Sentencia Civil Nº 220/2011, Audiencia Provincial de Ciudad Real, Sección 2, Rec 218/2011 de 07 de Julio de 2011

Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Regulación de la valoración de la prueba en el proceso civil

    Órden: Civil Fecha última revisión: 12/05/2017

    La valoración de la prueba es la actividad judicial que busca el convencimiento o el rechazo de la misma. Esta actividad judicial se plasma en la sentencia, a los efectos de dejar patente la relación entre esta actividad y el pronunciamiento en ...

  • Fases del proceso de prueba en el juicio ordinario y verbal

    Órden: Civil Fecha última revisión: 02/06/2016

      La prueba será el mecanismo por el que las partes pretenden que el Tribunal adquiera el convencimiento de la verdad o certeza del hecho o afirmación fáctica que alegan. La prueba tendrá por objeto los hechos que guarden relación con la tutuel...

  • La prueba en el procedimiento administrativo

    Órden: Administrativo Fecha última revisión: 19/01/2017

    La prueba en el procedimiento administrativo se encuentra regulada en los Art. 77-78 ,Ley 39/2015, de 1 de octubre, preceptos que establecen, entre otras cuestionses, que los hechos relevantes para la decisión de un procedimiento podrán acreditarse...

  • Características del transporte terrestre de mercancías

    Órden: Administrativo Fecha última revisión: 24/04/2016

    Transporte terrestre de mercancías   El transporte terrestre de mercancías es el que está dedicado a realizar desplazamientos de mercancías, en vehículos construidos y acondicionados para tal fin. Por este medio se mueve la mayor parte de la ac...

  • Fase de prueba en los procedimientos tributarios

    Órden: Fiscal Fecha última revisión: 27/10/2015

    Quien haga valer su derecho deberá probar los hechos constitutivos del mismo. Los obligados tributarios cumplirán su deber de probar si designan de modo concreto los elementos de prueba en poder de la Administración tributaria. La Administración ...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Orden: Civil
  • Fecha: 07 de Julio de 2011
  • Tribunal: AP - Ciudad Real
  • Ponente: Velazquez De Castro Puerta, Fulgencio
  • Núm. Sentencia: 220/2011
  • Núm. Recurso: 218/2011
  • Núm. Cendoj: 13034370022011100292

Encabezamiento

AUD.PROVINCIAL SECCION N. 2

CIUDAD REAL

SENTENCIA: 00220/2011

AUDIENCIA PROVINCIAL

SECCION SEGUNDA

CIUDAD REAL

RECURSO DE APELACIÓN CIVIL 218/11 - M -

Autos: Juicio Verbal nº 788/2.010

Juzgado de Primera Instancia Número Uno de Alcázar de San Juan.

Esta Audiencia Provincial, constituida por el Ilmo. Sr. Magistrado D. Fulgencio V. Velázquez de Castro Puerta, ha pronunciado la siguiente

S E N T E N C I A NUM. 220/2011

En Ciudad Real, a siete de julio de dos mil once.

VISTOS, en grado de apelación ante esta Sección 002 de la Audiencia Provincial de CIUDAD REAL, los autos de procedimiento sobre Juicio Verbal procedente del Juzgado de Primera Instancia num. 1 de Alcázar, a los que ha correspondido el rollo nº 218/11, en los que aparece como apelante PUERTAS DOCAVI S.A., representado por la Procuradora Sra. Ruiz Villa, y defendido por el Letrado Sr. Pastor Gutiérrez, contra CARPINTERÍA EBANISTERIA ADOLI S.L., representada por la Procuradora Sra. Holgado Pérez y defendido por el Letrado Sr. Mayordomo Nicolás.

Antecedentes

PRIMERO: Se aceptan los antecedentes de hecho de la sentencia apelada.

SEGUNDO: Seguido el juicio por sus trámites legales ante el Juzgado de Primera Instancia nº 1 de Alcázar, por el mismo se dictó Sentencia con fecha 16 de febrero de 2011 , cuya parte dispositiva dice: "DESESTIMO íntegramente la demanda interpuesta por la representación procesal de PUERTAS DOCAVI S.A. contra CARPINTERIA EBANISTERIA ADOLI S.L. con expresa imposición de costas a la parte actora."

Notificada dicha resolución a las partes, por la parte demandante se interpuso recurso de apelación y cumplidos los trámites correspondientes fueron remitidos a este Tribunal donde han comparecido los litigantes, sustanciándose el recurso en la forma legalmente establecida.

TERCERO: En la tramitación de este procedimiento se han observado las prescripciones legales.

Fundamentos

PRIMERO.- Ejercitándose en autos acción personal de reclamación de cantidad por importe de 774.32 euros, equivalentes al montante de la factura obrante al folio 28 de las actuaciones y cuyas mercaderías fueron recibidas por la demandada, tal y como asume expresamente y se corrobora con el albarán de entrega -f. 29-, la sentencia impugnada desestima íntegramente la demanda. Considera, en apretada síntesis de sus fundamentos, que habiéndose acreditado, en base a lo manifestado por el testigo Sr. Marco Antonio , que la entidad actora no emite documento alguno justificativo del pago y figurando en la factura como forma de pago "contado" y siendo su fecha la misma que la de vencimiento, así como conteniendo un descuento por pronto pago, la propia factura acredita el pago al no constar que no estaba pagada.

Frente a la misma se alza la sociedad demandante esgrimiendo como único motivo de impugnación " error de hecho y de derecho en la apreciación de la prueba " y que vertebra sustancialmente en dos argumentos; por un lado, que la emisión de la factura es una obligación empresarial, impuesta por normas tributarias, pero que no conlleva ni justifica el pago, y por otro, que no hay prueba de que la factura haya sido pagada en metálico y al contado, como sostiene la demandada, quién no ha propuesto el testimonio del innominado agente comercial a quién supuestamente se le abonó, sin que la existencia de otras facturas similares, pero no reclamadas, justifique que haya deba surtir el pretendido efecto máxime cuando algunas van acompañadas de justificantes bancarios. Alegato que es rebatido por la apelada, quién insiste en que no concurre el aludido defecto valorativo, reproduciendo los fundamentos de su contestación y de la sentencia.

SEGUNDO.- Siendo la cuestión controvertida de índole estrictamente fáctica, una nueva revisión de la valoración de la prueba verificada por el juzgador a quo, lleva a esta Sala a idénticas conclusiones que las que contiene la sentencia recurrida y, por ende, a confirmarla. Es cierto que la demandada, una vez asumida la compra de las mercancías y su recepción, es quién debe justificar y acreditar el pago (art. 217.3 de la L.E.C .). Igualmente lo es que la entrega de la factura, exigencia impuesta por la normativa fiscal, no acredita su abonó. Una cosa es que exista el deber legal de entregar factura y otra bien distinta es que la misma sirva como medio de prueba de su pago, para ello debemos ajustarnos a su contenido. Pues bien, figurando en el mismo, sin reserva ni mención alguna y de forma inequívoca, que la forma de pago es "al contado", especificándose que se realiza un descuento "por pronto pago" y coincidiendo la fecha de su emisión con la de vencimiento no puede considerase desacertada la apreciación que le atribuye el juez de instancia máxime si tenemos en cuenta, por una parte, que el testigo Don. Marco Antonio , miembro del departamento financiero de la apelante, admite que no emiten documentación a posteriori distinta a la factura cuando están abonadas, lo que a sensu contrario y siguiendo esa operativa comercial sólo permite los pagos bancarios por cuanto en los supuestos de pago en metálico, ya sea al emitirse la factura o con posterioridad -lo que no se ha demostrado no admita la apelante-, el cliente nunca obtendría un recibo o medio de prueba acreditativo del mismo, lo que contraria las exigencias de un ordenado comerciante, y de otra, porque resulta inexplicable que no se reclamen los importes de otras facturase similares o que se le sigan manteniendo con posterioridad relaciones comerciales y materializando ventas cuando no se ha abonado la factura pese a ser anterior, sin que conste ni se aporte a la causa ni la contabilidad de la empresa con la hoja del cliente ni se proponga, pese a encontrarse identificado, como prueba testifical la declaración del agente comercial, Sr. Cirilo , quién aclararía si recibía pagos en metálico y si el importe de la factura le fue efectivamente abonada, extremos que fácilmente podía haber propuesto la apelante para desvirtuar el contenido de aquella, lo que, sin embargo, no ha realizado escudándose en que resulta innominado el agente comercial.

TERCERO.- Por aplicación del artículo 398.1 de la L. E. C . procede imponer el pago de las costas causadas en esta alzada a la parte apelante.

Vistos los preceptos legales citados y demás de general aplicación

Fallo

Desestimo íntegramente el recurso de apelación interpuesto por la representación legal de PUERTAS DOCAVI S. L. y confirmo la sentencia dictada con fecha 16 de febrero de 2.011 por el Juzgado de Primera Instancia Número Uno de Alcázar de san Juan, todo ello con expresa imposición de las costas causadas en esta alzada a la parte apelante.

Devuélvanse los autos originales al Juzgado de procedencia, con testimonio de esta resolución, para su ejecución y cumplimiento, y demás efectos legales.

Así por esta resolución, definitivamente juzgando, lo pronuncio, mando y firmo.

PUBLICACION.- Dada y pronunciada y leída fue la anterior Sentencia por el Ilmo. Sr.. Magistrado que la firma en el mismo día de su fecha, de lo que yo el Secretario certifico.

Mercancías
Valoración de la prueba
Acción personal
Reclamación de cantidad
Error de hecho
Medios de prueba
Entrega de facturas
Pago en efectivo
Comerciantes
Contabilidad de la empresa
Prueba de testigos