Sentencia Civil Nº 236/2011, Audiencia Provincial de A Coruña, Sección 6, Rec 339/2010 de 30 de Mayo de 2011

Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Excepciones procesales en el proceso civil

    Órden: Civil Fecha última revisión: 03/05/2017

    Descartado el acuerdo entre las partes, el tribunal resolverá  sobre cualesquiera circunstancias que puedan impedir la válida prosecución y término del proceso mediante sentencia sobre el fondo sin perjuicio de la apreciación por el tribunal, d...

  • Recurso extraordinario de casación en el orden social

    Órden: Laboral Fecha última revisión: 03/06/2016

    La Sala de lo Social del Tribunal Supremo conocerá, en los supuestos y por los motivos regulados en los Art. 205-217 ,LJS, de los recursos de casación interpuestos contra las sentencias y otras resoluciones dictadas en única instancia por las Sala...

  • Regulación del contrato como fuente de las obligaciones

    Órden: Civil Fecha última revisión: 04/12/2012

    El Código Civil español, en su Título II del Libro IV (del Art. 1254 ,Código Civil al Art. 1314 ,Código Civil), establece una regulación general de las obligaciones y de los contratos, sin dar una definición expresa de lo que debemos entender ...

  • La conciliación y el juicio en el derecho procesal laboral

    Órden: Laboral Fecha última revisión: 05/10/2016

    La conciliación o mediación previas en materia laboral se regulan en los Art. 83-89 ,LJS. En función de quien ostente la condición de empleador se verá modificado el procedimiento extraprocesal que deberá instar el trabajador; de esta manera, c...

  • Regulación del incumplimiento total o definitivo de las obligaciones

    Órden: Civil Fecha última revisión: 22/09/2016

    El incumplimiento total o definitivo de la obligación supone la inejecución al completo de la obligación del deudor para con el acreedor. Puede ser duradera o temporal, pero siempre redundando en un incumplimiento o un cumplimiento tardío que dev...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Orden: Civil
  • Fecha: 30 de Mayo de 2011
  • Tribunal: AP - A Coruña
  • Ponente: Castro Calvo, Leonor
  • Núm. Sentencia: 236/2011
  • Núm. Recurso: 339/2010
  • Núm. Cendoj: 15078370062011100333

Encabezamiento

AUD.PROVINCIAL SECCION N. 6

A CORUÑA

SENTENCIA: 00236/2011

Rollo: RECURSO DE APELACION (LECN) 339/2010

Ilmos. Sres. Magistrados:

DÑA. LEONOR CASTRO CALVO

D. JOSÉ RAMÓN SANCHEZ HERRERO

D. ANTONIO PILLADO MONTERO

SENTENCIA

NÚM. 236/11

En Santiago, treinta de Mayo de dos mil once.

VISTO en grado de apelación ante esta Sección 6, de la Audiencia Provincial de A CORUÑA, con sede en Santiago, los Autos de PROCEDIMIENTO ORDINARIO 359/2009 , procedentes del JDO. 1A.INST.E INSTRUCCION N. 1 de PADRON, a los que ha correspondido el Rollo RECURSO DE APELACION (LECN) 339/2010, en los que aparece como parte apelante, Everardo y Eugenia , representado por el Procurador de los tribunales, Sra. MARIA AURORA GOSENDE GOMEZ, y como parte apelada, DAVID TEXTIL, SL, representado por el Procurador de los tribunales, Sra. MARIA RITA GOIMIL MARTINEZ, siendo Magistrada Ponente la Ilma. Dª LEONOR CASTRO CALVO, quien expresa el parecer de la Sala, procede formular los siguientes Antecedentes de Hecho, Fundamentos de Derecho y Fallo.

Antecedentes

PRIMERO.- Seguido el juicio por sus trámites legales ante el JDO. 1A.INST.E INSTRUCCION N. 1 de PADRON , por el mismo se dictó sentencia con fecha 22.03.2010 , cuya parte dispositiva dice:" Se estima parcialmente la demanda formulada por la procuradora Sra. Goimil Martínez, en representación de la sociedad "DAVID TEXTIL, SL.", contra D. Everardo y Dª Eugenia , ambos representados por la Procuradora Sra. Gosende Gómez, condenado a los demandados a restituir al actor la cantidad de 5.564,05 €, más el interés legal del dinero desde el día 12 de junio de 2009 hasta la fecha de esta sentencia, devengándose los intereses previstos en el artículo 576 de la Ley de Enjuiciamiento Civil desde esta fecha hasta el completo pago.

Cada parte abonará las costas d este procedimiento causadas a su instancia y las comunes por mitad."

SEGUNDO.- Notificada dicha resolución a las partes, por Everardo , Eugenia se interpuso recurso de apelación y cumplidos los trámites correspondientes, se remitieron los autos originales del juicio a este Tribunal, sustanciándose el recurso en la forma legalmente establecida, y celebrándose la correspondiente deliberación, votación y fallo el pasado día 24 de febrero de 2011.

TERCERO.- En la tramitación de este procedimiento se han observado las prescripciones legales.

Fundamentos

Se aceptan los fundamentos jurídicos de la sentencia recurrida.

PRIMERO. - La sentencia apelada estima en parte la demanda presentada por la entidad "DAVID TEXTIL, S.L." frente a D. Everardo , mediante la cual la mercantil, pedía al demandado la restitución de una cantidad indebidamente satisfecha como IVA, al estar exenta del pago del impuesto, la base imponible. La parte demandada se opuso a la demanda alegando excepciones procesales y falta de jurisdicción que la juez desestimó, razonando que se trata de una reclamación por pago de lo indebido entre particulares. Y, entrando en el análisis del fondo de la litis, concluye que concurren todos los presupuestos para que prospere la acción ejercitada. No obstante lo cual, tan sólo accede al pago de intereses moratorios desde el momento de la presentación del acto de conciliación.

Recurre la sentencia tan sólo la parte demandada insistiendo en sus iniciales planteamientos, que se concretan en: a) falta de legitimación pasiva, al respecto señala que ella no ha incurrido en responsabilidad, dice que los actores tenían que haber recurrido la decisión de la Agencia Tributaria; b) falta de litisconsorcio pasivo necesario, alegando que dado que los demandados abonaron a la Agencia Tributaria la cantidad percibida como IVA, la reclamación debería ir dirigida a ella, que deniega la devolución; c) falta de competencia, considerando que la cuestión se debe dilucidar ante la jurisdicción contencioso administrativa; d) inadecuación del procedimiento que redunda en la anterior excepción; y, e) con relación al fondo insisten en que ellos repercutieron la cantidad percibida como IVA a la Agencia Tributaria y que por tanto nada deben a los actores.

SEGUNDO. - El recurso no puede prosperar. Este tribunal, tras analizar detalladamente las cuestiones suscitadas, considera que la sentencia apelada ha de ser confirmada por sus propios y acertados fundamentos que se comparten plenamente. En la resolución se da adecuada respuesta a todas las cuestiones planteadas, con argumentos que se comparten y que deben darse por reproducidos.

La primera cuestión a resolver por su evidente trascendencia es la falta de jurisdicción, dado que en caso de prosperar no podría pronunciarse este tribunal respecto del fondo.

El motivo ha de ser desestimado, toda vez que la determinación de la jurisdicción viene dada por la acción que se ejercita, y en el presente caso nos hallamos ante una reclamación de cantidad, por pago de lo indebido, entre particulares; lo que evidentemente ha de solventarse en la jurisdicción civil. En este sentido se pronuncian las sentencias que se citan en la resolución de instancia, y es que, lo que determina la acción que se ejercita y por ende la jurisdicción competente para resolverla es la pretensión que se ejercita en los escritos principales, es el petitun y la causa petendi, con independencia de cual sea el trasfondo o la causa que subyace. Por ello poco importa que el detonante del pago "indebido" cuya devolución se insta guarde relación con la Agencia Tributaria, porque lo que se resuelve es una relación jurídica privada entre particulares, que se fundamenta en el Código Civil.

TERCERO.- Tampoco puede prosperar la alegación de falta de legitimación pasiva y de falta de litisconsorcio pasivo necesario. Al respecto aducen que dado que los demandados abonaron a la Agencia Tributaria la cantidad percibida como IVA, la reclamación debería ir dirigida a dicha agencia, que deniega la devolución.

Reiterando el razonamiento desarrollado en el anterior fundamento, ha de recordarse que nos hallamos ante una reclamación entre particulares que surge a consecuencia de un negocio jurídico estrictamente privado y se fundamenta en el Código Civil; siendo la relación jurídica que liga a las partes absolutamente ajena a la jurisdicción tributaria. Por tanto, es claro que el demandado como parte en el negocio jurídico al ser el vendedor y perceptor del impuesto, es la única persona legitimada para sostener la litis, sin perjuicio de que haga uso de la facultad de repetición contra la Agencia Tributaria.

Consecuentemente tampoco puede prosperar la excepción de inadecuación del procedimiento, íntimamente vinculada a las anteriores.

CUARTO.- En cuanto al fondo del debate también compartimos los razonamientos de la sentencia apelada .

Lo que constituye el presupuesto de la acción, no se ha controvertido, siendo incuestionado por tanto que en virtud del contrato de 13 de marzo de 2.002, la entidad demandante "DAVID TEXTIL, S.L." compró al demandado D. Everardo dos locales sitos en Pontecesures, fijando como precio la suma de 78.131 euros más el IVA correspondiente. La actora tras pagar su importe al demandado, que lo aceptó, procedió posteriormente a deducir la cuota de IVA en la autoliquidación del impuesto correspondiente al año 2.003, siendo la cantidad que correspondía deducir: 29.911 euros. Posteriormente y como consecuencia de una comprobación relativa al IVA de ese ejercicio realizada por la Agencia Tributaria, ésta comunicó a la actora que había deducido cuotas que no reunían los requisitos exigidos por la L. 37/92 de 28 de diciembre, del Impuesto sobre el Valor Añadido. En concreto, que la transmisión de uno de los locales estaba exenta del pago del impuesto, al haber permanecido alquilado durante los últimos dos años. Lo que determinó que al no constar la renuncia a la exención, la Agencia Tributaria declarase que no era deducible la cantidad de 5.564,05 euros.

Lo que encaja de lleno el cobro de lo indebido, que es definido por la doctrina como la irregularidad que se produce cuando un solvens paga a un accipiens lo que no debía, por lo que surge en este último la obligación de devolver lo cobrado indebidamente.

Regula el cuasicontrato el art. 1895 del Código Civil al decir: "cuando se recibe alguna cosa que no había derecho a cobrar, y que por error ha sido indebidamente entregada, surge la obligación de restituirla". En consecuencia, es preciso para que prospere la acción, que se opere un pago efectivo con animus solvendi, de una obligación inexistente, porque no se debía. Es decir ha de tener lugar un desplazamiento patrimonial carente de causa. Siendo su consecuencia que quien ha cobrado, está obligado a restituir.

En el presente caso, es claro que en virtud del contrato, el actor pagó al demandado una cantidad indebida, puesto que el segundo local estaba exento del pago de IVA, a pesar de lo cual satisfizo su importe, en la creencia de que estaba obligado a ello. Por tanto la consecuencia es que el demandado debe reintegrar la cantidad indebidamente cobrada al actor.

La decisión no ofrece lugar a dudas, y la ha venido a admitir implícitamente el propio Sr. Everardo , puesto que hay constancia documental de que instó un procedimiento de rectificación de autoliquidación con el propósito de que la Agencia Tributaria devolviera la cuota indebidamente repercutida a "DAVID TEXTIL". Procedimiento en el que se dictó resolución desestimatoria de la pretensión y en la que expresamente se dice que "es el sujeto pasivo el que está obligado a reintegrar al destinatario de la operación el exceso de las cuotas repercutidas en exceso"; remitiéndole a su vez para vehiculizar su pretensión ante la Agencia Tributaria, al procedimiento previsto en el art. 89 cinco b) de la ley del IVA .

Consecuentemente, el propio demandado con sus propios actos ha venido a reconocer lo que constituye el presupuesto de la acción que ejercita el actor, del que se sigue la necesaria estimación de la demanda.

QUINTO .- La desestimación del recurso conlleva la condena en costas a tenor del art. 398 de la Ley de Enjuiciamiento Civil .

Por todo lo expuesto, vistos los preceptos legales citados, sus concordantes y demás de general y pertinente aplicación, en nombre de S.M. el Rey y de conformidad con el artículo 117 de la Constitución,

Fallo

Que desestimando el recurso de apelación promovido por D. Everardo , contra la sentencia de 22 de marzo de 2.010, dictada por el Juzgado de Primera Instancia número 1, de Padrón , en los autos de Juicio Ordinario número 359-09, la confirmamos íntegramente, haciendo expresa condena sobre las costas del recurso al apelante.

Notifíquese esta Sentencia en legal forma a las partes, haciéndoles saber que contra la misma no cabe recurso alguno.

Devuélvanse los autos originales al Juzgado de procedencia con testimonio de esta resolución para su ejecución y cumplimiento

PUBLICACION.- Dada y pronunciada fue la anterior Sentencia por los Ilmos. Sres. Magistrados que la firman y leída por la Ilmo. Magistrado Ponente en el mismo día de su fecha, de lo que yo el Secretario certifico.

Pago indebido
Falta de jurisdicción
Falta de legitimación pasiva
Sociedad de responsabilidad limitada
Falta de litisconsorcio pasivo necesario
Inadecuación del procedimiento
Excepciones procesales
Relación jurídica
Intereses moratorios
Acto de conciliación
Negocio jurídico
Responsabilidad
Falta de competencia
Reclamación de cantidad
Causa petendi
Cobro de lo indebido
Cuasicontratos