Sentencia Penal Nº 754/2011, Audiencia Provincial de Alicante, Sección 1, Rec 497/2011 de 07 de Noviembre de 2011

Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Fases del proceso de prueba en el juicio ordinario y verbal

    Órden: Civil Fecha última revisión: 02/06/2016

      La prueba será el mecanismo por el que las partes pretenden que el Tribunal adquiera el convencimiento de la verdad o certeza del hecho o afirmación fáctica que alegan. La prueba tendrá por objeto los hechos que guarden relación con la tutuel...

  • Celebración del juicio oral en el proceso penal abreviado

    Órden: Penal Fecha última revisión: 12/11/2014

    Del juicio oral y de la sentencia El Juez o Tribunal examinará las pruebas propuestas y dictará auto admitiendo las que considere pertinentes y rechazando las demás, y prevendrá lo necesario para la práctica de la prueba anticipada. Contra los a...

  • Regulación de la valoración de la prueba en el proceso civil

    Órden: Civil Fecha última revisión: 12/05/2017

    La valoración de la prueba es la actividad judicial que busca el convencimiento o el rechazo de la misma. Esta actividad judicial se plasma en la sentencia, a los efectos de dejar patente la relación entre esta actividad y el pronunciamiento en ...

  • Delitos contra la libertad y la integridad moral

    Órden: Penal Fecha última revisión: 27/12/2012

    La libertad es un derecho fundamental protegido en el Art. 17 ,C. Española. Hay que entenderla libertad como la capacidad de actuación en sentido amplio. Es un atributo de la capacidad que tiene una persona para decidir lo que quiere o no quier...

  • El delito de amenazas

    Órden: Penal Fecha última revisión: 27/12/2012

    El Código Penal le dedica al delito de amenazas el Capítulo II del Título VI.  La acción típica es la "exteriorización de un propósito que ha de consistir en un mal, la privación de un bien presente o futuro, de carácter material o inma...

Ver más documentos relacionados
  • Denuncia por delito de amenazas con mal constitutivo de delito de lesiones

    Fecha última revisión: 08/03/2016

    NOTA: El delito de amenazas del art. 169.1º del C.P. según la D.F.2ª C.P. es de aquellos cuyo conocimiento y fallo corresponde al Tribunal del Jurado. Por ello, según tenor literal del apartado 1 del art. 24 de la Ley del Tribunal del Tribunal ...

  • Escrito de acusación en juicio rápido por delito de violencia de género

    Fecha última revisión: 10/03/2016

    NOTA: En cuanto al procedimiento de juicio rápido, si se hubiere constituido acusación particular que hubiere solicitado la apertura del juicio oral y así lo hubiere acordado el Juez de guardia, éste emplazará en el acto a aquélla y al Ministe...

  • Denuncia por delito de amenazas

    Fecha última revisión: 29/03/2016

    NOTA: En las amenazas condicionales, si el culpable hubiere conseguido su propósito,se castiga con la pena de uno a cinco años si se hubiere hecho la amenaza exigiendo una cantidad o imponiendo cualquier otra condición. De no conseguirlo, la ...

  • Denuncia por violencia de género solicitando medida de alejamiento

    Fecha última revisión: 07/03/2016

    NOTA: Con la publicación de la Ley 4/2015, de 27 de abril, del Estatuto de la víctima del delito, se prevé que el Juez deberá pronunciarse en todo caso, sobre la pertinencia de la adopción de las medidas civiles como por ejemplo, sobre el ré...

  • Otrosí solicitando pulsera electrónica. Violencia de género

    Fecha última revisión: 23/03/2016

    NOTA: Hay que tener en cuenta lo establecido en la Ley 4/2015, de 27 de abril, del Estatuto de la victima del delito.  Según el art. 544 ter de la Ley de Enjuiciamiento Criminal el Juez de Instrucción dictará orden de protección para las víc...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Orden: Penal
  • Fecha: 07 de Noviembre de 2011
  • Tribunal: AP - Alicante
  • Ponente: Magro Servet, Vicente
  • Núm. Sentencia: 754/2011
  • Núm. Recurso: 497/2011
  • Núm. Cendoj: 03014370012011100824

Encabezamiento

AUDIENCIA PROVINCIAL

SECCIÓN PRIMERA

ALICANTE

PLZ. DEL AYUNTAMIENTO, nº 4-2ª planta

Tfno: 965.93.59.39-40

Fax: 965.93.59.51

NIG: 03014-37-1-2011-0005887

Procedimiento: Rollo apelación Abreviado Violencia de Género Nº 000497/2011-RAPIDO -

Dimana del Juicio Oral - 000241/2011

Del JUZGADO DE LO PENAL NUMERO 3 DE BENIDORM

Instructor VIOLENCIA SOBRE LA MUJER Nº 1 DE DENIA

d. urg 177/11

Apelante Jose Miguel

Abogado JOSE QUINTANA GINESTAR

Procurador M. REYES NOGUEIRAS PORRAS

SENTENCIA Nº 754/2011

ILTMOS. SRES.:

D. VICENTE MAGRO SERVET

D. ANTONIO GIL MARTÍNEZ

D. JOSÉ A. DURÁ CARRILLO

En la ciudad de Alicante, a Siete de noviembre de 2011.

L a Sección Primera de la Audiencia Provincial de ALICANTE, integrada por los Iltmos. Sres. expresados al margen, ha visto el presente recurso de apelación en ambos efectos, interpuesto contra la Sentencia nº 256, de fecha 8 de agosto de 2011 pronunciada por el/la Ilmo./a. Magistrado/a-Juez del JUZGADO DE LO PENAL NUMERO 3 DE BENIDORM en el Juicio Oral - 241/2011 , habiendo actuado como parte apelante Jose Miguel , representado por el Procurador Sr./a. NOGUEIRAS PORRAS, M. REYES y dirigido por el Letrado Sr./a. QUINTANA GINESTAR, JOSE.

Antecedentes

Primero.- Son HECHOS PROBADOS de la Sentencia apelada, los del tenor literal siguiente: En aras a la brevedad se dan por reproducidos los hechos probados de la Sentencia de instancia.

Segundo.- El FALLO de dicha Sentencia recurrida literalmente dice: "En aras a la brevedad se da por reproducido el fallo de la sentencia de instancia.".

Tercero.- Contra dicha Sentencia, se formalizó ante el Organismo decisor, por la representación procesal de Jose Miguel el presente recurso de apelación.

Cuarto.- Del escrito de formalización del recurso de apelación se dio traslado a las demás partes y cumplido este trámite fueron elevados los autos originales con los escritos presentados a este Tribunal de Apelación, y una vez examinados se señaló para la deliberación y votación de la Sentencia el día 7/11/11.

Quinto.- En la sustanciación de ambas instancias del presente proceso se han observado todas las prescripciones legales procedentes.

VISTO , siendo Ponente el/la Ilmo/a. Sr/a. Magistrado/a D/Dª. VICENTE MAGRO SERVET

SE ACEPTA el Antecedente de HECHOS PROBADOS de la Sentencia apelada.

Fundamentos

Primero.- Al amparo de una errónea valoración de la prueba ofrece la defensa del apelante una versión de lo acontecido acorde con su versión en orden a entender que no concurre prueba suficiente para condenar por el delito de amenaza por el que es denunciado, con la que trata de destruir los argumentos inculpatorios que contiene la sentencia impugnada, que solo puede predicarse desde la perspectiva sesgada e interesada de su posición en la causa, pues no se corresponde con las evidentes y concluyentes pruebas incriminatorias que aparecen en las actuaciones y que han servido de base al juzgador de instancia para pronunciar su fallo condenatorio.

Y es que el juez penal declara probado que el acusado amenazó de muerte a su pareja en el caso de que ella le volviera a dejar. Basa su condena en la declaración de la víctima, en orden a entender que su declaración es consistente, y la circunstancia de que hubiera tenido una discusión, o no, y que de ahí se decidiera a denunciar no es dato para llegar a dudar de la veracidad del hecho, ya que hemos reseñado en reiteradas ocasiones que en la violencia de género suele ser práctica habitual, por las específicas connotaciones de este tipo de hechos, que la víctima no denuncie en la misma o cercana fecha a los hechos, sino en fechas posteriores, sin que ello desnaturalice la realidad de lo acontecido y que el juez otorgue plena credibilidad a su declaración, que es lo que aquí ha sucedido en torno a valorar con detalle la prueba practicada, ya que por un lado no entiende acreditado el de lesiones, pero sí el de amenazas.

Además, los altercados de índole familiar, adolecen de la dificultad probatoria que rodea a todos los sucesos que ocurren en situaciones de soledad, aislamiento o clandestinidad, en el que solo participan el agresor y la víctima, sin que haya testigos presénciales o referenciales del suceso, aunque se produzcan en plena calle, en los que adquiere especial trascendencia la declaración de la víctima, que ha de contemplarse con las debidas cautelas y precauciones, para evitar que su posible distorsionamiento de la realidad conlleve una errónea apreciación judicial de lo realmente sucedido.

De ahí las prevenciones adoptadas por la Jurisprudencia para dotar de credibilidad a ese testimonio, como prueba única e incriminatoria del hecho enjuiciado, que recoge la juzgadora. Exigencias que básicamente concurren en este caso en toda la trayectoria de la versión que ofrece la perjudicada sobre la forma de ocurrencia del suceso, sin que sus tesis aparezcan desvirtuadas por la negativa del denunciado, aquí apelante, para contrarrestarlas, al haber atribuido el juzgador de instancia mayor verosimilitud y fiabilidad a la versión de aquella que a la de este, con buen criterio.

Si a esas pruebas decisivas añadimos que la deducción judicial parte de pruebas practicadas en el juicio oral que precisan de la inmediación y publicidad para su adecuada valoración y la Sala tiene vedado invadir aquellas facultades valorativas del juzgador de instancia, que llega a convertirse en imposibilidad de revisar el juicio de valor plasmado en la sentencia apelada, cuando su conclusión sea absolutoria, pues de otro modo se produciría una vulneración del principio de un proceso con todas las garantías, según la doctrina sentada por el tribunal Constitucional en sus sentencias 167/2002, de 19 septiembre y 200/2002, de 28 de octubre ; procediendo, por todo ello, la confirmación de la sentencia apelada.

Y esa verosimilitud y credibilidad no puede verse influida o destruida por las valoraciones realizadas por la defensa del apelante, porque no le corresponde esa función valorativa, debiendo prevalecer el juicio de valor imparcial y ecuánime del juzgador sobre su posición interesada; procediendo, por ello la desestimación del recurso.

Es por ello, por lo que el juez llega a la plena convicción de que los hechos han ocurrido sin que hagan falta más testigos que las declaraciones de la víctima, ya que el delito de amenazas tiene unas connotaciones específicas que generalmente se comete sin testigos presénciales, por lo que aunque el recurrente discrepe de la valoración se trata de su versión sobre la valoración de la prueba, por lo que se confirma la sentencia.

Segundo.- Declaramos de oficio las costas de esta apelación ( arts 239 y 240 Lecrim ).

VISTOS los preceptos legales citados y demás de pertinente y general aplicación al presente supuesto.

Fallo

F A L L A M O S: Que desestimando el recurso de apelación interpuesto por la representación procesal de Jose Miguel contra la Sentencia de fecha 8 de agosto de 2011 , dictada por el JUZGADO DE LO PENAL NUMERO 3 DE BENIDORM en el Juicio Oral - 000241/2011, debemos confirmar la referida Sentencia , declarando de oficio las costas de esta apelación.

Notifíquese esta sentencia conforme a lo establecido en el artículo 248.4 de la Ley Orgánica del Poder Judicial , haciendo constar que contra la misma no cabe recurso alguno. Y devuélvanse los autos originales al Juzgado de procedencia, interesándose acuse de recibo, acompañados de Certificación literal de la presente resolución a los oportunos efectos de efectividad de lo acordado, uniéndose otra al Rollo de Apelación.

Así por esta nuestra sentencia, definitivamente juzgando, lo pronunciamos, mandamos y firmamos.

PUBLICACIÓN.- Dada, leída y publicada fue la anterior sentencia en el día de su fecha y en audiencia pública celebrada en la Sección primera de la Audiencia Provincial de Alicante. Certifico.

Declaración de la víctima
Valoración de la prueba
Delito de amenazas
Práctica de la prueba
Violencia de género
Testigo presencial
Amenazas