Contratos náuticos y aeronáuticos: arrendamiento del buque, fletamento, transporte marítimo de mercancías, el pasaje marítimo, transporte aéreo, contratos náuticos auxiliares, contrato de remolque, carga y descarga y amarre y desamarre de buques

Pertenece al Grupo
Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Los contratos de transporte marítimo

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 17/10/2017

    Existen principalmente dos tipos de contratos de transporte marítimo:- Contrato de fletamento- Contrato de trasnporte en línea regularA. CONTRATO DE FLETAMENTO.Contrato en virtud de cual una de las partes (fletante) se compromete a poner un buque a...

  • Responsabilidad de los empresarios de la navegación marítima y aérea

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 25/01/2016

    Antes de entrar  de manera pormenorizada sobre la responsabilidad de los empresarios de la navegación marítima y aérea debemos empezar por decir qué se entiende por empresario marítimo y a su vez diferenciarlo de otros sujetos que operan en el ...

  • Derecho marítimo y derecho aéreo

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 25/01/2016

    El Derecho marítimo es el conjunto de relaciones que nacen o se desarrollan con el mar, abarcando tanto las relaciones marítimas privadas como comerciales o no, como las relaciones internas e internacionales de carácter público que afectan al tr...

  • Auxiliares y colaboradores en la navegación marítima y aérea

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 25/01/2016

    Se enumeran en este comentario las principales figuras de auxiliares y colaboradores en el ámbito del personal marítimo y aéreo, haciendo una breve descripción de la regulación jurídica y características de cada una de ellas.   Persona...

  • Seguros marítimos y aéreos

    Órden: Mercantil Fecha última revisión: 25/01/2016

    Los seguros marítimos tienen sus propias características debido a las peculiaridades de la navegación por el mar. Se encuentran regulados en el Código de Comercio y en la Ley de Contratos de Seguro, la cual se aplica supletoriamente, tal y como...

Ver más documentos relacionados
  • Contrato de fletamento o transporte marítimo de mercancías.

    Fecha última revisión: 14/09/2017

    CONTRATO DE FLETAMENTOEn [LOCALIDAD], a [FECHA].REUNIDOSDE UNA PARTE.- D. [NOMBRE], mayor de edad, con N.I.F. núm. [DNI] y domicilio a efecto de notificaciones en [DOMICILIO].DE LA OTRA.- D. [NOMBRE], mayor de edad, con N.I.F. núm. [DNI] y domici...

  • Contrato de arrendamiento de buque

    Fecha última revisión: 24/02/2016

      CONTRATO DE ARRENDAMIENTO DE BUQUE: En este contrato el arrendador, a cambio de una renta, cede el uso del buque a un arrendatario, el cual, lo hace navegar por su cuenta y asume los derechos y obligaciones inherentes a la explotación del buque. ...

  • Demanda de responsabilidad civil contractual contra transportista

    Fecha última revisión: 29/04/2016

    NOTA: La responsabilidad del transportista o porteador puede ser de dos tipos: contractual o extracontractual, siendo el presente formulario una demanda por la primera, es decir, la que se origina por el incumplimiento del contrato de transporte. ...

  • Escrito solicitando la aplicación del régimen especial de entidades navieras en función del tonelaje

    Fecha última revisión: 29/03/2016

      NOTA: Régimen de las entidades navieras en función de tonelaje, regulado en los artículos 113-117 Ley 27/2014, de 27 de noviembre, del Impuesto sobre Sociedades.   DIRECCIÓN GENERAL DE TRIBUTOS DEL MINISTERIO DE ECONOMÍA Y HACIENDA   Don/Do...

  • Contrato de arrendamiento de industria (empresa o negocio)

    Fecha última revisión: 01/03/2016

    NOTA: En el arrendamiento de cosas, una de las partes se obliga a dar a la otra el goce o uso de una cosa por tiempo determinado y precio cierto.   En [LOCALIDAD], a [DIA] de [MES] de [ANIO]. REUNIDOS De una parte, [NOMBRE_EMPRESA], con domicilio so...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Estado: Redacción actual VIGENTE
  • Orden: Mercantil
  • Fecha última revisión: 25/01/2016

Los contratos de utilización o explotación de un buque, son contratos que se refieren a las actividades mediante las que se saca provecho del mismo, de diversas formas. Se prevén estos contratos en los Art. ,Código de Comercio. Sin embargo, en dichos artículos no se recogen todas las posibilidades de contratos relativos a los buques, sino que existen más en la realidad.

 

Entre los contratos de utilización del buque se encuentran los siguientes:

1. Arrendamiento del buque: en este contrato el arrendador, a cambio de una renta, cede el uso del buque a un arrendatario, el cual, lo hace navegar por su cuenta y asume los derechos y obligaciones inherentes a la explotación del buque. Es un arrendamiento de cosa mueble, que se diferencia del fletamento en que el arrendatario asume las obligaciones típicas del arrendamiento de obra y deviene titular de la empresa de navegación.

Se diferencia en los contratos de arrendamiento entre el contrato de arrendamiento de casco desnudo y el de buque armado y equipado. Se diferencia en la cesión, o no de las relaciones laborales.

El arrendamiento de casco desnudo exige que esté en buenas condiciones y que la tripulación sea contratada por el arrendatario.

En el arrendamiento de buque armado equipado, se exige, la cesión del casco y el control de la dotación contratada directamente por el arrendador.

En ambos contratos el arrendatario se convierte en el naviero o titular de la empresa de navegación.

Este contrato carece de una regulación concreta. Se aplican las normas de derecho civil sobre arrendamiento (Art. 1554 ,Código Civil).

El arrendatario obtiene la disponibilidad sobre y buque y se convierte en naviero, lo que conlleva que responda de las consecuencias de la explotación de la empresa de navegación. Esta responsabilidad es por culpa.

El arrendador debe ceder el uso y disfrute del buque para que el arrendatario pueda ejercer la navegación. Debe entregar el buque en la fecha y lugar pactados, garantizar la navegabilidad inicial, mantener al arrendatario el uso pacífico y realizar todas las reparaciones que sena necesarias por defectos ocultos.

2. Fletamento: es un contrato que tiene por objeto una navegación por un tiempo determinado, a cambio de un precio, llamado “flete”.

Principalmente, la obligación que rige el contrato de fletamento es la actividad de navegación durante el tiempo que se haya pactado. El obligado es el fletante, mientras que la persona que da las instrucciones para que se lleve a cabo el flete es el fletador.

Esta obligación de navegar, conlleva que se ponga el buque en condiciones adecuadas para la navegación a disposición del fletante. En el fletamento, se distingue entre la gestión náutica y la gestión comercial, que corresponden al fletante y al fletador, respectivamente, ambas son la base del contrato de fletamento y hace que se distribuyan las consecuencias, los riesgos y los gastos entre las partes del contrato.

Normalmente se reconoce el fletamento con el transporte, sin embargo la actividad más importante es la navegación. Se diferencia entre fletamento por tiempo o por transporte.

Además de la navegación, para el fletamento es necesario que se utilice un buque en condiciones de navegabilidad. Es diferente el fletamento por viaje, ya que el fletamento por tiempo exige que el fletante explote de forma continua, sin tiempos muertos entre los viajes, produciendo tres consecuencias principales, que son, la navegabilidad, el cálculo del flete y la distribución de gastos de explotación entre el fletante y el fletador. El buque se dispone temporalmente y sobre él recaen diferentes obligaciones y diferentes contratos de utilización. El buque debe estar en un estado óptimo para poder navegar, ya que en eso consistirá el contrato de fletamento. En este contrato confluyen los derecho se navegar del fletante y del fletador a la utilización del buque comercialmente. Estos derechos confluyen simultáneamente.

- El fletamento por tiempo. El flete se contabilizará en unidades temporales, que pueden ser, días, horas, semanas, meses o años. En caso del fletamento por vieja se contabilizará en razón de las mercancías embarcadas.

Teniendo en cuenta estas características, se determina que el contrato de fletamento es una figura propia del derecho mercantil, semejante, en ciertos aspectos al arrendamiento de obra.

El naviero-fletante, está obligado a ciertas actividades que son: navegabilidad, mantenimiento, cesión comercial del buque, celeridad y colaboración.

a) La navegabilidad consiste en poner el buque a disposición del fletador, en el lugar y fecha convenidos y en las condiciones descritas en la póliza. Esa obligación es continua durante todo el contrato.

b) El mantenimiento del casco, las máquinas y el equipo del buque, en un estado eficiente durante el tiempo que dure el fletamento. Este mantenimiento se extiende a todos los viajes que se lleven a cabo. El fletante deberá reparar y sustituir cualquier elemento que sea necesario para la navegabilidad y que no se encuentre en buenas condiciones. Las pólizas en este caso suelen establecer la suspensión del pago del flete mientras el buque no pueda estar en servicio.

c) La cesión comercial del buque, que significa que el fletante se obliga a poner al capitán y la tripulación a las órdenes del fletador, en todo lo relativo al empleo comercial. El contenido de esta cláusula es tan amplio que el fletador está facultado para celebrar contratos de fletamento o transporte de mercancías con terceros.

d) Se deben llevar a cabo los viajes con la máxima rapidez posible.

e) La obligación de colaborar va dirigida a la dotación, que debe asistir al fletador de forma efectiva.

El fletador está obligado a: pagar el flete y otros gastos, emplear el buque dentro de los límites convenidos y devolverlo en buen estado al final del contrato.

a) La obligación principal es el pago del precio o flete convenido. El pago se hace normalmente por meses, pero también cabe que se divida en otros períodos de tiempo, como semanas o semestres. El pago eso sí, será por adelantado y en efectivo.

b) Emplear el buque dentro de los límites convenidos, lo que quiere decir que, el buque se utilizará según lo previsto en el contrato. Se utilizará para viajes seguros, se llevará a puertos también seguros y se cargarán mercancías que no sean altamente peligrosas. Se deben cumplir todas las normas relativas a la seguridad, para evitar la pérdida, daños irreparables o inmovilización del buque.

c) El buque debe ser devuelto en buen estado, tal y como se haya determinado en el contrato, en el mismo estado en el que se entregó, salvando los deterioros normales del uso del mismo.

En el contrato de flete se garantizan el cumplimiento de las obligaciones recíprocas de las partes. La póliza del contrato concede al fletante el derecho a retener los cargamentos y fletes que haya podido devengar el fletador. El fletador a su ver puede retener el buque y todas las cantidades que se le hayan pagado por adelantado. Ambos podrán retener dichos bienes si la otra parte no cumple con su obligación. De esta forma se garantiza el pago del flete y el propio flete, que se ha adelantado pero que no ha vencido aun.

La garantía del pago del flete se llama cláusula de retención.

El contrato de flete se extingue si queda inservible el buque para continuar, pero en ese caso el capitán estará obligado a fletar otro buque (657 ,Código de Comercio)en caso de que no encuentre otro buque se terminará el contrato y la carga se pondrá a disposición de los cargadores. En el 690 ,Código de Comercio se determina que en caso de que no sea habitable el buque para navegar, se extinguirá también el contrato.

Se consideran también causas de resolución del contrato, si no se cumplen las obligaciones esenciales del contrato. En caso de que existan situaciones provocadas por circunstancias excepcionales, que no están previstas en el contrato, se considerará también  motivo suficiente para el fin del contrato.

- El fletamento por viaje. El fletamento por viaje es en el que el fletante cede al fletador el uso de todo o parte de un buque para la carga de mercancías, obligándose, a cambio de un precio, a transportarla de un lugar a otro. La finalidad de este contrato es el transporte, aunque también existe la posición que defiende que la finalidad es la puesta a disposición de un buque para la realización de un viaje. Se considera así ya que, la finalidad de la utilización del buque no tiene por qué ser exclusivamente la de un transporte, sino que, puede ser realizar un viaje, por ejemplo de investigación oceanográfica, prevención de la contaminación marítima, la estancia a bordo, etc. Se regula en los Art. ,Código de Comercio, se determina también en una póliza. Se perfecciona por el consentimiento y la póliza no es un requisito esencial para su existencia. En este contrato el fletante debe realizar al viaje, y el fletador debe entregar la carga para su transporte (657,652 ,Código de Comercio). Suele existir también una tercera persona, la cual recibirá las mercancías cargadas.

El contrato del flete por viaje terminará ordinariamente si éste se lleva a cabo efectivamente. Se deben cumplir las obligaciones de la puesta a disposición del buque en condiciones para navegar, la realización del viaje convenido y el transporte de las mercancías al destino (612,670 ,Código de Comercio).

3. Transporte marítimo de mercancías: en este contrato se transportan vía marítima en buques, diversas mercancías. El transporte marítimo es una forma más de explotación del buque. Se caracteriza porque se traslada por mar de un lugar a otro, personas o mercancías a cambio de un precio, que se llama flete. Se rige por tres obligaciones que son, el desplazamiento marítimo, la custodia y la entrega del cargamento en el destino.

Este contrato se documenta en una póliza de fletamento y se rige por una disciplina uniforme, imperativa e internacional.

Las partes del contrato son el porteador y el cargador, que son el destinatario y el receptor de las mercancías.

El porteador es el que asume la obligación de la prestación principal del transporte. El cargador es el que celebra el contrato de transporte, obligándose a entregar las mercancías en origen y pagar el precio convenido.

El contrato de transporte marítimo se caracteriza por estar reconocido mediante diversos documentos, lo que se denomina el conocimiento del contrato. Así existe el contrato en sí, el recibo de entrega de las mercancías y el título representativo de las mismas también.

En este contrato, el porteador debe trasladar la mercancía vía marítima. Debe cumplir una seria de obligaciones antes, durante y después del viaje  (618,619 ,Código de Comercio). Estas obligaciones son  todas las actividades relativas al cargamento, su transporte y su llegada a puerto. Además responderá en determinados casos, si son por actos que dependen de su correspondiente actividad.

El cargador por su parte debe pagar el flete y colaborar con el porteador entregando las mercancías.

4. El pasaje marítimo: en este contrato una parte se obliga a trasladar a otra por mar, de un puerto a otro, a cambio de un precio. Es una forma del contrato de transporte, en el que se distinguen características propias en razón del pasajero. Se regula en los Art. ,Código de Comercio. El usuario normalmente utiliza una línea regular de transporte y acepta un formulario impreso, por lo que el billete del viaje es el único documento contractual que existe y en el que se regulan los derechos y deberes.

Es un contrato oneroso y bilateral, por lo que existen obligaciones para el porteador y el pasajero. El porteador debe trasportar al pasajero al lugar y en la fecha convenida. Esta obligación conlleva las propias de un transporte, como acomodar al usuario, recibirlo a bordo, etc. El pasajero por su parte, debe pagar el precio del billete y comportarse en la forma adecuada al viaje (694,700 ,Código de Comercio).

En este tipo de contratos se debe tener en cuenta si se lleva a cabo en el ámbito nacional o internacional, ya que se aplicará el Código de Comercio o el Convenio de Atenas. Sin embargo, en ambos textos la regulación es muy semejante.

La responsabilidad en este contrato recae en caso de muerte o daños del pasajero o por el retraso en el porteador.

5. Transporte aéreo: se regula en la Ley sobre Navegación Aérea y en los textos de derecho internacional, como en el Protocolo de Guatemala y el de Montreal. En el transporte aéreo se trasladan tanto personas como mercancías vía aérea de un lugar a otro.

En este contrato, el porteador se obliga a transportar a las personas o cosas en una aeronave, desde un lugar a otro. Se determina en convenio el lugar y el tiempo del traslado. El porteador responderá por los daños que se causen en las personas y en sus equipajes, además de por el retraso en el vuelo. Debe además hacer un vuelo sin escalas y dar una plaza a cada pasajero (Art. 92 ,LNA).

Tiene derecho el porteador a decidir la exclusión de determinadas personas del transporte, por causas justificadas, como puede ser una enfermedad, Art. 96 ,LNA. Se debe incluir en el transporte de personas su equipaje (Art. 97 ,LNA).

En el caso de transporte de mercancías, se compromete el porteador a transportarlas hasta un lugar convenido, a cambio de un precio que se llama “flete”. En ese caso se trata de un contrato real que no se perfecciona hasta que lleguen las mercancías a su destino (Art. 102 ,LNA).

La responsabilidad en los contratos de transporte aéreo, se determina por tres características, que son: responsabilidad objetiva, limitada e inderogable.

El plazo para interponer la acción en caso de daños, es de seis meses desde la producción del mismo.

6. Contratos náuticos auxiliares: el practicaje: es un contrato que consiste en la prestación del servicio de asesoramiento por parte del práctico al capitán, para ayudarle a entrar y salir del puerto, o a hacer cualquier otra maniobra en el puerto (Art. 102 ,Real Decreto Legislativo 2/2011, de 5 de septiembre).

El practicaje es un servicio de la Autoridad Portuaria y marítima, ya que es la que fija las necesidades del servicio y resuelve las posibles cuestiones que pueden surgir entre las autoridades portuarias y los prácticos.

7. Contrato de remolque: es un contrato que consiste en el desplazamiento de un buque mediante la tracción que ejerce sobre él otro barco. Las actividades que realiza son, la maniobra, el transporte y la seguridad. Se regula en la  Ley de Puertos del Estado y de la Marina Mercante. La competencia sobre los remolques es del Ministerio de Fomento y de la Autoridad Portuaria.

Por el contrato de remolque, un naviero o remolcador se obliga a remolcar a otro, mediante la fuerza de tracción necesaria, a cambio de una remuneración. Es un contrato consensual, bilateral, oneroso y mercantil.

Las dos clases de remolque, el remolque maniobra y el remolque extraordinario. En la maniobra  se realiza una actividad con una determinada finalidad, mientras que en el extraordinario la finalidad es ayudar en una situación de peligro.

El precio se repartirá entre el propietario del buque remolcador y su dotación.

8. Carga y descarga: las empresas que se dedican a la carga y descarga, son empresas auxiliares de los buques.  El contrato de carga y descarga es un contrato atípico, calificado como contrato de obra, oneroso y bilateral. Se le aplican los Art. 1588 ,Código Civil y siguientes.

En este contrato la empresa de carga y descarga es la que responderá de los daños y perjuicios causados por su culpa o negligencia, sobre las mercancías mientras estén bajo su custodia. Esta empresa es habitual que realice también labores de estiba y desestiba, por lo que habrá que tener presente también el Código de Comercio. En ese caso se le impone al capitán el deber de vigilancia y será responsable de dichos daños. La doctrina sin embargo considera que, esa responsabilidad se exigirá si la empresa se encarga de colocar la carga en las bodegas del buque, lo que es la estiba y desestiba.

9. Amarre y desamarre de buques: el servicio de amarre y desamarre de los buques es prestado por los servicios portuarios del Estado. Se entiende por amarre y desamarre, recoger las amarras de un buque, portarlas y a los elementos del puerto previstos para dicho fin. Se seguirán las instrucciones de la autoridad portuaria y del capitán del buque. El desamarre consiste en largar las marras de un buque, siguiendo también las instrucciones pertinentes. Se regula los Art. 128 ,Real Decreto Legislativo 2/2011, de 5 de septiembre y siguientes. Las prescripciones particulares de este servicio contendrán todos los medios necesarios para poder colaborar con los servicios de seguridad de los puertos, como el servicio contra incendios por ejemplo.

No hay versiones para este comentario

Buque
Fletador
Fletante
Arrendatario
Mercancías
Contrato de fletamento
Arrendador
Porteador
Naviera
Titularidad de empresa
Arrendamiento de buque
Arrendamiento de obra
Responsabilidad
Capitán
Arrendamiento de cosas
Partes del contrato
Culpa
Contrato marítimo
Cargador
Transporte de mercancías
Cumplimiento de las obligaciones
Puertos
Contrato de transporte
Contrato de arrendamiento
Obligación principal
Obligaciones recíprocas
Transporte aéreo
Celeridad
Transporte marítimo
Póliza de fletamento
Contrato oneroso
Estancia
Habitabilidad
Contrato de transporte marítimo
Contaminación
Automóviles de turismo
Resolución de los contratos
Contrato de remolque
Incendios
Capitán de buque