Concepto formal y material de la culpabilidad

Pertenece al Grupo
Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Elementos de la teoría del delito

    Órden: Penal Fecha última revisión: 27/12/2012

    La teoría del delito es aquella teoría que pieza a pieza elabora el concepto básico y perfila los diferentes elementos esenciales comunes a todas las formas de delito. Esta teoría es de creación doctrinal, aunque está basada en preceptos leg...

  • La culpabilidad como elemento del delito

    Órden: Penal Fecha última revisión: 03/01/2013

    Puede definirse la culpabilidad como el juicio de reproche que hace el Estado al autor de una acción antijurídica, cuando se constata su imputabilidad y la exigibilidad de una conducta distinta a la que realizó, o si se prefiere, el reproche que ...

  • Clases de delitos según la estructura del tipo

    Órden: Penal Fecha última revisión: 08/03/2013

    Con la expresión contenida en el Art. 10 ,Código Penal ?penadas por la ley?, se hace referencia a la tipicidad, que consiste en la exigencia de que la acción u omisión relevantes para el Derecho Penal se encuentren descritas en un tipo, del c...

  • Estructura del tipo como elemento del delito

    Órden: Penal Fecha última revisión: 13/11/2014

    En el Derecho penal positivo español, la definición legal del delito se encuentra contenida en el Art. 10 ,Código Penal, pues con ello se sigue la tradición de contar con un concepto legislativo del delito, algo que no es habitual en otros C...

  • Elementos y estructura del delito en el orden penal

    Órden: Penal Fecha última revisión: 13/11/2014

    Para poder hacer una enumeración de los elementos constitutivos del delito es necesario atender al concepto dogmático del mismo, en virtud del cual tales elementos son: la acción u omisión, la tipicidad, la antijuridicidad y la culpabilidad; aun...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Estado: Redacción actual VIGENTE
  • Orden: Penal

La culpabilidad recoge una serie de categorías de la teoría del delito que se necesitan para imputar un hecho antijurídico a un sujeto a título de culpable. La culpabilidad sería definida como la cualidad del sujeto en tanto en cuanto que se le imputa a título de reproche (culpable) un hecho típicamente antijurídico. Esto significa que para emitir el juicio de que el sujeto es culpable, sería preciso haber valorado la conducta como típicamente antijurídica.

 

La culpabilidad de un sujeto hace presuponer que existe un hecho que es considerado antijurídico. La culpabilidad como juicio de reproche hace que, por un lado se determine si lo sucedido es un hecho que objetiva y subjetivamente forma un tipo (comisivo, omisivo o de causa de justificación), o lo que es lo mismo, que es un hecho derivado de una conducta típica. Y, por otro lado, se atribuirá a ese hecho al sujeto culpable, o que afirmamos que es culpable. El reproche al sujeto, se hace porque se entiende que la persona es libre, y por tanto, actúa como sujeto libre. Acerca de la libertad, y de la comprensión de su significado surgen frecuentemente dificultades. Puede afirmarse que alguien que obra con libertad es quien obra con conocimiento de que actúa, pero eso no tiene porqué significar siempre, que la persona sepa reconocer que el hecho derivado de su actuación es lícito o ilícito.

Con las categorías de la teoría del delito, podría decirse de quien actúa con dolo está actuando de forma libre, pero esta afirmación es poco precisa. La libertad plena de la que aquí se habla va más allá del dolo. Conocer el riesgo de la propia conducta que se está llevando a cabo no implica necesariamente que se sepa diferenciar si esa conducta es lícita o ilícita. Para hablar de una libertad plena, es preciso afirmar, no solo que el sujeto conoce lo que hace (obra con volición, esto es, con predisposición), sino que además (y a la vez) sabe lo que hace (es decir, que actúa con voluntariedad). Así, volición y voluntariedad son dos formas diferentes de referirse a la libertad. El juicio de reproche (o la acusación de culpabilidad) implicará por tanto, que se ha obrado con volición, que existe un hecho y que además ese hecho se ha realizado con voluntariedad.

El Libro I del Código Penal recoge una serie de referencias a la libertad, entendida como capacidad de entender y querer, de pensar y decidir, en definitiva, de comprender la ilicitud del hecho o actuar conforme a esa comprensión por la misma incapacidad derivada de intoxicaciones, y por la alteración grave de la conciencia de la realidad. Esto es, además del delito causado por acción u omisión, debe ser también fruto del dolo o la imprudencia, lo que significa que el sujeto ha de tener conocimiento de los elementos del tipo delictivo y del carácter antijurídico de su comportamiento y, a pesar de todo, ejecutarlo y en los imprudentes no intencionales, no haber previsto lo que es previsible. Solo cuando se den estos requisitos el sujeto será imputable.

El concepto formal de culpabilidad comprende los elementos psicológicos del hecho que en un ordenamiento jurídico son exigidos por la ley como presupuestos de la imputación al sujeto; serían los presupuestos de la culpabilidad, es decir, estaría constituido por el dolo y la culpa.

El concepto material de culpabilidad, busca las bases de la categoría del delito, es decir, bajo qué condiciones resulta racional fundar la imputación subjetiva. Aquí, la culpabilidad está basada en la exigibilidad. Con la formulación de un concepto material de culpabilidad se intenta encontrar argumento que expliquen la intervención penal, pretendiendo servir como criterio legitimador del ius puniendi del Estado. El concepto material de culpabilidad se basa en exigencias de la ética, de la seguridad pública, en el fin de la pena… Todos ellos, criterios casi prejurídicos y algunos muy cercanos a la moral, pero la culpabilidad penal es una culpabilidad jurídica y no moral, lo que implica que:

- Para imponer una sanción basada en la culpabilidad no es necesario que el sujeto se considere culpable a sí mismo.

- No es necesario que el sujeto receptor de la norma la considere moralmente obligatoria, sino que tiene que conocer que actuando en contra de ella la conducta será corregida.

No hay versiones para este comentario

Antijuridicidad
Teoría del delito
Dolo
Incapacidad
Omisión
Tipo penal
Culpa
Ius puniendi