Resolución Vinculante de Dirección General de Tributos, V2016-15 de 26 de Junio de 2015

TIEMPO DE LECTURA:

  • Órgano: SG FISCALIDAD INTERNACIONAL
  • Fecha: 26 de Junio de 2015
  • Núm. Resolución: V2016-15

Normativa

CDI Hispano-Estadounidense, Artículo 11; LIRPF, Artículo 9; TRLIRNR, Art. 13.f).2º.

Cuestión

El consultante plantea las siguientes cuestiones:
1º.- Aclarar si el artículo 4 del Convenio Hispano-Americano, confirma la residencia fiscal en EE.UU..
2º.- Solicita información sobre cómo el consultante puede recuperar el IRPF retenido por la Hacienda española en 2014.
3º.- Aclarar si el consultante tiene que pagar en EE.UU. o en España, los impuestos sobre los intereses generados por sus cuentas abiertas en los bancos españoles.
4º.- Aclarar si el consultante tiene que pagar en EE.UU. o en España, los impuestos sobre los intereses generados por una cuenta abierta en un banco alemán.
5º.- Aclarar si la mujer del consultante, que se encuentra desplazada con él a EE.UU., y que no tiene ninguna renta en EE.UU., puede recuperar las retenciones de sus cuentas bancarias que tiene en España, dado que también pasa a ser residente fiscal de EE.UU..
6º.- Aclarar si la contestación a estas preguntas tiene carácter vinculante.

Descripción

El consultante es funcionario del Estado español (profesor titular). Actualmente se encuentra en una excedencia de investigación de dos años, habiendo sido contratado por una universidad española, para desarrollar su trabajo en EE.UU., entre septiembre de 2013 y septiembre de 2015. En 2014, el consultante recibió la mayor parte de sus ingresos a través de un banco español, y una pequeña parte la recibió a través de un banco de EE.UU.. El consultante tiene una vivienda permanente en alquiler a su disposición sólo en EE.UU., y pasó 360 días en dicho Estado en 2014. Por el contrario, en 2013 el consultante presentó IRPF en España por el total de su remuneración, mientras que en EE.UU tributó sólo por las rentas obtenidas allí como no residente fiscal en dicho Estado.
En 2014 la empresa española le ha retenido por el concepto de IRPF. El consultante tiene cuentas de ahorro abiertas en bancos de España, Alemania y EE.UU.

Contestación


I) RESIDENCIA

En la legislación interna española la residencia fiscal de las personas físicas se determina en virtud de lo dispuesto en el artículo 9 de la Ley 35/2006, de 28 de noviembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas y de modificación parcial de las leyes de los Impuestos sobre Sociedades, sobre la Renta de no Residentes y sobre el Patrimonio (BOE de 29 de noviembre), en adelante LIRPF, el cual, en su apartado 1, establece lo siguiente:

"1. Se entenderá que el contribuyente tiene su residencia habitual en territorio español cuando se dé cualquiera de las siguientes circunstancias:

a) Que permanezca más de 183 días, durante el año natural, en territorio español. Para determinar este período de permanencia en territorio español se computarán las ausencias esporádicas, salvo que el contribuyente acredite su residencia fiscal en otro país. En el supuesto de países o territorios considerados como paraíso fiscal, la Administración tributaria podrá exigir que se pruebe la permanencia en éste durante 183 días en el año natural.

Para determinar el período de permanencia al que se refiere el párrafo anterior, no se computarán las estancias temporales en España que sean consecuencia de las obligaciones contraídas en acuerdos de colaboración cultural o humanitaria, a título gratuito, con las Administraciones públicas españolas.

b) Que radique en España el núcleo principal o la base de sus actividades o intereses económicos, de forma directa o indirecta.

Se presumirá, salvo prueba en contrario, que el contribuyente tiene su residencia habitual en territorio español cuando, de acuerdo con los criterios anteriores, resida habitualmente en España el cónyuge no separado legalmente y los hijos menores de edad que dependan de aquél.".

Según el mencionado precepto, una persona física será considerada residente fiscal en España, en un determinado período impositivo, en la medida en que concurra alguno de los criterios anteriormente expuestos, es decir, sobre la base de:

- la permanencia más de 183 días, durante el año natural, en territorio español, computándose, a tal efecto, las ausencias esporádicas, salvo que se acredite la residencia fiscal en otro país. En el supuesto de países o territorios considerados como paraíso fiscal, la Administración tributaria podrá exigir que se pruebe la permanencia en éste durante 183 días en el año natural.

- que radique en España el núcleo principal o la base de sus actividades o intereses económicos, de forma directa o indirecta.

Asimismo, la LIRPF establece una presunción, que admite prueba en contrario, de que el contribuyente tiene su residencia fiscal en España cuando, de conformidad con los criterios anteriores, resida habitualmente en España su cónyuge no separado legalmente y los hijos menores de edad que dependan de aquél.

En España se determina la residencia de los contribuyentes por períodos impositivos completos, coincidiendo el período impositivo con el año civil, esto es, de 1 de enero a 31 de diciembre de cada año, sin la posibilidad de fraccionamiento del período impositivo por cambio de residencia.

En la medida en que se dé cualquiera de las circunstancias previstas en el artículo 9.1 de la LIRPF, éste será considerado contribuyente del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas, en adelante IRPF, y tributará en este impuesto por su renta mundial, con independencia del lugar donde se hayan producido las rentas y cualquiera que sea la residencia del pagador de las mismas, según se deriva del artículo 2 de la LIRPF.

En primer lugar, respecto al criterio de la permanencia, según el escrito de consulta, el consultante pasó 360 días en el territorio de EE.UU., en 2014. No obstante lo anterior, para determinar el período de permanencia en España se computarían las ausencias temporales, y por tanto, podría cumplirse este primer criterio, salvo que el consultante pueda acreditar su residencia fiscal en EE.UU..

Por otro lado, en cuanto al resto de criterios del artículo 9 de la LIRPF, según el escrito de consulta, su mujer se encuentra desplazada con él en EE.UU. Además, según dicho escrito, el consultante desarrolla su labor de investigación en EE.UU., aunque sea una universidad española la que le contrata y le paga la mayor parte de sus ingresos a través de un banco español.

Respecto al núcleo de intereses económico, de los datos extraídos del escrito de consulta no se puede determinar con exactitud en qué Estado se encuentra éste.

No obstante, si, en aplicación de alguno de los criterios señalados, el consultante resultase ser residente fiscal en España y al mismo tiempo pudiera ser considerado residente fiscal en Estados Unidos, de acuerdo con su legislación interna, se produciría un conflicto de residencia entre los dos Estados. Este conflicto se resuelve por el apartado 2 del artículo 4 del Convenio para evitar la doble imposición suscrito entre el Reino de España y los Estados Unidos de América para evitar la doble imposición y prevenir la evasión fiscal respecto de los impuestos sobre la renta, de 22 de febrero de 1990 (BOE de 22 diciembre de 1990), que se expresa en los siguientes términos:

"2. Cuando en virtud de las disposiciones del apartado 1 una persona física sea residente de ambos Estados contratantes, su situación se resolverá de la siguiente manera:

a) Esta persona será considerada residente del Estado donde tenga una vivienda permanente a su disposición, si tuviera una vivienda permanente a su disposición en ambos Estados, se considerará residente del Estado con el que mantenga relaciones personales y económicas más estrechas (centro de intereses vitales).

b) Si no pudiera determinarse el Estado en el que dicha persona tiene el centro de sus intereses vitales, o si no tuviera una vivienda permanente a su disposición en ninguno de los Estados, se considerará residente del Estado donde viva habitualmente.

c) Si viviera habitualmente en ambos Estados o no lo hiciera en ninguno de ellos, se considerará residente del Estado del que sea nacional.

d) Si fuera nacional de ambos Estados o no lo fuera de ninguno de ellos, las Autoridades competentes de los Estados contratantes resolverán el caso mediante acuerdo amistoso".

Para poder aplicar el Convenio Hispano-Estadounidense, el consultante deberá acreditar su residencia fiscal en Estados Unidos mediante el oportuno certificado de residencia en el sentido del Convenio, expedido por la autoridad fiscal competente de dicho Estado.

Asimismo, tal como se expresa en el escrito de la consulta, el consultante tiene una vivienda permanente en alquiler a su disposición sólo en EE.UU.

En caso de que, conforme a lo establecido en los párrafos anteriores, el consultante no tenga la consideración de residente fiscal en España será considerado contribuyente del Impuesto sobre la Renta de No Residentes (IRNR) por los rendimientos de fuente española que pudiera obtener.

Por tanto, teniendo en cuenta la información extraída del escrito de consulta, esta consulta se va a resolver partiendo de la premisa de que el consultante no reside fiscalmente en España en 2014.

Respecto a la residencia fiscal del cónyuge del consultante, debe realizarse el mismo análisis para concluir si se cumple, en su caso, alguno de los criterios establecido en el artículo 9 de la LIRPF. En su caso ésta será considerada contribuyente del IRPF, y tributará en este impuesto por su renta mundial, con independencia del lugar donde se hayan producido las rentas y cualquiera que sea la residencia del pagador de las mismas, según se deriva del artículo 2 de la LIRPF.

No obstante, si, en aplicación de alguno de los criterios señalados, el cónyuge del consultante resultase ser residente fiscal en España y al mismo tiempo pudiera ser considerada residente fiscal en Estados Unidos, de acuerdo con su legislación interna, se produciría un conflicto de residencia entre los dos Estados. Este conflicto se resuelve por el apartado 2 del artículo 4 del Convenio tal como ya se ha explicado con anterioridad.

Teniendo en cuenta la información del escrito de consulta, dado que se expresa que su mujer se encuentra desplazada con él en EE.UU., pasando a ser residente fiscal en dicho Estado, esta consulta se va a resolver como si ésta fuese no residente fiscal en España en 2014.

II) TRIBUTACIÓN

Partiendo de que el consultante y su cónyuge no conservan su residencia fiscal en España durante 2014, dichas personas serían consideradas contribuyentes por el Impuesto sobre la Renta de no Residentes (en adelante, IRNR), y tributarían por este Impuesto, sólo por las rentas de fuente española que pudieran obtener.

En la consulta se plantean diversas cuestiones en relación a la tributación de los rendimientos derivados del trabajo de investigación desempeñado por el consultante en EE.UU., así como en relación a la tributación de los intereses derivados de cuentas bancarias abiertas en Alemania y en España por éste. Asimismo se pregunta sobre el procedimiento para recuperar las retenciones de las cuentas bancarias en España que tiene abiertas su cónyuge.

-Rendimientos del trabajo de investigación

Respecto a la tributación de los rendimientos que perciba el consultante procedentes de su actividad como investigador en EE.UU., el artículo 13.1.c) 1º del Texto Refundido de la Ley del Impuesto sobre la Renta de No Residentes, en adelante TRLIRNR, aprobado por el Real Decreto Legislativo 5/2004, de 5 de marzo, BOE del 12 de marzo de 2004, establece:

"1. Se consideran rentas obtenidas en territorio español las siguientes:
(…) c) Los rendimientos del trabajo:
1º. Cuando deriven, directa o indirectamente, de una actividad personal desarrollada en territorio español."

Las retribuciones satisfechas por la universidad española derivan directa o indirectamente de una actividad personal desarrollada en el extranjero, por lo que no estarán sujetas a tributación en España.

En este caso, respecto a las rentas no sujetas al IRNR, conforme a lo dispuesto en el artículo 31.4.a) del TRLIRNR, no procederá, por parte del pagador, la práctica de retención o ingreso a cuenta respecto de dichos rendimientos, y por tanto, la universidad española pagadora de dichas rentas no estará obligada a la cumplimentación del modelo 216 de declaración trimestral de retenciones e ingresos a cuenta. Pero en este caso, tal como indica el artículo 17.5 del Reglamento del Impuesto sobre la Renta de no Residentes, en adelante RIRNR, aprobado por el Real Decreto 1776/2004, de 30 de julio (BOE de 5 de agosto de 2004), se deberá tener en cuenta a los trabajadores a los que no se les ha practicado retención respecto de las rentas percibidas por no estar sujetas en España, a los efectos de la obligación de presentar un resumen anual de retenciones e ingresos a cuenta, como establece el artículo 31.5 del TRLIRNR.

El Modelo en que debe realizarse el resumen anual de retenciones e ingresos a cuenta es el Modelo 296 y deberá presentarse en el lugar y plazo establecidos en la normativa reguladora del mismo. La regulación de dicho Modelo se recoge en la Orden EHA/3290/2008, de 6 de noviembre (BOE de 17 de noviembre), en la Orden HAP/2725/2012, de 19 de diciembre (BOE de 21 de diciembre de 2012), y en la Orden HAP/2194/2013, de 22 de noviembre (BOE de 26 de noviembre de 2013).

En cuanto al consultante, no tiene que presentar respecto a los ingresos percibidos, el modelo de autoliquidación del Impuesto sobre la Renta de no Residentes por las rentas obtenidas en España sin mediación de establecimiento permanente (modelo 210), tal como se regula en la Orden EHA/3316/2010, de 17 de diciembre (BOE de 23 de diciembre).

A la vista de las consideraciones anteriores, la empresa que le abona sus honorarios le está aplicando una retención improcedente por el concepto de IRPF, por lo que el consultante debería solicitar su devolución en España.


-Intereses de cuentas bancarias

El artículo 11 del Convenio Hispano-Estadounidense establece lo siguiente, en cuanto a la imposición de los intereses se refiere:

R>"1. Los intereses procedentes de un Estado contratante y obtenidos por un residente del otro Estado contratante pueden someterse a imposición en ese otro Estado.

2. Sin embargo, dichos intereses pueden también someterse a imposición en el Estado contratante del que procedan y de acuerdo con la legislación de ese Estado, pero si el beneficiario efectivo de los intereses es un residente del otro Estado contratante, el impuesto así exigido no podrá exceder del 10 por 100 del importe bruto de los intereses.".

Teniendo en cuenta que se parte de la premisa de que tanto el consultante como su cónyuge son residentes fiscales en EE.UU., de acuerdo con dicho precepto, tanto España como EE.UU. podrían someter a imposición los intereses recibidos procedentes de sus cuentas abiertas en España. No obstante, en el caso de España, el impuesto exigido no podrá exceder del 10 por ciento del importe bruto de dichos intereses.

En caso de que exista doble imposición, será EE.UU., por ser éste el Estado donde residen fiscalmente el consultante y su cónyuge, quien deberá eliminar la doble imposición, de acuerdo con lo establecido en el artículo 24 del Convenio Hispano-Estadounidense.

Dado que de acuerdo con el Convenio, España tiene potestad para someter a imposición dichas rentas, el artículo 13.1.f.2º del TRLIRNR establece:

"1. Se considerarán rentas obtenidas en territorio español las siguientes:

f) Los siguientes rendimientos de capital mobiliario:

2º los intereses y otros rendimientos obtenidos por la cesión a terceros de capitales propios satisfechos por personas o entidades residentes en territorio español, o por establecimientos permanentes situados en éste, o que retribuyan prestaciones de capital utilizadas en territorio español.".

De acuerdo con lo anterior, la percepción de intereses derivados de cuentas abiertas en entidades bancarias españolas, tanto por parte del consultante como por parte de su cónyuge, se consideraría renta obtenida en territorio español, estando sujeta a tributación en España por el Impuesto sobre la Renta de no Residentes (IRNR), con el límite del 10 por ciento señalado en el artículo 11 del referido Convenio.

En caso de que las entidades bancarias españolas le hubieran practicado al cónyuge del consultante, una retención improcedente, en concepto de IRPF, ésta debería solicitar su devolución en España.

Por último, respecto a la tributación de los intereses derivados una cuenta abierta por el consultante en un banco alemán, dado que son intereses que no son satisfechas por entidades bancarias residentes en España, no se consideran rentas obtenidas en territorio español de acuerdo con lo establecido en el artículo 13.1.f.2º del TRLIRNR, y por tanto se consideran que son rentas no sujetas al IRNR en España.


III) PROCEDIMIENTO RECUPERACIÓN DEL IRPF RETENIDO EN ESPAÑA TANTO EN EL CASO DEL CONSULTANTE COMO DE SU CÓNYUGE

A este respecto, el artículo 120.3 de la Ley 58/2003, de 17 de diciembre, General Tributaria, establece:

"3. Cuando un obligado tributario considere que una autoliquidación ha perjudicado de cualquier modo sus intereses legítimos, podrá instar la rectificación de dicha autoliquidación de acuerdo con el procedimiento que se regule reglamentariamente.

(…).".

Por su parte el artículo 129 del Reglamento General de las actuaciones y los procedimientos de gestión e inspección tributaria y de desarrollo de las normas comunes de los procedimientos de aplicación de los tributos, aprobado por Real decreto 1065/2007, de 27 de julio, (BOE de 5 de septiembre), en adelante RGAT, relativo a las Especialidades en el procedimiento de rectificación de autoliquidaciones relativas a retenciones, ingresos a cuenta o cuotas soportadas establece:

"(...)

2. Los obligados tributarios que hubiesen soportado indebidamente retenciones, ingresos a cuenta o cuotas repercutidas podrán solicitar y obtener la devolución de acuerdo con lo previsto en el artículo 14 del Reglamento general de desarrollo de la Ley 58/2003, de 17 de diciembre, General Tributaria, en materia de revisión en vía administrativa, aprobado por el Real Decreto 520/2005, de 13 de mayo. Para ello, podrán solicitar la rectificación de la autoliquidación en la que se realizó el ingreso indebido conforme al apartado 4 de este artículo.

(...)

4. Cuando la rectificación de la autoliquidación hubiese sido solicitada por el obligado tributario que soportó indebidamente retenciones, ingresos a cuenta o cuotas repercutidas, se aplicará lo dispuesto en los artículos anteriores, con las siguientes especialidades:

(…)

b) La solicitud podrá hacerse desde que la actuación de retención, la detracción del ingreso a cuenta o la actuación de repercusión haya sido comunicada fehacientemente al solicitante o, en su defecto, desde que exista constancia de que este ha tenido conocimiento de ello.

Cuando la solicitud de rectificación se presente antes de la finalización del plazo de declaración en que hubiera de presentarse la autoliquidación cuya rectificación se solicita, se considerará como periodo de interrupción justificada a efectos del cómputo del plazo para resolver el procedimiento el tiempo transcurrido desde la fecha de presentación hasta la fecha de finalización de dicho plazo de declaración.

c) En la solicitud, además de las circunstancias previstas en el artículo 126.4 de este reglamento, se harán constar el nombre y apellidos o razón social o denominación completa y número de identificación fiscal del retenedor o persona o entidad que efectuó el ingreso a cuenta repercutido o del obligado tributario que efectuó la repercusión.

La solicitud deberá acompañarse de los documentos justificantes de la retención, ingreso a cuenta o repercusión indebidamente soportados.

d) En la tramitación del procedimiento se notificará la solicitud de rectificación al retenedor o al obligado tributario que efectuó y repercutió el ingreso a cuenta o que efectuó la repercusión, que deberán comparecer dentro del plazo de 10 días, contados a partir del día siguiente al de la notificación del requerimiento, y aportar todos los documentos y antecedentes requeridos y cualquier otro que estimen oportuno.

Posteriormente, las actuaciones se pondrán de manifiesto, sucesivamente, al solicitante y al presentador de la autoliquidación, por periodos de 15 días, contados a partir del día siguiente al de la notificación de la apertura de dichos plazos, para formular alegaciones y aportar las pruebas oportunas. A estos efectos, se podrán hacer extractos de los justificantes o documentos o utilizar otros métodos que permitan mantener la confidencialidad de aquellos datos que no les afecten.

e) La liquidación provisional o la resolución denegatoria que ponga término al procedimiento se notificará a todos los obligados tributarios.

f) En el supuesto de que la resolución estimatoria fuera recurrida por el retenedor, por el obligado tributario que efectuó y repercutió el ingreso a cuenta o que realizó la repercusión, aquella no será ejecutiva en tanto no adquiera firmeza.".

Por último, el artículo 14 del Reglamento general de desarrollo de la Ley 58/2003, de 17 de diciembre, General Tributaria, en materia de revisión en vía administrativa, aprobado por Real Decreto 520/2005, de 13 de mayo (BOE de 27/05/2005), relativo a los legitimados para instar el procedimiento de devolución y beneficiarios del derecho a la devolución, establece:

"1. Tendrán derecho a solicitar la devolución de ingresos indebidos las siguientes personas o entidades:

(...)

b) Además de las personas o entidades a que se refiere el párrafo a), la persona o entidad que haya soportado la retención o el ingreso a cuenta repercutido cuando consideren que la retención soportada o el ingreso repercutido lo han sido indebidamente. Si, por el contrario, el ingreso a cuenta que se considere indebido no hubiese sido repercutido, tendrán derecho a solicitar la devolución las personas o entidades indicadas en el párrafo a).

(…)

2. Tendrán derecho a obtener la devolución de los ingresos declarados indebidos las siguientes personas o entidades:

a) Los obligados tributarios y los sujetos infractores que hubieran realizado el ingreso indebido, salvo en los casos previstos en los párrafos b) y c) de este apartado, así como los sucesores de unos y otros.

b) La persona o entidad que haya soportado la retención o el ingreso a cuenta, cuando el ingreso indebido se refiera a retenciones soportadas o ingresos a cuenta repercutidos. No procederá restitución alguna cuando el importe de la retención o ingreso a cuenta declarado indebido hubiese sido deducido en una autoliquidación o hubiese sido tenido en cuenta por la Administración en una liquidación o en una devolución realizada como consecuencia de la presentación de una comunicación de datos.

Cuando el ingreso a cuenta declarado indebido no hubiese sido repercutido, las personas o entidades indicadas en el párrafo a). No procederá restitución alguna cuando el importe del ingreso a cuenta hubiese sido deducido en una autoliquidación o hubiese sido tenido en cuenta por la Administración en una liquidación o en una devolución realizada como consecuencia de la presentación de una comunicación de datos, sin perjuicio de las actuaciones que deba desarrollar el perceptor de la renta para resarcir a la persona o entidad que realizó el ingreso a cuenta indebido.

(…)

3. En los supuestos previstos en los párrafos b) y c) del apartado 1, el obligado tributario que hubiese soportado indebidamente la retención o el ingreso a cuenta o la repercusión del tributo podrá solicitar la devolución del ingreso indebido instando la rectificación de la autoliquidación mediante la que se hubiese realizado el ingreso indebido.

4. Cuando la devolución de dichos ingresos indebidos hubiese sido solicitada por el retenedor o el obligado tributario que repercutió las cuotas o hubiese sido acordada en alguno de los procedimientos previstos en el artículo 15, la devolución se realizará directamente a la persona o entidad que hubiese soportado indebidamente la retención o repercusión.

(...) ".


Lo que comunico a Vd. con efectos vinculantes, conforme a lo dispuesto en el apartado 1 del artículo 89 de la Ley 58/2003, de 17 de diciembre, General Tributaria.

Residencia fiscal
Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas
Residencia
Impuesto sobre la Renta de no residentes
Período impositivo
Persona física
Cuentas bancarias
Residencia habitual en territorio español
Paraíso fiscal
Prueba en contrario
Hijo menor
Menor de edad
Cónyuge no separado legalmente
Obligado tributario
Contribuyentes del IRPF
Residencia fiscal en España
Doble imposición
Retenciones e ingresos a cuenta
Contribuyentes del IRNR
Funcionarios públicos
Excedencias laborales
Impuesto sobre sociedades
Cuenta de ahorro
Rentas sujetas al IRNR
A título gratuito
Cambio de residencia
Evasión fiscal
Establecimiento permanente
Convenios de doble imposición internacional
Ingresos indebidos
Modelo 216. Impuesto sobre la Renta de no Residentes
Rendimientos del trabajo
Modelo 296. Resumen Anual retenciones e ingresos a cuenta No Residentes
Modelo 210. Impuesto sobre la Renta de no Residentes
Autoliquidaciones tributarias
Revisión en vía administrativa
Rendimientos de capital mobiliario
Inspección tributaria
Interés legitimo
Devolución de ingresos indebidos

Ley General Tributaria (Ley 58/2003 de 17 de Dic) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 302 Fecha de Publicación: 18/12/2003 Fecha de entrada en vigor: 01/07/2004 Órgano Emisor: Jefatura Del Estado

Ley 35/2006 de 28 de Nov (IRPF -Impuesto sobre la renta de las personas físicas-) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 285 Fecha de Publicación: 29/11/2006 Fecha de entrada en vigor: 01/01/2007 Órgano Emisor: Jefatura Del Estado

Real Decreto 1065/2007 de 27 de Jul (Reglamento General de las actuaciones y los procedimientos de gestión e inspección tributaria y de desarrollo de las normas de los procedimientos de aplicación de los tributos) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 213 Fecha de Publicación: 05/09/2007 Fecha de entrada en vigor: 01/01/2008 Órgano Emisor: Ministerio De Economia Y Hacienda

RDLeg. 5/2004 de 5 de Mar (TR. de la ley del impuesto sobre la renta de no residentes) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 62 Fecha de Publicación: 12/03/2004 Fecha de entrada en vigor: 13/03/2004 Órgano Emisor: Ministerio De Hacienda

Real Decreto 520/2005 de 13 de May (Reglamento de desarrollo de la Ley 58/2003, General Tributaria, en materia de revision en via administrativa) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 126 Fecha de Publicación: 27/05/2005 Fecha de entrada en vigor: 27/06/2005 Órgano Emisor: Ministerio De Economia Y Hacienda

Orden HAP/2194/2013 de 22 de Nov (Procedimientos y condiciones generales para determinadas presentaciones tributarias) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 283 Fecha de Publicación: 26/11/2013 Fecha de entrada en vigor: 01/01/2014 Órgano Emisor: Ministerio De Hacienda Y Administraciones Publicas

Real Decreto 1776/2004 de 30 de Jul (Reglamento del Impuesto sobre la Renta de no Residentes -IRNR-) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 188 Fecha de Publicación: 05/08/2004 Fecha de entrada en vigor: 06/08/2004 Órgano Emisor: Ministerio De Economia Y Hacienda

Orden HAP/2725/2012 de 19 de Dic (modifica la Orden EHA/3111/2009 -modelo 390 de declaración-resumen anual del IVA-, la Orden HAC/171/2004 -modelo 184 de declaración informativa anual a presentar por las entidades en régimen de atribución de rentas-) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 306 Fecha de Publicación: 21/12/2012 Órgano Emisor: Ministerio De Hacienda Y Administraciones Publicas

Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Contribuyentes (IRPF)

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 11/03/2016

    Tienen la consideración de contribuyentes del IRPF , tal y como dispone el Art. 8 ,LIRPF:Las personas físicas que tengan su residencia habitual en territorio español.Las personas físicas que tuviesen su residencia habitual en el extranjero por al...

  • Régimen especial aplicable a los trabajadores desplazados a territorio español (IRPF)

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 17/02/2017

    Régimen fiscal especial trabajadores desplazados territorio español (Art. 113-120 ,RIRPF) : Las personas físicas que adquieran su residencia fiscal en España como consecuencia de su desplazamiento a territorio español por motivos laborales pued...

  • Contribuyente (IRNR)

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 27/07/2016

    El elemento personal del Impuesto sobre la Renta de no Residentes (IRNR) es la figura del contribuyente. El Art. 5 ,LIRNR señala como contribuyentes del Impuesto sobre la Renta de no Residentes de este impuesto a:- Las personas físicas y entidade...

  • Régimen foral de Bizkaia

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 20/09/2018

    Los principales tributos que podemos encontrar dentro del Sistema Tributario del Territorio Histórico de Bizkaia son:Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas. (IRPF Bizkaia)Impuesto sobre la Renta de los No Residentes. (IRNR Bizkaia)Impuest...

  • Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas NAVARRA (IRPF)

    Orden: Fiscal Fecha última revisión: 23/07/2018

    El Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) en Navarra se encuentra regulado en el DECRETO FORAL LEGISLATIVO 4/2008, de 2 de junio y en el Reglamento del citado impuesto, aprobado por el DECRETO FORAL 174/1999, de 24 de mayo.Se trata d...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados

Libros Relacionados