Jubilación de sacerdotes o religiosos secularizados

Pertenece al Grupo
Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Pensiones de jubilación y retiro de las Clases Pasivas del Estado

    Órden: Laboral Fecha última revisión: 10/03/2016

     Las pensiones ordinarias de jubilación y retiro de las Clases Pasivas del Estado, se regulan en el vigente Real Decreto Legislativo 670/1987, de 30 de abril. NOVEDAD: A las pensiones del Régimen de Clases Pasivas del Estado que se causen a partir...

  • Prestación por jubilación en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos

    Órden: Laboral Fecha última revisión: 14/04/2016

    Jubilación trabajador autónomo. La prestación por jubilación en el Régimen Especial de Trabajadores Autónomos en su modalidad contributiva se calcula igual que en el Régimen General (DA1 ,Real Decreto Legislativo 8/2015, de 30 de octubre). ...

  • Cómputo recíproco de cotizaciones en distintos Regímenes de Seguridad Social

    Órden: Laboral Fecha última revisión: 13/06/2016

    A la hora de determinar los derechos que puedan causar para sí, o para sus familiares, quienes acrediten cotizaciones en más de uno de los regímenes de Seguridad Social (Régimen de Clases Pasivas del Estado o Régimen General y regímenes especia...

  • Cálculo de la cuantía de la pensión de jubilación

    Órden: Laboral Fecha última revisión: 09/06/2016

    La cuantía de la pensión de jubilación se determina aplicando a la base reguladora el porcentaje general que corresponda en función de los años cotizados. NOVEDADES: Factor de sostenibilidad sobre las pensiones de jubilación a partir del 2.0...

  • Jubilación anticipada por razón de actividad

    Órden: Laboral Fecha última revisión: 16/12/2015

    Jubilación anticipada por razón del grupo o actividad profesional. La Beneficiarios y requisitos de la pensión de jubilación podrá ser rebajada por real decreto, a propuesta del titular del Ministerio de Empleo y Seguridad Social, en aquello...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Estado: Redacción actual VIGENTE
  • Orden: Laboral
  • Fecha última revisión: 31/12/2015

El Real Decreto 432/2000, de 31 de marzo, regula el cómputo en el Régimen de Clases Pasivas del Estado de los períodos reconocidos como cotizados a la Seguridad Social, en favor de los sacerdotes y religiosos o religiosas de la Iglesia Católica que, en la fecha de 1 de enero de 1997, estuvieran secularizados o hubieran cesado en la profesión religiosa, ha permitido totalizar tales periodos, a solicitud de los interesados y siempre que no se superpongan con los años de servicios que se acrediten en el Régimen de Clases Pasivas del Estado, tanto para causar el derecho a pensión en este régimen de protección social como para mejorar el importe de la misma, sin que en ningún caso los años resultantes de la expresada totalización puedan superar el número de treinta y cinco.

Los aspectos más relevantes a tener en cuenta para la jubilación de los sacerdotes y religiosos secularizados, son los siguientes:

  1. La solicitud del interesado deberá acompañarse de certificación en la que se especifiquen los periodos asimilados o cotizados reconocidos y, en su caso, los de cotización efectiva, emitida por la Dirección Provincial de la Tesorería General de la Seguridad Social de su lugar de residencia o, si residiese en el extranjero, de la localidad donde ejerció el ministerio sacerdotal o profesión religiosa al momento de su secularización.
  2. Para el cálculo de la pensión, los periodos de ejercicio del ministerio sacerdotal o profesión religiosa, que la Tesorería General de la Seguridad Social reconozca como asimilados a cotizados, se entenderán como de servicios prestados al Estado en el subgrupo C1.
  3. Los interesados están obligados a pagar exclusivamente la parte del importe total de la pensión que corresponda por los años asimilados a cotizados que se computen para el reconocimiento del derecho a pensión, o mejora de la ya reconocida. Dicha parte se calculará aplicando, al haber regulador del subgrupo C1, el porcentaje fijado en la escala del artículo 31.1 del Texto Refundido de Ley de Clases Pasivas para un número igual de años que los que computados como asimilados a cotizados.
  4. El importe a pagar se deducirá en las sucesivas mensualidades de pensión que se devenguen, incluidas las extraordinarias, sin que, en ningún caso, la cantidad deducida mensualmente pueda resultar superior a la diferencia existente, en la fecha inicial de abono, entre el importe de la pensión abonada (una vez deducidos los impuestos) y la que le hubiera correspondido sin el cómputo de los años reconocidos como cotizados. Esta cláusula garantiza que nunca se detraerá una cuantía superior a aquélla en que su pensión resulte mejorada como consecuencia del cómputo de los años de ejercicio religioso.
  5. La cuota a pagar tiene la consideración de gasto fiscalmente deducible (art. 19, Ley 35/2006, de 28 de noviembre).

La Sentencia del Tribunal Supremo de 26 de marzo de 2004 ha dictaminado que los Reales Decretos 487/1998, de 27 de marzo, y 2665/1998, de 11 de diciembre, establecen la obligación de los/as religiosos secularizados/as de abonar el capital coste de la parte proporcional de la pensión de jubilación que derive del cómputo de tiempo de profesión religiosa no cotizado previamente, sin que exista una extralimitación de lo previsto en la Ley 13/1996, de 30 de diciembre (disposición adicional 10ª), por las citadas normas reglamentarias, al establecer una contraprestación económica que sustituye a la obligación de cotizar, sin que sea argumento en su contra el hecho de que con anterioridad a la Ley General de la Seguridad Social sólo existiera la constitución de capital coste para empresas o Mutuas. Como complemento a este último apartado especificar que el Real Decreto 1512/2009, de 2 de octubre, por el que se modifican el Real Decreto 487/1998, de 27 de marzo, sobre reconocimiento, como cotizados a la Seguridad Social, de períodos de actividad sacerdotal o religiosa de los sacerdotes y religiosos o religiosas de la Iglesia Católica secularizados, y el Real Decreto 2665/1998, de 11 de diciembre, por el que se completa el anterior Real Decreto; de esta forma hemos de tener en cuenta:

Períodos reconocidos como cotizados a la Seguridad Social.

1.- A las personas a que se refiere el artículo anterior, y previa solicitud de los interesados, se les reconocerá como cotizados a la Seguridad Social, para poder acceder al derecho a la pensión de jubilación, el número de años de ejercicio sacerdotal o de profesión de religión que resulten necesarios para que, sumados a los años de cotización efectiva, que, en su caso, se pudieran acreditar, se alcance un cómputo global de quince años de cotización.

Los períodos a reconocer en virtud de lo establecido en el párrafo anterior no podrán, en ningún caso, exceder de los períodos de ejercicio sacerdotal o de profesión religiosa, acreditados con anterioridad a:

  • a) En el supuesto de sacerdotes secularizados: 1 de enero de 1978.
  • b) En el caso de personas que abandonaron la profesión religiosa: 1 de mayo de 1982.

Los períodos asimilados a cotizados a la Seguridad Social serán reconocidos, en el caso de los sacerdotes secularizados, en el Régimen General y, en el supuesto de personas que abandonaron la profesión de religión, en el Régimen Especial de los Trabajadores por Cuenta Propia o Autónomos.

2.- A los efectos previstos en el apartado anterior, los interesados deberán acreditar el tiempo de ejercicio sacerdotal o de profesión de religión, mediante certificación expedida, en el caso de los sacerdotes, por el Ordinario correspondiente y, en los supuestos de religioso o religiosa, por la autoridad competente de la respectiva Congregación.

3.-  Cuando con la suma de los períodos de cotización efectiva y los asimilados a cotizados de acuerdo con lo establecido en el apartado 1 no se alcance el período mínimo de cotización exigido para causar derecho a la pensión de jubilación, con carácter excepcional y en la medida necesaria para completar dicho período mínimo, podrán reconocerse, como cotizados a la Seguridad Social, los períodos en los que los interesados desarrollaron su actividad religiosa fuera del territorio español, siempre que acrediten que dicha actividad se prestó para la comunidad religiosa a la que pertenecían en ese momento y exclusivamente bajo las órdenes de sus superiores.

Obligaciones de los interesados.

1.- En los supuestos de reconocimiento inicial de la pensión de jubilación, los interesados deberán abonar el capital coste de la parte de pensión que se derive de los años de ejercicio sacerdotal o religioso, que hayan sido reconocidos como cotizados a la Seguridad Social.

A tal fin, la parte de pensión a capitalizar será el resultado de aplicar a la correspondiente base reguladora los porcentajes siguientes:

  • a) Por los años reconocidos que se sitúen dentro de los quince primeros: el 3,33 % por cada año reconocido.
  • b) Por los años reconocidos que se sitúen entre el decimosexto y el vigésimo quinto: el 3 % por cada año reconocido.
  • c) Por los años reconocidos a partir del vigésimo sexto: el 2 % por cada año reconocido.

2.-  En los casos en que ya se viniese percibiendo pensión de jubilación, se procederá a efectuar un nuevo cálculo de la cuantía de aquélla, aplicando a la correspondiente base reguladora el porcentaje que corresponda en función de los años de cotización, considerando tanto los efectivamente cotizados, como los ulteriormente reconocidos, de conformidad con la escala vigente en la fecha de solicitud de reconocimiento de los períodos de ejercicio sacerdotal o religioso. En estos supuestos, la parte de pensión a capitalizar será la diferencia entre la cuantía de la pensión que se viniese percibiendo y la que corresponda por aplicación de los períodos de ejercicio sacerdotal o religioso, asimilados a cotizados a la Seguridad Social.

3.-  El abono del capital coste a que se refieren los apartados anteriores podrá ser diferido por un período máximo de veinte años y fraccionado en pagos mensuales, deducibles de cada mensualidad de pensión.

El período de veinte años podrá ser ampliado en la medida necesaria para que, en ningún caso, la amortización del capital coste suponga una cuantía mensual superior a la adicional recibida, en función de los años de ejercicio sacerdotal o religioso reconocidos.

No hay versiones para este comentario

Régimen de Clases Pasivas
Tesorería General de la Seguridad Social
Prestación de jubilación
Residencia
Años acreditados de cotización
Contraprestación económica
Obligación de cotizar a la Seg. Social
Período mínimo de cotización
Cuantía de las prestaciones