El proceso de inscripción en el Registro Mercantil como símbolo de publicidad registral

Pertenece al Grupo
Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Principios de publicidad registral

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 03/12/2012

    La publicidad registral está sujeta a una serie de principios contenidos en el artículo 18 y siguientes del Código de Comercio, así como en el artículo 5 y siguientes del REAL DECRETO 1784/1996, DE 19 DE JULIO, POR EL QUE SE APRUEBA EL REGLAMEN...

  • Eficacia del Registro Mercantil

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 30/11/2012

    La finalidad de la publicidad registral y los efectos básicos de la misma pueden ser explicados poniéndolos en directa relación con los principios informadores de dicha publicidad.   Eficacia del Registro Mercantil como instrumento de publ...

  • Formalidades en la constitución de sociedades anónimas

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 26/01/2016

    La sociedad anónima se constituye mediante el cumplimiento de dos requisitos formales, el otorgamiento de escritura pública (donde deben ir contenidos los estatutos sociales) y la inscripción en el Registro Mercantil, con la que la sociedad adquie...

  • Publicidad de la unipersonalidad en la sociedad anónima unipersonal

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 03/11/2014

    En virtud de lo establecido por el Art. 13 ,Ley de Sociedades de Capital es obligatoria la inscripción en el Registro Mercantil mediante escritura pública.    En dicha escritura deben constar las siguientes circunstancias: - constitución de la s...

  • La representación en el ámbito de la empresa

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 06/02/2013

    La representación es muy importante en el ámbito empresarial. Son necesarios representantes para el desarrollo de la actividad de la empresa en el mercado. Se hace necesario empezar distinguiendo entre representación legal (es la Ley la que impone...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Estado: Redacción actual VIGENTE
  • Orden: Mercantil

En virtud de lo establecido por el Art. 18 ,Código de Comercio, en principio, salvo que se disponga lo contrario, la inscripción en el Registro Mercantil únicamente podrá tener lugar mediante documento público.

No obstante, existen casos (como la inscripción del empresario individual y la inscripción y cese de administradores, salvo el nombramiento de Consejero Delegado, que requiere escritura pública) para los cuales las propias Leyes o el Reglamento del Registro Mercantil, permiten que se autorice el registro de documentos privados, o que la inscripción se realice en virtud de una sentencia judicial.

 

 

Los Art. 18 ,Código de Comercio y siguientes regulan el denominado procedimiento de inscripción, el cual se caracteriza por ser un procedimiento tasado en cuanto a plazos, que comienzan a transcurrir desde el momento en que se hace constar el asiento de presentación, por medio de la escritura pública.

Los documentos extranjeros también pueden inscribirse en el Registro Mercantil siempre que tengan fuerza en España con arreglo a las leyes, así como cuando se trate de ejecutorias pronunciadas por Tribunales extranjeros a las que deba darse cumplimiento en España.

Como norma general, la inscripción en el Registro Mercantil ha de solicitarse dentro del mes siguiente al otorgamiento de los documentos necesarios para la práctica de la misma.

De este modo, una vez que consta el asiento de presentación, el registrador ha de examinar básicamente la validez formal (la legalidad de las formas extrínsecas) del documento en cuya virtud se solicita la inscripción. Asimismo, sobre las base del documento que se le presenta, el registrador deberá valorar la capacidad del otorgante, analizando si se cumplen los requisitos básicos o las normas imperativas (esto es lo que el Art. 18 ,Código de Comercio denomina “calificar”).

El Art. 18 ,Código de Comercio en su apartado 4, establece que el plazo para calificar es de 15 días, salvo que la ley establezca expresamente un plazo menor. Por tanto, el registrador dispone de dicho plazo para decidir si da curso o no a la inscripción. En caso de que la calificación no sea realizada dentro de los quince días, la ley dispone que pueden imponerse sanciones al registrador mercantil, y además el sujeto interesado en la calificación, podrá instar del registrador ante quien se presentó el título, que la lleve a cabo en el término improrrogable de tres días o la aplicación del cuadro de sustituciones, para obtener una calificación alternativa por medio de otro registrador incluido en dicho cuadro.

La calificación hecha por el registrador mercantil puede dar lugar a dos clases de pronunciamientos diferentes: 

  • calificación positiva: en caso de que el registrador mercantil califique el título positivamente, no existirá posibilidad de recurso por parte de la persona interesada en la inscripción registral.
  • calificación negativa: el registrador calificará negativamente el título en caso de que aprecie la existencia de defectos subsanables o insubsanables (generalmente suelen ser subsanables). Si los defectos apreciados son subsanables, el procedimiento será suspendido; mientras que, si son insubsanables, el registrador denegará la inscripción (Art. 62 ,reglamento del registro mercantil).

 Si la calificación es negativa, el interesado en la inscripción registral tendrá diversas alternativas de actuación:

- podrá poner en práctica la posibilidad recogida por el Art. 18 ,Código de Comercio, es decir, podrá instar una calificación alternativa, por medio de un registrador incluido en el cuadro de sustituciones, el cual que es aprobado por la Dirección General de los Registros y del Notariado (DGRN). La calificación sustitutoria está regulada en el Real Decreto 1039/2003, de 1 de Agosto y el Cuadro de sustituciones que fue aprobado en resolución de la Dirección General de los Registros y del Notariado de 30 de junio de 2008.

- podrá interponer un recurso en el plazo de 2 meses. En este caso, se trata de un recurso gubernativo, que se halla regulado en el Art. 62 ,reglamento del registro mercantil y siguientes del reglamento y que consiste en un recurso de reforma, que se interpone ante el propio registrador que calificó negativamente. El mismo puede ser interpuesto por cualquier interesado, incluso el notario que otorgó la escritura pública. Ese recurso de reforma ha de ser resuelto por el registrador por medio de una decisión, en un plazo de 15 días y en virtud de dicha resolución podrá mantenerse la calificación negativa, si a juicio del registrador continúan existiendo los defectos anteriormente apreciados.

En caso de que así sea, de que se ratifique la calificación negativa del título con la resolución del recurso, contra esta decisión que mantiene la calificación, cabrá la interposición de un recurso de alzada ante la DGRN en los términos de los artículos comprendidos entre el  Art. 71 ,reglamento del registro mercantil y el Art. 73 ,reglamento del registro mercantil. El plazo establecido para presentar este recurso de alzada es de un mes, transcurrido el cual, la DGRN ha de emitir su decisión a través de una resolución.

Las resoluciones de la Dirección General de Registros y del Notariado son de gran importancia, casi equiparables a las sentencias del Tribunal Supremo, pues en materias mercantiles la societaria, aportan una interpretación muy valiosa acerca de determinados extremos de la ley que no están claros; poniendo fin a las diferencias o discrepancias existentes entre la opinión del notario y la del legislador.

Efectos que produce la inscripción

Legitimación: el contenido del Registro se presume exacto y válido. Los asientos del registro están bajo la salvaguarda de los Tribunales y producirán sus efectos mientras no se inscriba la declaración judicial de su inexactitud o nulidad.

Oponibilidad: los actos sujetos a inscripción serán oponibles a terceros de buena fe desde su publicación en el Boletín Oficial del Registro Mercantil.

Fe pública: en caso de que se declare que el contenido del Registro Mercantil no es exacto o es nulo, esto no puede perjudicar los derechos que adquirieron otros sujetos de buena fe que confiaron en el contenido del Registro.

Además, es preciso anotar que, con motivo de la realización de los distintos asientos, legalización de libros, depósitos de documentos contables o nombramientos de auditores o expertos, o de la expedición de notas simples o certificaciones, los Registradores mercantiles percibirán los honorarios establecidos en su Arancel (que varían en función del asiento, cuantía del acto que se inscriba, etc.) y costearán los gastos necesarios para el funcionamiento y conservación de los Registros.

 

No hay versiones para este comentario

Registro Mercantil
Inscripción registral
Escritura pública
Asiento de presentación
Empresario individual
Documento público
Documento privado
Ejecutoria
Recurso gubernativo
Boletín Oficial del Registro Mercantil
Buena fe del tercero
Asiento registral
Buena fe
Legalización