Resolución de Tribunal Económico-Administrativo Foral de Bizkaia, 11278 de 15 de Julio de 2005

TIEMPO DE LECTURA:

  • Órgano: Tribunal Económico-Administrativo Foral de Bizkaia
  • Fecha: 15 de Julio de 2005

Normativa

Arts. 16 y 51 de la Norma Foral 10/1998, de 21 de diciembre.
Anexo 1 de la Orden Foral 3700/2003, de 21 de noviembre.

Resumen

Incrementos salariales de años anteriores por aprobación de convenio colectivo. Forma de remitir la información el empleador.

Cuestión

Como consecuencia de la entrada en vigor del nuevo Convenio Colectivo, suscrito el 17 de diciembre de 2004, los empleados de la entidad bancaria consultante han percibido en marzo de 2005 determinados incrementos salariales correspondientes a 2002, 2003 y 2004. Se desea conocer:

1/ El tratamiento tributario a efectos del IRPF de los importes percibidos por los trabajadores en 2005, en concepto de mejoras salariales correspondientes a los años 2002, 2003 y 2004.

2/ La forma en que debe remitir la información la entidad bancaria pagadora en su resumen anual de retenciones.

Descripción

1/ Por resolución de la Dirección General de Trabajo de 8 de febrero de 2005 se dispuso la inscripción en el registro y publicación del Convenio Colectivo objeto de consulta, suscrito por las partes con fecha 17 de diciembre de 2004. De conformidad con lo establecido en su artículo 4, el Convenio entró en vigor el día 21 de febrero de 2005 (fecha de su publicación en el BOE), finalizando sus efectos el 31 de diciembre del mismo año. En lo que afecta a la cuestión planteada, el artículo 8 del citado Convenio reconoce, entre otras mejoras, determinados incrementos salariales para los años 2002, 2003 y 2004, que se abonarán a todos los empleados en activo en cada uno de los ejercicios indicados, en proporción al tiempo trabajado durante los mismos. Aun cuando estos incrementos se declaran exigibles a partir de la firma del Convenio, para la materialización de su pago el propio acuerdo exige estar a lo dispuesto en el artículo 4 del Convenio, es decir, a su entrada en vigor con la publicación en el BOE.

Respecto a la imputación temporal de los importes satisfechos a los trabajadores  por el concepto consultado, resulta de aplicación la Norma Foral 10/1998, de 21 de diciembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (NFIRPF), cuyo artículo 51 establece que: '1. Con carácter general, los ingresos y gastos que determinan las rentas a incluir en la base del Impuesto se imputarán, sin perjuicio de lo establecido en esta Norma Foral, al período impositivo en que se hubiesen devengado los unos y producidos los otros, con independencia del momento en que se realicen los correspondientes cobros y pagos. En particular, serán de aplicación los siguientes criterios: a) Los rendimientos del trabajo y del capital se imputarán al período impositivo en que sean exigibles por su perceptor. (...) 2. Reglas especiales: (...) b) Cuando por circunstancias justificadas no imputables al contribuyente, los rendimientos derivados del trabajo se perciban en períodos impositivos distintos a aquéllos en que fueron exigibles, se imputarán a éstos, practicándose, en su caso, una declaración liquidación complementaria, sin sanción ni intereses de demora ni recargo alguno. Cuando concurran las circunstancias previstas en la letra a) anterior, los rendimientos se considerarán exigibles en el período impositivo en que la resolución judicial adquiera firmeza. La declaración a que se ha hecho referencia en el párrafo anterior se presentará en el plazo que media entre la fecha en que se perciban y el final del plazo siguiente de declaración por este impuesto. (...)'.

Por su parte, el artículo 16 de la misma NFIRPF dispone que: '1. El rendimiento íntegro del trabajo estará constituido, con carácter general, por la totalidad de los rendimientos definidos en el artículo anterior. 2. No obstante, en los supuestos que se relacionan en este apartado, el rendimiento íntegro del trabajo se obtendrá por la aplicación de los siguientes porcentajes al importe total de los rendimientos definidos en el artículo anterior: a) Cuando los rendimientos de trabajo tengan un período de generación superior a dos años y no se obtengan de forma periódica o recurrente, el 60 por 100; este porcentaje será del 50 por 100 en el supuesto de que el período de generación sea superior a 5 años o se califiquen reglamentariamente como obtenidos de forma notoriamente irregular en el tiempo. El cómputo del período de generación, en el caso de que estos rendimientos se cobren de forma fraccionada, deberá tener en cuenta el número de años de fraccionamiento, en los términos que reglamentariamente se establezcan'.

En el presente caso, cabe entender que, de acuerdo con lo dispuesto en los artículos 4 y 8 del Convenio Colectivo, aun cuando el derecho a la percepción de las cantidades sobre las que se consulta se reconoce a los empleados desde la fecha de suscripción del Convenio, para la materialización de su pago (y consecuentemente, para la exigibilidad del mismo) se debe estar al momento de la publicación del citado Convenio en el BOE. Consecuentemente, en la medida en que dicha publicación ha tenido lugar en 2005, será éste el ejercicio en que los trabajadores deban declarar las cantidades percibidas como consecuencia de las mejoras salariales sobre las que se pregunta. En particular, en el supuesto de hecho planteado no estamos ante rendimientos que se hayan percibido por los trabajadores en un período impositivo distinto a aquéllos en los que resultaron exigibles, toda vez que el derecho a su percepción no puede entenderse previo a la entrada en vigor del Convenio Colectivo del que traen causa, por lo que el pago de los importes correspondiente no resulta exigible sino en 2005, siendo por lo tanto imputables a este ejercicio.

No obstante, el hecho de que las mejoras salariales correspondientes a 2002, 2003 y 2004 deban imputarse en el período en que resultan exigibles (2005), no quiere decir que la renta así obtenida no tenga período de generación, a los efectos de lo establecido en el arriba mencionado artículo 16.2 de la NFIRPF. En concreto, este período de generación vendrá dado por el número de años, computados de fecha a fecha, que se tomen en consideración de cara al cálculo de la cuantía total que debe satisfacerse a cada empleado. En el supuesto planteado, el período de generación máximo, correspondiente a los trabajadores con derecho a percibir los importes derivados de los incrementos salariales desde el 1 de enero de 2002 hasta el 31 de diciembre de 2004, sería de 3 años completos. Consecuentemente, el rendimiento íntegro del trabajo que deberán computar estos empleados será igual al 60 por 100 del importe total percibido por el citado concepto. Esta misma regla se aplicará, igualmente, a los demás trabajadores para quienes el período de generación de la renta percibida resulte superior a dos años.

2/ Respecto a la segunda cuestión planteada en el escrito de consulta, cabe señalar que los rendimientos derivados de los incrementos salariales objeto de consulta, así como las retenciones practicadas sobre los mismos, deben incluirse en los Modelos 110 y 190 correspondientes al período en que se han abonado. Ahora bien, en relación con la presentación del Modelo 190, - resumen anual de retenciones e ingresos a cuenta sobre rendimientos del trabajo, de actividades económicas y de premios- aprobado por Orden Foral 3700/2003, de 21 de noviembre, conviene tener en cuenta las instrucciones aprobadas para su cumplimentación, que figuran en el Anexo I de la citada Orden Foral. Éstas, en su redacción dada por el Anexo I de la Orden Foral 3503/2004, de 29 de diciembre, señalan que: 'Datos de las percepciones. Casilla Ejercicio de devengo: únicamente se cumplimentará esta casilla en los siguientes supuestos: a) cuando alguna de las percepciones relacionadas en el resumen anual se refiera a cantidades satisfechas en concepto de atrasos cuyo devengo corresponda a ejercicios anteriores. b) Cuando se incluyan en el modelo 190 los datos relativos a cantidades reintegradas por sus perceptores o perceptoras en el ejercicio como consecuencia de haber sido indebida o excesivamente percibidas en ejercicios anteriores'. Por lo tanto, toda vez que, como se ha indicado más arriba, los incrementos salariales objeto de consulta deben entenderse devengados en 2005, la entidad pagadora no tendrá que cumplimentar la casilla 'Ejercicio de devengo' del Modelo 190 en relación con los mismos. Por otro lado, si de conformidad con lo recogido en el apartado anterior de esta respuesta, cabe entender que las cantidades satisfechas a cada empleado tienen para él un período de generación superior a dos años, deberá atenderse a lo dispuesto en las citadas Instrucciones en relación con la casilla correspondiente a las cantidades no integradas (irregular), es decir, que deberá tenerse en cuenta que: 'Si entre las percepciones dinerarias se han incluido rendimientos que tengan un período de generación superior a dos años y no se obtengan de forma periódica o recurrente se consignará en esta casilla el 40 % de dichos rendimientos íntegros. 2. Si entre las percepciones dinerarias se han incluido rendimientos calificados como irregulares por el artículo 7 del Decreto Foral 132/2002, de 29 de julio o rendimientos cuyo período de generación es superior a cinco años se consignará en dicha casilla el 50 % de dichos rendimientos íntegros'.

Período impositivo
Convenio colectivo
Incremento salarial
Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas
Rendimientos del trabajo
Rendimientos íntegros del trabajo
Inscripción registral
Publicación del Convenio Colectivo
Imputación temporal
Intereses de demora
Modelo 564. Impuesto sobre Hidrocarburos
Declaraciones-autoliquidaciones
Modelo 190. Resumen anual de retenciones e ingresos a cuenta
Retenciones e ingresos a cuenta
Actividades económicas
Premios
Rendimientos íntegros

No se han encontrado resultados...

Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Imputación temporal de la indemnización por despido

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 24/11/2021

    Tenemos tres vías para llevar a cabo la imputación a un período impositivo de las indemnización por despido:Con carácter general, en el momento en que resulten exigibles.Cuando medie resolución judicial, en el momento en que dicha resolución ...

  • Imputación temporal (IRPF)

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 17/12/2020

    El Art. 14 ,LIRPF en su apartado primero define las reglas generales de imputación temporal siguientes:Rendimientos de trabajo y capital: se imputarán al periodo impositivo en que sean exigibles por su perceptor, con independencia de los cobros....

  • Modalidades de pago de la indemnización en un despido colectivo

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 25/11/2021

    Como modalidades de percepción de la renta tenemos las siguientes:Pago de una renta mensual o periódica.Instrumentalización a través de un seguro.Pago fraccionado de la indemnización.Pago único de la indemnización.¿Cuáles son las modal...

  • Tributación del exceso del límite de renta exenta (indemnización por despido)

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 25/11/2021

    Deberá imputarse el exceso como rendimientos íntegros del trabajo.Si existe un exceso del límite de renta exenta, ¿cómo tributa dicho exceso?El último fleco suelto a la hora de hablar de la limitación de la cuantía de renta considerada como ...

  • Absorción y compensación de salarios

    Orden: Laboral Fecha última revisión: 04/02/2022

    El art. 26.5 del Estatuto de los Trabajadores establece que «operará la compensación y absorción cuando los salarios realmente abonados, en su conjunto y cómputo anual, sean más favorables para los trabajadores que los fijados en el orden norm...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados

Libros y cursos relacionados