Efectos de la declaración de concurso

Pertenece al Grupo
Incluídos en este Concepto
Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Efectos de la declaración de concurso sobre el deudor

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 01/02/2016

    Desde el punto de vista del deudor, el mismo no va a poder desarrollar su actividad tal y como lo venía haciendo con anterioridad a la declaración de concurso, pues la misma se traduce para él en una limitación de facultades, tanto desde el punto...

  • Estatuto jurídico de la administración concursal.

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 01/02/2016

    El ejercicio del cargo de administrador concursal puede calificarse como un supuesto de ejercicio privado de funciones públicas. En este caso, el administrador es un profesional que actúa en nombre propio, sin que su actividad sea imputable a una a...

  • Fase de liquidación del concurso de acreedores

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 01/02/2016

    La fase de liquidación se configura en la Ley Concursal como una solución subsidiaria del concurso.  NOVEDAD: Ley 9/2015, de 25 de mayo, de medidas urgentes en materia concursal. Se modifican varios preceptos de la Ley Concursal, relativos al conv...

  • Aspectos generales de la Ley Concursal

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 17/11/2016

    El derecho concursal es la rama del derecho orientada a regular la situación excepcional en que se encuentra el deudor que no puede hacer frente a sus obligaciones. Comprende el estudio y regulación de la problemática del deudor en crisis, o la pr...

  • Aspectos procesales del concurso

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 29/07/2015

    La Ley Concursal ha creado un nuevo instituto, el concurso, que será aplicable a todo tipo de deudores, con independencia de su condición de comerciantes, y que tendrá un único presupuesto objetivo que es la insolvencia del deudor, entendida ést...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Estado: Redacción actual VIGENTE
  • Orden: Mercantil
  • Fecha última revisión: 01/02/2016

La declaración del concurso produce una serie de efectos, los cuales se regulan en el Título III de la Ley Concursal (De los efectos de la declaración de concurso), que se divide a su vez en cuatro Capítulos.

  • Capítulo I: se regulan los efectos que la declaración produce sobre el deudor (Art. 40-48 ,Ley Concursal)
  • Capítulo II:  relativo a  los efectos sobre los acreedores, subdividido a su vez en tres secciones:

- Sección 1ª, de la integración de los acreedores en la masa pasiva (Art. 49 ,Ley Concursal),

-Sección 2ª, de los efectos sobre las acciones individuales (Art. 50-57 ,Ley Concursal)

-Sección 3ª, de los efectos sobre los créditos en particular (Art. 58-60 ,Ley Concursal)

  • Capítulo III, de los efectos sobre los contratos (Art. 61-70 ,Ley Concursal)
  • Capítulo IV: efectos sobre aquellos actos que resulten perjudiciales para la masa activa (Art. 71-73 ,Ley Concursal).

 

 

En lo referente a los efectos que la declaración del concurso produce sobre el deudor, éstos dependerán de si el concurso es voluntario o necesario.

Con carácter general, y tal y como dispone el Art. 40 ,Ley Concursal, en caso de concurso voluntario, las facultades de administración y disposición del deudor sobre su patrimonio quedan sometidas a un régimen de intervención por parte de los administradores concursales; y el deudor precisará de la autorización de la administración concursal para el ejercicio de las citadas facultades.

En caso de concurso necesario, también con carácter general, las facultades de administración y disposición del deudor sobre su patrimonio quedan suspendidas, y éste será sustituido por los administradores concursales, que ocuparán el lugar del concursado en el ejercicio de dichas facultades.

No obstante, el Juez podrá acordar, de forma motivada, un régimen más estricto, con suspensión de facultades, en determinados supuestos de concurso voluntario y, viceversa; un régimen de mera intervención en determinados casos de concurso necesario.

El Juez podrá, además, acordar en cualquier momento el cambio de situación sobre las facultades del deudor sobre su patrimonio, excepto en el supuesto de concurso de la herencia; en el que corresponderá, sin posibilidad de cambio, el ejercicio de las facultades de administración y disposición sobre la misma a la Administración Concursal.

El Art. 41 ,Ley Concursal se refiere a los efectos que la declaración del concurso produce sobre los derechos y libertades fundamentales del deudor en los siguientes términos: “Los efectos de la declaración de concurso sobre los derechos y libertades fundamentales del deudor en materia de correspondencia, residencia y libre circulación serán los establecidos en la Ley Orgánica para la Reforma Concursal.”

Un vez declarado el concurso, el deudor queda obligado a colaborar con el Juzgado y con la Administración Concursal cuantas veces sea requerido, tal y como señala el Art. 42 ,Ley Concursal; y deberá poner a disposición de la Administración concursal los libros obligatorios y cualquiera otra documentación relativa a su actividad patrimonial (Art. 45 ,Ley Concursal).

Además, subsiste en este caso, tal y como señala el Art. 46 ,Ley Concursal, la obligación de formular y auditar las cuentas anuales; que se llevará a cabo bien por el deudor, en caso de intervención, bien por la Administración concursal, en el supuesto de suspensión de las facultades del concursado.

El ejercicio de las facultades de administración y disposición sobre la masa activa del concurso, una vez declarado éste, atenderá siempre, se ejerza por quien se ejerza, a la finalidad de conservar dicha masa del modo más conveniente para los intereses del concurso, estableciendo el Art. 43 ,Ley Concursal que, hasta la aprobación judicial del convenio o la apertura de la liquidación, no se podrán enajenar o gravar los bienes y derechos que integran la masa activa sin autorización del juez.

Se exceptúan de lo dispuesto anteriormente: (1)

  1. actos de disposición que la administración concursal considere indispensables para garantizar la viabilidad de la empresa o las necesidades de tesorería que exija la continuidad del concurso. Deberá comunicarse inmediatamente al juez del concurso los actos realizados, acompañando la justificación de su necesidad.
  2. actos de disposición de bienes que no sean necesarios para la continuidad de la actividad cuando se presenten ofertas que coincidan sustancialmente con el valor que se les haya dado en el inventario. Se entenderá que esa coincidencia es sustancial si en el caso de inmuebles la diferencia es inferior a un diez por ciento y en el caso de muebles de un veinte por ciento, y no constare oferta superior. La administración concursal deberá comunicar inmediatamente al juez del concurso la oferta recibida y la justificación del carácter no necesario de los bienes. La oferta presentada quedará aprobada si en plazo de diez días no se presenta una superior.
  3. actos de disposición inherentes a la continuación de la actividad profesional o empresarial del deudor, en los términos establecidos en el Art. 44 ,Ley Concursal.

En el caso de transmisión de unidades productivas de bienes o servicios pertenecientes al concursado se estará a lo dispuesto por los Art. 146 ,Ley Concursal bis y Art. 149 ,Ley Concursal..

La declaración del concurso no interrumpirá la continuación de la actividad profesional o empresarial del concursado, sin perjuicio de las facultades del Juez para acordar por Auto, en los términos que establece el Art. 44 ,Ley Concursal, el cierre de la totalidad o parte de las oficinas o el cese o suspensión, total o parcial, de la actividad empresarial del deudor.

En el Art. 47 ,Ley Concursal se regulan los efectos de la declaración del concurso en aquellos casos en los que el deudor es una persona natural, reconociéndose al concursado, con carácter general, el derecho a alimentos con cargo a la masa activa del concurso, salvo lo dispuesto para los casos de liquidación.

El citado precepto se refiere además a la obligación de prestar alimentos que fuera impuesta al deudor concursado. Será el Juez del concurso el que supervise, apruebe y modifique, en los términos establecidos en dicho artículo, la procedencia, cuantía y periodicidad de dicha prestación de alimentos.

Por último, el Art. 48 ,Ley Concursal regula los efectos de la declaración del concurso sobre el deudor persona jurídica, y señala que se mantendrán durante la tramitación del concurso los órganos de la misma, sin perjuicio de los efectos que sobre el funcionamiento de éstos produzcan la intervención o suspensión de facultades de administración y hasta el inicio de la fase de liquidación, en su caso, que supone el cese de los administradores o liquidadores de la persona jurídica.

No obstante dicha permanencia, los administradores concursales tienen derecho de asistencia y de voz a las sesiones de los órganos de la persona jurídica.

El Juez del concurso podrá, además, desde la declaración del concurso ordenar, de oficio o a solicitud razonada de la administración concursal, como medida cautelar, el embargo de bienes y derechos de sus administradores o liquidadores, de hecho y de derecho, apoderados generales y de quienes hubieran tenido esta condición dentro de los dos años anteriores a la fecha de aquella declaración, cuando de lo actuado resulte fundada la posibilidad de que en la sentencia de calificación las personas a las que afecte el embargo sean condenadas a la cobertura del déficit resultante de la liquidación en los términos previstos en esta ley.

El embargo se acordará por la cuantía que el juez estime y podrá ser sustituido, a solicitud del interesado, por aval de entidad de crédito.

Asimismo, y de conformidad con el 48.4 ,Ley Concursal, durante la tramitación del concurso de la sociedad, el juez, de oficio o a solicitud razonada de la administración concursal, podrá ordenar el embargo de bienes y derechos del socio o socios personalmente responsables por las deudas de la sociedad anteriores a la declaración de concurso, en la cuantía que estime bastante, cuando de lo actuado resulte fundada la posibilidad de que la masa activa sea insuficiente para satisfacer todas las deudas, pudiendo, a solicitud del interesado, acordarse la sustitución del embargo por aval de entidad de crédito.

(1) Se suprime al último párrafo del apartado 3, por disposición de la Ley 9/2015, de 25 de mayo. (en vigor desde 27/05/2015) Modificación que será de aplicación a los procedimientos concursales en tramitación en los que no se haya iniciado la fase de liquidación.

 

No hay versiones para este comentario

Administración concursal
Declaración de concurso
Efectos de la declaración de concurso
Administrador concursal
Concurso voluntario
Concurso necesario
Juez del concurso
Acción individual
Masa activa concursal
Herencia
Actividades profesionales
Residencia
Persona jurídica
Cuentas anuales
Acto de disposición
Inventarios
Derecho de alimentos
Actividades empresariales
Embargo de bien
Deudor concursado
Pago de alimentos
Obligación legal de alimentos
Cese del administrador
Aval
Entidades de crédito
Responsabilidad
Procedimiento concursal