Medidas en materia de desempleo en caso de Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) COVID-19

TIEMPO DE LECTURA:

  • Estado: Redacción actual VIGENTE desde 13 de Abril de 2021
  • Orden: Laboral
  • Fecha última revisión: 13/04/2021

Mientras se mantenga la situación extraordinaria derivada del COVID-19, se han fijado una serie de medidas en materia de desempleo y cotización recogidas en los artículos 22-25 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo.

 

NOVEDADES

- Ley 3/2021, de 12 de abrilSe desarrolla el artículo 25 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, de medidas urgentes extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19, para agilizar la tramitación y abono de prestaciones por desempleo. Igualmente, se incluye una modificación del citado Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, con el fin de determinar que las medidas extraordinarias en materia de cotizaciones y protección por desempleo previstas en los artículos 24 y 25 del mismo, serán de aplicación a los afectados por los procedimientos de suspensión de contratos y reducción de jornada comunicados, autorizados o iniciados, con anterioridad a la entrada en vigor de dicho real decreto-ley y siempre que deriven directamente del COVID-19.

- Real Decreto-ley 2/2021, de 26 de enero. Se produce la prórroga de las medidas extraordinarias en materia de protección de las personas trabajadoras hasta el 31 de mayo de 2021. Mantienen su vigencia las medidas de protección por desempleo previstas en el artículo 8 del Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre, con la conservación del tipo del 70% aplicable a la base reguladora para el cálculo de la prestación, evitándose que a partir de los 180 días consumidos este porcentaje se desplome al 50%, la conservación del contador a cero en los términos previstos en el apartado 7 de dicho precepto, así como las medidas de protección de las personas con contrato fijo discontinuo previstas en el Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo. Seguirán resultando aplicables, además, la prestación extraordinaria para personas con contrato fijo discontinuo o que realicen trabajos fijos y periódicos que se repitan en fechas ciertas, en virtud de la prórroga del artículo 9 del Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre; las medidas previstas en el artículo 10 de dicha norma sobre cobertura de periodos de cotización de aquellas personas trabajadoras incluidas en expedientes de regulación temporal de empleo que no sean beneficiarias de prestaciones de desempleo; y la compatibilidad de las prestaciones por desempleo con el trabajo a tiempo parcial en los términos del artículo 11 del Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre.

- Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembreEl capítulo II, por su parte, recoge un conjunto de medidas extraordinarias para la protección por desempleo de las personas trabajadoras, incluida la prestación extraordinaria por fin de campaña para personas con contrato fijo discontinuo, personas incluidas en expedientes de regulación de empleo que no sean beneficiarias de prestaciones por desempleo, compatibilidad de las prestaciones y compensación económica en determinados supuestos de trabajo tiempo parcial.

Real Decreto-ley 24/2020, de 26 de junio. Las medidas de protección por desempleo previstas en los apdos. 1-5 del art. 25 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, resultarán aplicables hasta el 30 de septiembre de 2020 a las personas afectadas por los expedientes de regulación temporal de empleo Fuerza Mayor o causas ETOP vinculados al COVID-19. Del mismo modo, las medidas extraordinarias en materia de protección por desempleo reguladas en el art. 25.6 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo (fijos discontinuos) resultarán aplicables hasta el 31 de diciembre de 2020. Esto supone la prórroga de medidas como la no solicitud de periodo de carencia, no consumo del desempleo, reglas especiales para los trabajadores fijos discontinuos o personas trabajadoras en periodo de prueba, etc.

Las empresas que renuncien al expediente de regulación de empleo de forma total o desafecten a personas trabajadoras deberán comunicar a la entidad gestora de las prestaciones por desempleo la baja en la prestación de aquellas personas que dejen de estar afectadas por las medidas de suspensión o reducción con carácter previo a su efectividad.

Real Decreto-ley 12/2020, de 31 de marzoLas medidas de protección extraordinaria por desempleo ante el impacto del COVID-19 asociadas a los ERTE (acceso a la prestación sin periodo de carencia y sin computar el lapso temporal a los efectos de consumir los períodos máximos de percepción) se mantendrán hasta el 30 de junio 2020, salvo las de los fijos-discontinuos, que serán de aplicación hasta el 31 de diciembre de 2020. «Respecto de las medidas en materia de protección por desempleo vinculadas a las medidas extraordinarias establecidas en los artículos 22 y 23 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, incluidas las que se apliquen a partir de la entrada en vigor del presente real decreto-ley, y con las especialidades descritas en sus artículos 1 y 2, se mantienen, hasta el 30 de junio, todas las especialidades previstas en los apartados 1 a 5 del artículo 25 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo».

Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo. Se establecieron medidas extraordinarias y excepcionales en materia de desempleo con el objetivo de garantizar que los efectos de la crisis sanitaria no impidan el restablecimiento de la actividad empresarial y la salvaguarda del empleo.

Medidas urgentes extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19 en materia de desempleo

Ante la situación de gravedad creada por el impacto del coronavirus COVID-19 sobre el empleo, los apartados 1.a), y del 2 al 6 del artículo 25 Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, reforzaron la cobertura a los trabajadores afectados por un ERTE, con una serie de medidas prorrogadas hasta el próximo 31/05/2021 por el Real Decreto-ley 2/2021, de 26 de enero.

El art. 4 Real Decreto-ley 2/2021, de 26 de enero, recoge la prórroga de las medidas extraordinarias en materia de protección de las personas trabajadoras:

a) Posibilidad de acceso a la prestación contributiva por desempleo, aun careciendo del periodo de cotización necesario para tener acceso a ella.

Ante la situación extraordinaria surgida por el impacto del COVID-19, se refuerza la cobertura a los trabajadores afectados por un ERTE, posibilitándoles que tengan acceso a la prestación contributiva por desempleo, aunque carezcan del periodo de cotización necesario para tener acceso a ella.

Las medidas de protección por desempleo previstas en los apartados 1.a), 2 y al 5 del artículo 25 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, resultarán aplicables hasta el 31 de mayo de 2021 a las personas afectadas por los expedientes de regulación temporal de empleo regulados en los artículos 22 y 23 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, Expedientes de regulación temporal de empleo por impedimento o limitaciones de actividad regulados en el arts. 2 Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembreReal Decreto-ley 2/2021, de 26 de enero y en la D.A 1ª del Real Decreto-ley 24/2020, de 26 de junio.

b) El periodo de la suspensión del contrato o la reducción de la jornada durante el que estén percibiendo dicha prestación no computará a efectos de consumir los periodos máximos de percepción legalmente establecidos.

Hasta el 30 de septiembre de 2020, el periodo de la suspensión del contrato o la reducción de la jornada durante el que estén percibiendo prestación por desempleo vinculada a un ERTE no computaba a efectos de consumir los periodos máximos de percepción legalmente establecidos (comúnmente denominado como “contador a cero”). No obstante, las prestaciones consumidas a partir del 1 de octubre de 2020 en los expedientes de regulación temporal de empleo en los que hasta ahora se aplicaba dicha medida, no afectará a las nuevas prestaciones que se inicien a partir del 1 de octubre de 2026.

Sin perjuicio de lo previsto en los párrafos precedentes, con el objetivo proteger a las personas afectadas en sus empleos por la crisis, especialmente a las más vulnerables, no se computarán en ningún momento como consumidas las prestaciones por desempleo disfrutadas, durante los ERTES, por aquellas que accedan a un nuevo derecho, antes del 1 de enero de 2022, como consecuencia de la finalización de un contrato de duración determinada o de un despido, individual o colectivo, por causas económicas, técnicas, organizativas o de producción, o un despido por cualquier causa declarado improcedente. Es decir, se mantendrá el “contador a cero” para quienes antes del 1 de enero de 2022, accedan a una prestación por desempleo como consecuencia de la finalización de un contrato de duración determinada o de un despido, individual o colectivo, por causas ETOP, o por cualquier otra causa declarado improcedente.

Se mantienen la conservación del contador a cero en los términos previstos en el art. 8.7 Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre con las particularidades establecidas, por el art. 4 del Real Decreto-ley 2/2021, de 26 de enero.

c) Cuantía y duración del derecho a la prestación contributiva por desempleo extraordinario.

a) La base reguladora de la prestación será la resultante de computar el promedio de las bases de los últimos 180 días cotizados o, en su defecto, del período de tiempo inferior, inmediatamente anterior a la situación legal de desempleo, trabajados al amparo de la relación laboral afectada por las circunstancias extraordinarias que han originado directamente la suspensión del contrato o la reducción de la jornada de trabajo.

b) La duración de la prestación se extenderá hasta la finalización del período de suspensión del contrato de trabajo o de reducción temporal de la jornada de trabajo de las que trae causa.

d) Personas trabajadoras incluidas en expedientes de regulación temporal de empleo que no sean beneficiarias de prestaciones de desempleo.

Las personas trabajadoras que hayan estado en ERTE desde el estado de alarma y que no sean beneficiarios de prestaciones de desempleo y sobre los que la empresa no esté obligada a ingresar cuotas (art. 2 y D.A. 1ª Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre), se considerarán en situación asimilada al alta durante dichos periodos, a los efectos de considerar estos como efectivamente cotizados.

La base de cotización a tener en cuenta durante los periodos de suspensión o reducción de jornada será el promedio de las bases de cotización de los seis meses inmediatamente anteriores al inicio de dichas situaciones.

e) Normas aplicables a las prestaciones por desempleo a tiempo parcial.

Los arts. 11 y 12 Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre, establecen las siguientes previsiones:

a) A partir del 30 de septiembre de 2020, cuando las prestaciones por desempleo reconocidas en el ámbito de los ERTES (arts. 1, 2 y 3 y D.A. 1ª Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre) se compatibilicen con la realización de un trabajo a tiempo parcial no afectado por medidas de suspensión, no se deducirá de la cuantía de la prestación la parte proporcional al tiempo trabajado.

b) Se establece el derecho a percibir una compensación económica a las personas beneficiarias de la prestación por desempleo (art. 25.1 Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo) cuya cuantía se haya visto reducida en proporción al tiempo trabajado por mantener en el momento del reconocimiento inicial una o varias relaciones laborales a tiempo parcial no afectadas por ERTES.

Dicha compensación se abonará en un solo pago previa solicitud del interesado formalizada en el modelo establecido al efecto. La solicitud se presentará necesariamente a través de la sede electrónica del SEPE, en el plazo entre el 30/09/2020 y el 30/06/2021. La presentación de la solicitud fuera de este plazo implicará su denegación.

Atendiendo al art. 11 Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre, esta regla de cobro íntegro se aplicará automáticamente y sin ningún trámite desde el 30 de septiembre de 2020. No obstante para los tramos de compatibilidad entre la prestación por desempleo asociada la ERTE y el trabajo a tiempo parcial será necesario realizar antes del 30 de junio de 2021 una pre-solicitud, disponible en la sede electrónica del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE), en la opción "pre-solicitud de prestación individual", y seleccionando en el paso 2, el subtrámite "compensación Trabajo a TP durante prestación ERTE COVID-19".

f) Suspensión temporal del requisito de acreditación de búsqueda activa de empleo en el acceso al programa de renta activa de inserción y al subsidio extraordinario por desempleo.

La D.A 4ª Real Decreto-ley 2/2021, de 26 de enero, prorroga hasta el 31 de mayo de 2021, la suspensión temporal del requisito de acreditación de búsqueda activa de empleo en el acceso al programa de renta activa de inserción y al subsidio extraordinario por desempleo, prevista en la disposición adicional primera del Real Decreto-ley 32/2020, de 3 de noviembre, por el que se aprueban medidas sociales complementarias para la protección por desempleo y de apoyo al sector cultural.

g) Prestación por desempleo de artistas en espectáculos públicos, personal técnico y auxiliar del sector de la cultura y profesionales taurinos

La DF 6ª Real Decreto-ley 2/2021, de 26 de enero, modifica los arts. 2, 3 y 4 del Real Decreto-ley 32/2020, de 3 de noviembre, con el fin de ampliar la duración de la prestación por desempleo de artistas en espectáculos públicos, personal técnico y auxiliar del sector de la cultura y profesionales taurinos hasta el 31 de mayo de 2021.

Desde octubre de 2020, ¿en qué casos hay consumo de paro mientras se cobra el ERTE COVID-19?

Las prestaciones por desempleo asociadas a ERTE COVID-19 consumen paro desde el 1 de octubre de 2020, siempre que:

- Se soliciten antes del 1 de octubre de 2026.

- El paro no derive de fin de contrato temporal, despido individual o colectivo por causas objetivas, o despido improcedente.

¿Qué puedo reclamar si he estado compaginado prestación por desempleo con un ERTE a tiempo parcial?

El trabajador tendrá derecho a una compensación previa solicitud. A modo de ejemplo:

Un trabajador en situación de pluriempleo, sin cargas familiares, en una de las empresas que presta servicios pasa a situación de ERTE durante seis meses.

En la empresa en ERTE cobra 1200 euros.

Hasta el momento, la prestación por desempleo durante la afección al ERTE en pluriempleo suponía el 70 % de la mitad de su salario, es decir percibiría 420 euros (1200/2 x 70%). Desde la entrada en vigor del art. 12 Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre, el 70 % de la base reguladora pasaría a calcularse sobre el 100 por 100 del salario en la empresa en ERTE, es decir, le corresponderían 840 euros (1200 x 70%).

A efectos de compensación, hemos de tener en cuenta que cantidad máxima a cobra por prestación por desempleo por una persona sin cargas familiares es de 1098 euros, en caso de jornada al 50 %, 549 euros. De esta forma, deberá solicitar una compensación por el periodo de desempleo asociado al ERTE de 129 euros (549 - 420), correspondiéndole en total 774 euros (129 x 6).

¿Es posible acceder a la prestación por desempleo asociada a un ERTE COVID-19 cuando se produzca una reducción de jornada superior al 70%?

Siguiendo el criterio restrictivo establecido por el SEPE en base a la LGSS y Real Decreto 625/1985, de 2 de abril, no sería posible acceder a la prestación por desempleo ya que para entender al trabajador en situación legal por desempleo asociado a un ERTE el límite legal de reducción de jornada es el 70%. No obstante, la SJS - Barcelona, n.º 869/2020, de 3 de febrero de 2021, ECLI:ES:JSO:2021:40 , con remisión al art 22.1 y 25 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, ha considerado que no puede reducirse a los efectos de condicionar la situación legal de desempleo una reducción de jornada en caso de ERTE COVID-19 (ETOP o Fuerza mayor) limitada al 70 %.

Es decir, atendiendo a esta novedosa interpretación judicial, el artículo 47 ET al que remite el art. 267 LGSS regula los supuestos de ERTE suspensivos o de reducción de jornada de trabajo tanto por ETOP como por fuerza mayor de carácter "ordinario". Dado el carácter excepcional de la medida, según el JS, la reducción de jornada sería posible en porcentaje superior al 70% (90% en el caso enjuiciado) con derecho a prestación por desempleo.

¿Cuá es la fecha de efectos de las prestaciones por desempleo derivadas de ERTE Fuerza Mayor o ETOP o COVID-19?

La DA 3ª de la ha aclarado la fecha de efectos de las prestaciones por desempleo derivadas de los procedimientos basados en las causas referidas en los artículos 22 y 23 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, de medidas urgentes extraordinarias para hacer frente al impacto económico y social del COVID-19: 

  • La fecha de efectos de la situación legal de desempleo en los supuestos de ERTE Fuerza Mayor será la fecha del hecho causante de la misma.
  • Cuando la suspensión del contrato o reducción de jornada sea debida a ERTE ETOP, la fecha de efectos de la situación legal de desempleo habrá de ser, en todo caso, coincidente o posterior a la fecha en que la empresa comunique a la autoridad laboral la decisión adoptada.

La causa y fecha de efectos de la situación legal de desempleo deberán figurar, en todo caso, en el certificado de empresa, que se considerará documento válido para su acreditación.

Prestación extraordinaria para personas con contrato fijo discontinuo o que realicen trabajos fijos y periódicos que se repitan en fechas ciertas

Entre las medidas laborales tomadas ante la emergencia sanitaria provocada por la COVID-19, se encuentra una prestación extraordinaria para personas con contrato fijo discontinuo o que realicen trabajos fijos y periódicos que se repitan en fechas ciertas, que hayan estado afectadas, durante todo o parte del último periodo teórico de actividad, por un ERTE ETOP COVID-19 o ERTE Fuerza mayor COVID-19 (arts. 22 y 23 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo), cuando dejen de estar afectados por el expediente de regulación temporal de empleo por alcanzarse la fecha en que hubiera finalizado el periodo de actividad. 

A TENER EN CUENTA. El reconocimiento de la prestación para este colectivo exigirá la presentación por parte de la empresa de una solicitud colectiva de prestaciones extraordinarias, que incluirá a todas las personas con contrato fijo discontinuo o para la realización de trabajos fijos y periódicos que se repitan en fechas ciertas que dejen de estar afectadas por el expediente de regulación temporal de empleo (art. 9.3 Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre).

Igualmente la prestación extraordinaria se reconocerá a las personas trabajadoras con contrato fijo discontinuo y a aquellas que realizan trabajos fijos y periódicos que se repiten en fechas ciertas que, por haberse encontrado en alguno de los supuestos previstos en las letras b) a d) del artículo 25.6 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, hayan sido beneficiarias de cualquiera de estas medidas, siempre que, una vez agotadas, continúen desempleadas y sin derecho a percibir prestaciones por desempleo de nivel contributivo ni asistencial, o las agoten antes del día 31 de enero de 2021.

No obstante, se admitirá el acceso a esta prestación extraordinaria si el interesado opta por renunciar a la prestación de nivel contributivo o asistencial a que tenga derecho.

Las citadas letras b) a d) art. 25.6 Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, fijan los siguientes supuestos:

"b) Las personas trabajadoras que, sin estar en la situación del apartado anterior, vean interrumpida su prestación de servicios como consecuencia del impacto del COVID-19 durante periodos que, en caso de no haber concurrido dicha circunstancia extraordinaria, hubieran sido de actividad, y como consecuencia de ello pasen a ser beneficiarios de la prestación por desempleo, podrán volver a percibirla, con un límite máximo de 90 días, cuando vuelvan a encontrarse en situación legal de desempleo. Para determinar el periodo que, de no haber concurrido esta circunstancia, hubiera sido de actividad laboral, se estará al efectivamente trabajado por la persona trabajadora durante el año natural anterior en base al mismo contrato de trabajo. En caso de ser el primer año, se estará a los periodos de actividad de otras personas trabajadoras comparables en la empresa. Esta medida se aplicará al mismo derecho consumido, y se reconocerá de oficio por la entidad gestora cuando el interesado solicite su reanudación.

c) Las personas trabajadoras que acrediten que, como consecuencia del impacto del COVID-19, no han podido reincorporarse a su actividad en la fecha que estaba prevista y fueran beneficiarios de prestaciones en aquel momento, no verán suspendido el derecho a la prestación o al subsidio que vinieran percibiendo.

Si en la fecha en la que hubieran debido reincorporarse a la actividad no estuviesen percibiendo prestaciones por desempleo por haberlas agotado, pero acreditasen el período cotizado necesario para obtener una nueva prestación contributiva, la certificación empresarial de la imposibilidad de reincorporación constituirá situación legal de desempleo para el reconocimiento del derecho a dicha prestación.

A las personas trabajadoras a las que se refiere este párrafo les será de aplicación la reposición del derecho a la prestación prevista en la letra b) de este apartado.

d) Los trabajadores que hayan visto interrumpida su actividad y los que no hubieran podido reincorporarse a la misma como consecuencia del COVID-19 y careciesen del período de ocupación cotizado necesario para obtener la prestación por desempleo, tendrán derecho a una nueva prestación contributiva, que podrá percibirse hasta la fecha en que tenga lugar la incorporación a su puesto de trabajo, con un límite máximo de 90 días. La cuantía mensual de la nueva prestación será igual a la de la última mensualidad de la prestación contributiva percibida, o, en su caso, a la cuantía mínima de la prestación contributiva. El mismo derecho tendrán quienes durante la situación de crisis derivada del COVID-19 agoten sus prestaciones por desempleo antes de la fecha en que tenga lugar la incorporación a su puesto de trabajo y carezcan de cotizaciones suficientes para el reconocimiento de un nuevo derecho, en cuyo caso, la certificación empresarial de imposibilidad de reincorporación constituirá nueva situación legal de desempleo. En este supuesto, no les resultará de aplicación lo previsto en la letra b) de este apartado cuando acrediten una nueva situación legal de desempleo".

El reconocimiento de la prestación para este segundo supuesto necesita que las propias personas trabajadoras afectadas soliciten la prestación extraordinaria.

El plazo para la presentación de esta solicitud será el establecido en el art. 268 LGSS con carácter general (Para las situaciones producidas antes del 30/09/2020 (fecha de entrada en vigor del Real Decreto-ley 30/2020, de 29 de septiembre) el plazo será de 15 días desde esa fecha).

La duración de esta prestación extraordinaria (atendiendo a la redacción orinal de la norma reguladora) se extenderá desde la finalización de la medida prevista en el artículo 25.6 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, de la que se haya sido beneficiario, hasta el 31 de enero de 2021. No obstante, se ha prorrogado hasta el 31 de mayo de 2021 mediante DF 2ª del Real Decreto-ley 2/2021, de 26 de enero.

La prestación podrá interrumpirse por la reincorporación temporal de la persona trabajadora a su actividad, debiendo en este caso la empresa comunicar a la Entidad Gestora la baja de la persona trabajadora en la prestación extraordinaria. Será la persona trabajadora la obligada a comunicar su baja a la entidad gestora si inicia un trabajo por cuenta propia o por cuenta ajena en empresa distinta de aquella con la que tiene suscrito el contrato fijo discontinuo. En todos los casos, la prestación extraordinaria podrá reanudarse previa solicitud de la persona trabajadora que acredite el cese involuntario en el trabajo por cuenta propia o encontrarse nuevamente en situación legal de desempleo.

Esta prestación será compatible con el trabajo por cuenta ajena a tiempo parcial que se mantenga en la fecha del nacimiento del derecho o que se adquiera con posterioridad, previa deducción en su importe de la parte proporcional al tiempo trabajado.

Esta prestación se abonará por periodos mensuales y en idéntica cuantía que la última prestación contributiva por desempleo que la persona afectada hubiera percibido o, en su caso, la cuantía mínima de la prestación contributiva.

SENTENCIAS RELEVANTES

SJS-Salamanca n.º 136/2020, de 30 de junio de 2020,  ECLI:ES:JSO:2020:3183

Se analiza un supuesto en el que la empresa, tras realizar un ERTE fuerza mayor COVID-19 al amparo del art. 22 del Real Decreto-ley 8/2020, de 17 de marzo, a la hora de tramitar ante el SEPE las prestaciones colectivas de los trabajadores no incluyó a las personas trabajadoras fijas discontinuas afectados por el ERTE, lo que, con posterioridad, supuso el no reconocimiento de la prestación por desempleo por parte del Organismos Público.

Siguiendo la modificación normativa realizada por la D.F. 8ª (apdo. 3) del Real Decreto-ley 15/2020, de 21 de abril, al tratarse de trabajadores fijos discontinuos que habían sido incluidos en el ERTE por fuerza mayor, la empresa estaba obligada a incorporarles en la relación presentada ante el SEPE para que pudieran ser beneficiarios de la prestación por desempleo. El no haberlo hecho así, "supone además un trato discriminatorio, respecto al resto de los trabajadores que si fueron incluidos, sin justificación alguna, porque como decimos todos ellos fueron incluidos en el ERTE".

Redacción actual Redacción anterior
ERE temporal
Desempleo
Prestación por desempleo
Coronavirus
Reducción de jornada laboral
Contrato fijo discontinuo
Prestaciones contributivas
Situación legal de desempleo
Fuerza mayor
Servicio público de empleo estatal
Período de carencia
Expediente de regulación de empleo
Compensación económica
Contrato de trabajo de duración determinada
Base de cotización
Trabajador fijo discontinuo
Subsidio extraordinario por desempleo
Período de prueba
Programa de Renta Activa de Inserción
Situación de pluriempleo
Artistas en espectáculos públicos
Actividades empresariales
Beneficiario de la prestación
Cargas familiares
Cotización a la Seguridad Social
Causas económicas, técnicas, organizativas y de producción
Jornada laboral
Suspensión del contrato de trabajo
Situación asimilada alta Seguridad Social
Estado de alarma
Desempleo a tiempo parcial
Cuantía de las prestaciones
Despido individual
Extinción del contrato temporal
Profesionales taurinos
Reconocimiento de las prestaciones
Despido improcedente
Certificado de Empresa
Autoridad laboral
Prestación por desempleo contributivo

RDLeg. 8/2015 de 30 de Oct (TR. Ley General de la Seguridad Social -LGSS-) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 261 Fecha de Publicación: 31/10/2015 Fecha de entrada en vigor: 02/01/2016 Órgano Emisor: Ministerio De Empleo Y Seguridad Social

RDLeg. 2/2015 de 23 de Oct (Estatuto de los Trabajadores) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 255 Fecha de Publicación: 24/10/2015 Fecha de entrada en vigor: 13/11/2015 Órgano Emisor: Ministerio De Empleo Y Seguridad Social

RD-Ley 3/2012 de 10 de Feb (Medidas urgentes para la reforma del mercado laboral) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 36 Fecha de Publicación: 11/02/2012 Fecha de entrada en vigor: 12/02/2012 Órgano Emisor: Jefatura Del Estado

RD-Ley 15/2020 de 21 de Abr (Medidas urgentes complementarias para apoyar la economía y el empleo -COVID-19-) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 112 Fecha de Publicación: 22/04/2020 Fecha de entrada en vigor: 23/04/2020 Órgano Emisor: Jefatura Del Estado

RD-Ley 30/2020 de 29 de Sep (Medidas sociales en defensa del empleo) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 259 Fecha de Publicación: 30/09/2020 Fecha de entrada en vigor: 30/09/2020 Órgano Emisor: Jefatura Del Estado

RD-Ley 24/2020 de 26 de Jun (Medidas de reactivación del empleo y de competitividad industrial) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 178 Fecha de Publicación: 27/06/2020 Fecha de entrada en vigor: 27/06/2020 Órgano Emisor: Jefatura Del Estado

RD-Ley 2/2021 de 26 de Ene (Refuerzo y consolidación de medidas sociales en defensa del empleo) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 23 Fecha de Publicación: 27/01/2021 Fecha de entrada en vigor: 27/01/2021 Órgano Emisor: Jefatura Del Estado

RD-Ley 32/2020 de 3 de Nov (Medidas sociales complementarias para la protección por desempleo y de apoyo al sector cultural) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 291 Fecha de Publicación: 04/11/2020 Fecha de entrada en vigor: 05/11/2020 Órgano Emisor: Jefatura Del Estado

Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados

Libros y cursos relacionados