Resolución de Tribunal Economico Administrativo Comunidad Foral de Navarra, 980298 de 10 de Enero de 2002

TIEMPO DE LECTURA:

  • Órgano: Tribunal Economico Administrativo Comunidad Foral de Navarra
  • Fecha: 10 de Enero de 2002
  • Núm. Resolución: 980298

Resumen

Se aduce que la exigencia de acreditación de las condiciones para el disfrute de la deducción por cambio de automóvil puede ser con posterioridad a la matriculación del vehículo nuevo. Se estima el recurso. Aunque en la ley se exija tal acreditación al tiempo de la presentación de la declaración, no es obstáculo para el goce de la deducción, la prueba, en cualquier momento, de que concurrían, al tiempo de devengo del impuesto, las condiciones para la práctica de la misma.

Cuestión

Momento de acreditación del cumplimiento de las condiciones para la deducción por cambio de vehículo.

Contestación

Visto escrito presentado por Don (?), con D.N.I. número (?) y domicilio en Pamplona, en relación con liquidación provisional girada por el Impuesto Especial sobre Determinados Medios de Transporte.

ANTECEDENTES DE HECHO

PRIMERO.- El ahora recurrente adquirió un vehículo marca Citroën modelo Xantia, al que le fue asignada la matrícula (?). Presentada declaración-liquidación por el Impuesto sobre Determinados Medios de Transporte, pretendió acogerse a la deducción prevista en el artículo 47 bis de la Ley 20/1992, de 30 de diciembre, en la redacción dada a este precepto por el Decreto Foral 304/1997, de 20 de octubre, pero sin aportar la documentación a la que se alude tanto en el apartado 3 de dicho artículo 47 bis, como en la Disposición Adicional Segunda del Decreto Foral 304/1997, de 20 de octubre.

SEGUNDO.- Practicada liquidación provisional en la que no se admitió la mencionada deducción, y tras alguna vicisitud impugnatoria que dio lugar a su rechazo por la Sección gestora, viene ahora el interesado a interponer reclamación económico-administrativa ante este Tribunal mediante escrito con fecha de entrada en el Departamento de Economía y Hacienda, de (...) de abril de 1998, señalando que la exigencia legal de acreditación de las condiciones para el disfrute de la deducción al tiempo de la presentación de la declaración-liquidación no debe suponer obstáculo para el goce de la deducción; es decir, que aun cuando se presente la documentación acreditativa con posterioridad a la matriculación del vehículo nuevo, no debe privarse por ello al interesado de la deducción. Solicita, pues, sea anulada la liquidación practicada y se gire otra en la que se tome en consideración la deducción pretendida.

FUNDAMENTOS DE DERECHO

PRIMERO.- Ha de declararse la competencia de este Tribunal para el conocimiento y resolución de la reclamación económico-administrativa interpuesta, dada la naturaleza del acto administrativo impugnado, en virtud de lo que disponen los artículos 154 y 155 de la Ley Foral 13/2000, de 14 de diciembre, General Tributaria, y 18 y 19 del Reglamento del recurso de reposición y de las impugnaciones económico-administrativas de la Administración de la Comunidad Foral de Navarra, aprobado por Decreto Foral 178/2001, de 2 de julio, habiendo sido formulada en tiempo hábil y por persona debidamente legitimada al efecto.

SEGUNDO.- El artículo 47 bis de la Ley Foral 20/1992, de 30 de diciembre, de Impuestos Especiales, en la redacción dada a este precepto por el Decreto Foral 304/1997, de 30 de octubre, establece lo siguiente:

?1. Los sujetos pasivos que sean titulares de un vehículo automóvil de turismo usado que cumpla las condiciones establecidas en el número 2 siguiente, tendrán derecho a practicar en la cuota del Impuesto exigible con ocasión de la primera matriculación definitiva de un vehículo automóvil de turismo nuevo a su nombre, una deducción cuyo importe, que en ningún caso excederá del de la propia cuota, será de 80.000 pesetas. Para beneficiarse de esta deducción los sujetos pasivos deberán haber sido titulares de vehículo automóvil de turismo usado a que se refiere el número siguiente desde al menos nueve meses antes de la primera matriculación definitiva del vehículo automóvil de turismo nuevo.

2. El vehículo automóvil de turismo usado al que se refiere el número anterior deberá:

a) Tener, en el momento en que sea aplicable la deducción a que se refiere este artículo, una antigüedad igual o superior a 10 años. Dicha antigüedad desde la fecha en que hubiera sido objeto de su primera matriculación definitiva en España.

b) Haber sido dado de baja definitiva para desguace y no haber transcurrido más de 6 meses desde dicha baja hasta la matriculación del vehículo automóvil de turismo nuevo.

3. Los requisitos anteriores se acreditarán en el momento de efectuar la primera matriculación definitiva del vehículo automóvil de turismo nuevo, adjuntando al justificante de ingreso del impuesto el documento acreditativo de la baja definitiva del correspondiente vehículo automóvil de turismo usado, expedido por la Dirección General de Tráfico o los correspondientes órganos dependientes de la misma?.

Por su parte, la Disposición Adicional Segunda del Decreto Foral 304/1997, de 20 de octubre, dispone lo siguiente:

?Los sujetos pasivos que se acojan a la deducción prevista en el artículo 47 bis de la Ley Foral 20/1992, de 30 de diciembre, de Impuestos Especiales, deberán presentar la respectiva declaración-liquidación en la Sección gestora del Impuesto, acompañada de los documentos acreditativos de la baja definitiva del correspondiente vehículo automóvil y del cumplimiento del resto de requisitos. Comprobada la procedencia de la aplicación de la referida deducción se devolverán al declarante los tres ejemplares de su declaración-liquidación, debidamente sellados, para que proceda a efectuar el ingreso de la cuota del Impuesto y posterior matriculación del nuevo vehículo automóvil?.

Pues bien: habiendo reconocido el interesado que no cumplió con lo marcado en las disposiciones antes transcritas, cumple ahora examinar si el puro incumplimiento de los requisitos formales a que se alude en las anteriores disposiciones puede dar lugar a la pérdida del derecho a la deducción.

En este sentido, ha de recordarse que el Organo de Informe y Resolución en Materia Tributaria (predecesor de este Tribunal Económico-Administrativo Foral) dijo en innumerables ocasiones, a propósito de la exención del Impuesto Especial sobre Determinados Medios de Transporte establecida en favor de minusválidos (vid., v. gr., Acuerdo de 1 de julio de 1999, entre otros), que el disfrute de aquella exención está condicionado al previo reconocimiento de la misma por parte de la Administración Tributaria, previo reconocimiento que exige la presentación de certificado de minusvalía o invalidez, de modo tal que si no se cumple con tal exigencia con anterioridad a la solicitud de primera matriculación definitiva del vehículo, no es posible disfrutar de la exención, ya que la normativa vigente impone una carga de actividad procedimental que incumbe al propio sujeto pasivo. Dicha opinión ha venido a ser, sin embargo, contradicha por el Tribunal Superior de Justicia de Navarra en Sentencia de 17 de abril de 2000, que establece que si el sujeto pasivo reúne los requisitos para disfrutar de la exención, la omisión de ese previo reconocimiento no debe privarle del goce de la misma, reconduciéndose la cuestión al instituto de la devolución de ingresos indebidos, criterio sostenido también por el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía en Sentencia de 18 de septiembre de 1992, aunque en el mismo sentido que el Organo de Informe y Resolución en Materia Tributaria se pronunciaron el Tribunal Superior de Justicia de la Región de Murcia (Sentencia de 24 de mayo de 1993) y el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (Sentencia de 30 de septiembre de 1996), refiriéndose las últimas tres Sentencias a la solicitud de aplicación del tipo reducido del Impuesto sobre el Valor Añadido, con similares exigencias al ahora examinado Impuesto Especial sobre Determinados Vehículos de Transporte.

Pues bien: se ha traído a colación la explicación anterior para decir a continuación que el supuesto que se somete ahora a nuestra consideración no es comparable al del previo reconocimiento de la exención en favor de minusválidos en este mismo Impuesto sobre Determinados Medios de Transporte, y ello porque lo que aquí se ventila es un puro problema de prueba de concurrencia de las condiciones que se marcan en el artículo 47 bis para el disfrute de la deducción, sin necesidad del dictado de acto administrativo alguno por parte de la Administración reconociendo la procedencia de la deducción. No puede negarse que la Sección gestora ha obrado con un escrupuloso respeto al contenido de las disposiciones de la Ley Foral 20/1992 y del Decreto Foral 304/1997, de 20 de octubre. Pero lo cierto es que aunque la norma exija la acreditación de las condiciones para el disfrute del derecho a la deducción al tiempo de la presentación de la correspondiente declaración-liquidación la aplicación de los principios generales del Derecho debe permitir en cualquier momento la prueba de que concurrían al tiempo del devengo del Impuesto las condiciones para la práctica de la deducción solicitada. Ciertamente, lo anterior puede suponer un quebranto de la necesaria normalización de la gestión administrativa, pero tampoco es posible subordinar esa normalización del actuar administrativo al superior valor que suponen los derechos de los contribuyentes, cuando se hallen debidamente probados. Y a lo anterior ha de añadirse, además, que la norma no prevé la pérdida definitiva de la deducción en el caso de que no se haya cumplido con la exigencia de la tempestiva acreditación de las circunstancias fundamentadoras de la deducción.

Y así, consta fehacientemente en el presente caso que el sujeto pasivo dio de baja su viejo vehículo en (?) de noviembre de 1997, que la matriculación del nuevo vehículo se produjo en (?) de noviembre de 1997, que el viejo vehículo tenía una antigüedad superior a diez años (fue matriculado en (?) de diciembre de 1984) y que era titular de dicho viejo vehículo desde, al menos, nueve meses antes de la primera matriculación definitiva del vehículo automóvil de turismo nuevo (lo adquirió de su anterior titular en (?) de marzo de 1988), de modo que cumpliéndose las condiciones que se marcan en el artículo 47 bis de la Ley Foral 20/1992, de 30 de diciembre, nada debe impedir la práctica de la deducción solicitada.

Y, en consecuencia, este Tribunal, en sesión celebrada en el día de la fecha arriba indicada, acuerda estimar la reclamación económico-administrativa interpuesta por Don (?) contra liquidación provisional practicada por el Impuesto Especial sobre Determinados Medios de Transporte con motivo de la matriculación del vehículo (?), que deberá ser anulada y sustituida por otra en la que habrá de contemplarse la deducción de 80.000 pesetas respecto de la cuota, que prevé el artículo 47 bis de la Ley Foral 20/1992, de 30 de diciembre, de Impuestos Especiales.

Automóviles de turismo
Declaraciones-autoliquidaciones
Modelo 564. Impuesto sobre Hidrocarburos
Matriculación del vehículo
Liquidación provisional del impuesto
Impuestos especiales
Impuesto Especial sobre determinados Medios de Transporte
Devengo del Impuesto
Medios de transporte
Acto administrativo impugnado
Discapacitados
Dirección General de Tráfico
Minusvalía
Discapacidad
Pérdida del derecho a deducción
Reintegro de prestación indebida
Devolución de ingresos indebidos
Omisión
Tipo reducido
Impuesto sobre el Valor Añadido

No se han encontrado resultados...

Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Liquidación del IVA

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 15/01/2019

    Por regla general, el periodo de liquidación del IVA coincide con el trimestre natural, teniendo que presentar la declaración-liquidación durante los 20 primeros días naturales del mes siguiente al periodo de liquidación, esto es, del 1 al 20 de...

  • Impuesto Especial sobre Determinados Medios de Transporte (IEDMT)

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 19/12/2016

    Impuesto Especial sobre Determinados Medios de Transporte: Regulado en la Ley 38/1992, de 28 de diciembre de Impuestos Especiales, artículos 65 a 74.NOVEDADES: Orden HFP/1895/2016, de 14 de diciembre, aprobando lo precios medios de venta aplicables...

  • Requisitos temporales deducciones (IVA)

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 02/05/2016

    En las declaraciones-liquidaciones correspondientes a cada uno de los períodos de liquidación, los sujetos pasivos podrán deducir globalmente el montante total de las cuotas deducibles soportadas en dicho período del importe total de las cuotas d...

  • Rectificación de las cuotas repercutidas (IVA)

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 02/05/2016

    Los sujetos pasivos deberán efectuar la rectificación de las cuotas impositivas repercutidas cuando el importe de las mismas se hubiese determinado incorrectamente o se produzcan las circunstancias que dan lugar a la modificación de la base imponi...

  • Requisitos formales deducciones (IVA)

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 02/05/2016

    Solamente se podrá ejercitar el derecho a deducción quienes estén en posesión del documento justificativo de su derecho (Art. 97 ,LIVA). A estos efectos, únicamente se considerarán documentos justificativos del derecho a la deducción los sigu...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados

Libros Relacionados