vivienda habitual en las condiciones que reglamentariamente se determinen.'

De dicho precepto se deduce que el requisito fundamental para que se excluya de gravamen el incremento de patrimonio generado por la enajenación de una vivienda cuando el importe de la venta se reinvierte en la adquisición de una nueva, es que la que se enajena y la que se adquiere tengan el carácter de residencia habitual del contribuyente, para lo cual habrá de tomarse en consideración, según lo dispuesto por el art. 10.Uno del Reglamento del Impuesto, de 10 de marzo de 1992, el concepto definido por el art. 34 de dicho Reglamento:'Se entenderá por vivienda habitual la edificación que constituya la residencia del sujeto pasivo durante un plazo continuado de, al menos, tres años. No obstante, se entenderá que la vivienda tuvo el carácter de habitual cuando, a pesar de no haber transcurrido dicho plazo, concurran circunstancias que necesariamente exijan el cambio de domicilio.'

Tercero.- En el caso que nos ocupa y admitiendo el cumplimiento del requisito consistente en la adquisición de una nueva vivienda en el plazo de los dos años siguientes a la enajenación de la anterior, el propio reclamante ha reconocido que la vivienda transmitida no constituyó su residencia habitual durante tres años, por lo que la exención o no del incremento de patrimonio vendrá determinada por si puede considerarse que concurre alguna circunstancia que necesariamente exigió la venta.

Al efecto, y ante la falta de delimitación legal o reglamentaria de cuáles son las circunstancias que necesariamente exigen el cambio de vivienda, la doctrina y la jurisprudencia, además de reconocer como tales el traslado del lugar de trabajo de un municipio a otro, la separación conyugal, el aumento de familia, la enfermedad, etc., han venido señalando que no es suficiente la mera existencia de cualquier circunstancia, sino que ha de tratarse de alguna que sea ajena a la simple voluntad o conveniencia del sujeto pasivo.

Cuarto.- Sin perjuicio de que en la circunstancia alegada podría concurrir la necesidad que exige la normativa del Impuesto, lo cierto es que, a pesar del requerimiento expreso formulado por este Tribunal (Antecedente de Hecho quinto), el reclamante no ha probado las graves dificultades económicas que le obligaron a enajenar la vivienda, lo que, al contravenir lo previsto en el art. 111 de la Norma Foral General Tributaria de Álava, de 31 de mayo de 1981, ('tanto en el procedimiento de gestión como en el de resolución de reclamaciones, quien haga valer su derecho deberá probar los hechos normalmente constitutivos del mismo'), implica la confirmación de la liquidación que sometió a gravamen el incremento de patrimonio generado por la enajenación de la referida vivienda.

Quinto.- En relación a la segunda de las cuestiones enunciadas, hay que señalar que en la resolución de la misma sólo pueden tenerse en cuenta los motivos tasados por los que procede impugnar la providencia de apremio, que no son otros que los establecidos en el art. 129 de Reglamento General de Recaudación del Territorio Histórico de Álava, aprobado por el Decreto Foral 48/1994, del Consejo de Diputados de 10 de mayo: 1.a) prescripción; b) anulación, suspensión o falta de notificación reglamentaria de la liquidación; c) pago o aplazamiento en período voluntario; d) defecto formal en el título expedido para la ejecución; y 2) falta de providencia de apremio.

Sexto.- En el presente supuesto, el interesado no alega ninguno de los motivos previstos en el citado precepto, ni del expediente administrativo se deduce la concurrencia de alguno de ellos, por lo que procede desestimar su pretensión y confirmar la providencia de apremio impugnada, por ser conforme a derecho.

Vistos los preceptos legales citados y demás de general y pertinente aplicación.

El Organismo Jurídico Administrativo de Álava, conociendo de la reclamación económico-administrativa núm. 108/94 y su acumulada 245/97, interpuestas por D. , contra resolución, de marzo de 1.994, del Jefe de Sección del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, desestimatoria de recurso de reposición impugnatorio de liquidación girada por dicho Impuesto, ejercicio 1992, y contra providencia de apremio dictada por falta de pago de la cuota derivada de la misma,RESUELVEDESESTIMAR las mismas y confirmar los actos administrativos impugnados, por ser conformes a Derecho.

Providencia de apremio
Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas
Vivienda habitual
Liquidación girada
Cuota impagada
Residencia habitual
Autoliquidaciones tributarias
Residencia habitual del sujeto pasivo
Venta de la vivienda habitual
Residencia
Traslado de domicilio
Voluntad
Falta de notificación
Acto administrativo impugnado
Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados