Coordinación de actividades empresariales en el Sector de la Construcción

TIEMPO DE LECTURA:

  • Estado: Redacción actual VIGENTE
  • Orden: Laboral
  • Fecha última revisión: 22/02/2021

La DA 1ª del Real Decreto 171/2004, de 30 de enero, y el Capítulo II del Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, regulan especificaciones concretas en materia de coordinación de actividades empresariales en el sector de la construcción.

 

Especificaciones concretas en materia de coordinación de actividades empresariales en el sector de la construcción

Las obras incluidas en el ámbito de aplicación del Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, por el que se establecen disposiciones mínimas de seguridad y salud en las obras de construcción, se regirán por lo establecido en el citado real decreto en relación con la necesidad de coordinación de actividades empresariales. No obstante, a efectos de información del empresario titular a los otros empresarios concurrentes sobre los riesgos propios del centro de trabajo o las instrucciones que éste debe proporcionar a los empresarios concurrentes para la prevención de los riesgos existentes, el Real Decreto 171/2004, de 30 de enero, ha fijado una serie de convalidaciones respecto a la figura del promotor o contratista, como son:

  • El deber de información del empresario titular a los otros empresarios concurrentes sobre los riesgos propios del centro de trabajo que puedan afectar a las actividades por ellos desarrolladas, las medidas referidas a la prevención de tales riesgos y las medidas de emergencia que se deben aplicar (art. 7 Real Decreto 171/2004, de 30 de enero) se entenderá cumplido por el promotor mediante el estudio de seguridad y salud o el estudio básico, en los términos establecidos en los artículos 5 y 6 del Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre.
  • El deber del empresario titular de aportar al resto de empresarios concurrentes instrucciones para la prevención de los riesgos existentes en el centro de trabajo que puedan afectar a los trabajadores de las empresas concurrentes y sobre las medidas que deben aplicarse cuando se produzca una situación de emergencia (art. 8 Real Decreto 171/2004, de 30 de enero), se entenderá cumplido por el promotor mediante las impartidas por el coordinador de seguridad y salud durante la ejecución de la obra, cuando tal figura exista ; en otro caso, serán impartidas por la dirección facultativa.
  • Las medidas establecidas sobre el deber de vigilancia del empresario principal (art. 10 Real Decreto 171/2004, de 30 de enero) corresponden al contratista (art. 2.1.h) Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre).

Especificado lo anterior, en materia de coordinación de actividades Empresariales en el Sector de la Construcción, el Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, complementa lo establecido en el analizado Real Decreto 171/2004, de 30 de enero, en las siguientes materias:

a) Designación de los coordinadores en materia de seguridad y salud

  • En las obras incluidas en el ámbito de aplicación del Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, cuando en la elaboración del proyecto de obra intervengan varios proyectistas, el promotor designará un coordinador en materia de seguridad y de salud durante la elaboración del proyecto de obra.
  • Cuando en la ejecución de la obra intervenga más de una empresa, o una empresa y trabajadores autónomos o diversos trabajadores autónomos, el promotor, antes del inicio de los trabajos o tan pronto como se constate dicha circunstancia, designará un coordinador en materia de seguridad y salud durante la ejecución de la obra.
  • La designación de los coordinadores en materia de seguridad y salud durante la elaboración del proyecto de obra y durante la ejecución de la obra podrá recaer en la misma persona.
  • La designación de los coordinadores no eximirá al promotor de sus responsabilidades.

b) Obligatoriedad del estudio de seguridad y salud o del estudio básico de seguridad y salud en las obras

El promotor estará obligado a que en la fase de redacción del proyecto se elabore un estudio de seguridad y salud en los proyectos de obras en que se den alguno de los supuestos siguientes:

  • Que el presupuesto de ejecución por contrata incluido en el proyecto sea igual o superior a 75 millones de pesetas.
  • Que la duración estimada sea superior a 30 días laborables, empleándose en algún momento a más de 20 trabajadores simultáneamente.
  • Que el volumen de mano de obra estimada, entendiendo por tal la suma de los días de trabajo del total de los trabajadores en la obra, sea superior a 500.
  • Las obras de túneles, galerías, conducciones subterráneas y presas.

En los proyectos de obras no incluidos en ninguno de los supuestos previstos en el apartado anterior, el promotor estará obligado a que en la fase de redacción del proyecto se elabore un estudio básico de seguridad y salud.

El estudio de seguridad y salud será elaborado por el técnico competente designado por el promotor. Cuando deba existir un coordinador en materia de seguridad y salud durante la elaboración del proyecto de obra, le corresponderá a este elaborar o hacer que se elabore, bajo su responsabilidad, dicho estudio. Contendrá, como mínimo, los siguientes documentos: 

  • Memoria descriptiva de los procedimientos, equipos técnicos y medios auxiliares que hayan de utilizarse o cuya utilización pueda preverse; identificación de los riesgos laborales que puedan ser evitados, indicando a tal efecto las medidas técnicas necesarias para ello; relación de los riesgos laborales que no puedan eliminarse conforme a lo señalado anteriormente, especificando las medidas preventivas y protecciones técnicas tendentes a controlar y reducir dichos riesgos y valorando su eficacia, en especial cuando se propongan medidas alternativas.
  • Asimismo, se incluirá la descripción de los servicios sanitarios y comunes de que deberá estar dotado el centro de trabajo de la obra, en función del número de trabajadores que vayan a utilizarlos.
  • En la elaboración de la memoria habrán de tenerse en cuenta las condiciones del entorno en que se realice la obra, así como la tipología y características de los materiales y elementos que hayan de utilizarse, determinación del proceso constructivo y orden de ejecución de los trabajos.
  • Pliego de condiciones particulares en el que se tendrán en cuenta las normas legales y reglamentarias aplicables a las especificaciones técnicas propias de la obra de que se trate, así como las prescripciones que se habrán de cumplir en relación con las características, la utilización y la conservación de las máquinas, útiles, herramientas, sistemas y equipos preventivos.
  • Planos en los que se desarrollarán los gráficos y esquemas necesarios para la mejor definición y comprensión de las medidas preventivas definidas en la memoria, con expresión de las especificaciones técnicas necesarias.
  • Mediciones de todas aquellas unidades o elementos de seguridad y salud en el trabajo que hayan sido definidos o proyectados.
  • Presupuesto que cuantifique el conjunto de gastos previstos para la aplicación y ejecución del estudio de seguridad y salud.

c) Plan de seguridad y salud en el trabajo

En relación con los puestos de trabajo en la obra, el plan de seguridad y salud en el trabajo constituye el instrumento básico de ordenación de las actividades de identificación y, en su caso, evaluación de los riesgos y planificación de la actividad preventiva. En aplicación del estudio de seguridad y salud o, en su caso, del estudio básico, cada contratista elaborará un plan de seguridad y salud en el trabajo en el que se analicen, estudien, desarrollen y complementen las previsiones contenidas en el estudio o estudio básico, en función de su propio sistema de ejecución de la obra. En dicho plan se incluirán, en su caso, las propuestas de medidas alternativas de prevención que el contratista proponga con la correspondiente justificación técnica, que no podrán implicar disminución de los niveles de protección previstos en el estudio o estudio básico.

En el caso de planes de seguridad y salud elaborados en aplicación del estudio de seguridad y salud las propuestas de medidas alternativas de prevención incluirán la valoración económica de las mismas, que no podrá implicar disminución del importe total.

El plan de seguridad y salud deberá ser aprobado, antes del inicio de la obra, por el coordinador en materia de seguridad y de salud durante la ejecución de la obra y podrá ser modificado por el contratista en función del proceso de ejecución de la obra, de la evolución de los trabajos y de las posibles incidencias o modificaciones que puedan surgir a lo largo de la obra, pero siempre con aprobación expresa. Del mismo modo, quienes intervengan en la ejecución de la obra, así como las personas u órganos con responsabilidades en materia de prevención en las empresas intervinientes en la misma y los representantes de los trabajadores, podrán presentar, por escrito y de forma razonada, las sugerencias y alternativas que estimen oportunas. A tal efecto, el plan de seguridad y salud estará en la obra a disposición permanente de los mismos.

Asimismo, el plan de seguridad y salud estará en la obra a disposición permanente de la dirección facultativa.

d) Presencia de recursos preventivos en obras de construcción

Teniendo en cuanta las especificaciones concretas para la presencia de recursos preventivos en las obras de construcción establecidas por la D.A. 14ª LPRL.

  • La preceptiva presencia de recursos preventivos se aplicará a cada contratista.
  • La presencia de los recursos preventivos de cada contratista será necesaria cuando, durante la obra, se desarrollen trabajos con riesgos especiales. 
  • La preceptiva presencia de recursos preventivos tendrá como objeto vigilar el cumplimiento de las medidas incluidas en el plan de seguridad y salud en el trabajo y comprobar la eficacia de éstas.

El Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, instaura las siguientes especialidades:

  • El plan de seguridad y salud determinará la forma de llevar a cabo la presencia de los recursos preventivos.
  • Cuando, como resultado de la vigilancia, se observe un deficiente cumplimiento de las actividades preventivas, las personas a las que se asigne la presencia deberán dar las instrucciones necesarias para el correcto e inmediato cumplimiento de las actividades preventivas y poner tales circunstancias en conocimiento del empresario para que éste adopte las medidas necesarias para corregir las deficiencias observadas, si éstas no hubieran sido aún subsanadas.
  • Cuando, como resultado de la vigilancia, se observe ausencia, insuficiencia o falta de adecuación de las medidas preventivas, las personas a las que se asigne esta función deberán poner tales circunstancias en conocimiento del empresario, que procederá de manera inmediata a la adopción de las medidas necesarias para corregir las deficiencias y a la modificación del plan de seguridad y salud (art. 7.4 Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre).

La D.A. 14ª LPRL, la D.A. 10ª RSP y D.A. Única del Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, señalan de manera específica peculiaridades para la presencia de recursos preventivos en obras de construcción:

D.A. 14ª LPRL

"1. Lo dispuesto en el artículo 32 bis de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales será de aplicación en las obras de construcción reguladas por el Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, por el que se establecen las disposiciones mínimas de seguridad y salud en las obras de construcción, con las siguientes especialidades:

a) La preceptiva presencia de recursos preventivos se aplicará a cada contratista.

b) En el supuesto previsto en el apartado 1, párrafo a), del artículo 32 bis, la presencia de los recursos preventivos de cada contratista será necesaria cuando, durante la obra, se desarrollen trabajos con riesgos especiales, tal y como se definen en el citado real decreto.

c) La preceptiva presencia de recursos preventivos tendrá como objeto vigilar el cumplimiento de las medidas incluidas en el plan de seguridad y salud en el trabajo y comprobar la eficacia de éstas.

2. Lo dispuesto en el apartado anterior se entiende sin perjuicio de las obligaciones del coordinador en materia de seguridad y salud durante la ejecución de la obra".

D.A. 10ª RSP

"En el ámbito de aplicación del Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre, por el que se establecen las disposiciones mínimas de seguridad y salud en las obras de construcción, la presencia en el centro de trabajo de los recursos preventivos de cada contratista prevista en la disposición adicional decimocuarta de la Ley 31/1995, de 8 de noviembre, de Prevención de Riesgos Laborales se aplicará en los términos establecidos en la disposición adicional única del citado Real Decreto 1627/1997".

D.A. Única del Real Decreto 1627/1997, de 24 de octubre

"La presencia en el centro de trabajo de los recursos preventivos de cada contratista prevista en la disposición adicional decimocuarta de la Ley 31/1995, de 8 de noviembre, de Prevención de Riesgos Laborales se aplicará a las obras de construcción reguladas en este real decreto, con las siguientes especialidades:

a) El plan de seguridad y salud determinará la forma de llevar a cabo la presencia de los recursos preventivos.

b) Cuando, como resultado de la vigilancia, se observe un deficiente cumplimiento de las actividades preventivas, las personas a las que se asigne la presencia deberán dar las instrucciones necesarias para el correcto e inmediato cumplimiento de las actividades preventivas y poner tales circunstancias en conocimiento del empresario para que éste adopte las medidas necesarias para corregir las deficiencias observadas, si éstas no hubieran sido aún subsanadas.

c) Cuando, como resultado de la vigilancia, se observe ausencia, insuficiencia o falta de adecuación de las medidas preventivas, las personas a las que se asigne esta función deberán poner tales circunstancias en conocimiento del empresario, que procederá de manera inmediata a la adopción de las medidas necesarias para corregir las deficiencias y a la modificación del plan de seguridad y salud en los términos previstos en el artículo 7.4 de este real decreto".

No hay versiones para este comentario

Actividades empresariales
Proyecto de obras
Centro de trabajo
Trabajador autónomo
Medidas de seguridad en el trabajo
Riesgos laborales
Ejecución de la contrata
Prevención de riesgos laborales
Puesto de trabajo
Evaluación de riesgos
Representación de los trabajadores
Proceso de ejecución

Real Decreto 1627/1997 de 24 de Oct (disposiciones mínimas de seguridad y de salud en las obras de construcción) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 256 Fecha de Publicación: 25/10/1997 Fecha de entrada en vigor: 25/10/1997 Órgano Emisor: Ministerio De La Presidencia

Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Figuras de interés y responsabilidad a nivel preventivo en el Sector de la Construcción

    Orden: Laboral Fecha última revisión: 25/02/2021

    Las obligaciones y responsabilidades en materia de prevención de riesgos para el Sector de la Construcción se establecen, con carácter general, en la Ley 31/1995, de prevención de riesgos laborales, Ley 32/2006, de 18 de octubre, reguladora de la...

  • Documentación para la coordinación de actividades empresariales

    Orden: Laboral Fecha última revisión: 22/02/2021

    Cualquier información o documentación derivada de lo establecido en el Real Decreto 171/2004, de 30 de enero, que se formalice por escrito formará parte de la documentación a que se refiere el artículo 23 LPRL. ¿Qué documentación es necesa...

  • Documento sobre seguridad y salud para la industria extractiva: Orden ITC/101/2006, de 23 de enero

    Orden: Laboral Fecha última revisión: 03/03/2021

    La Orden ITC/101/2006, de 23 de enero, regula el contenido mínimo y estructura del documento sobre seguridad y salud para la industria extractiva. Contenido mínimo y estructura del documento sobre seguridad y salud para la industria extractivaLa...

  • Traslado de trabajadores

    Orden: Laboral Fecha última revisión: 11/01/2021

    Se considerará traslado el cambio de destino de los trabajadores a un centro de trabajo distinto de la misma empresa que exija un cambio de residencia, de forma definitiva, o cuando un desplazamiento exceda de doce meses en un período de 3 años. ...

  • Especificaciones en PRL para autónomos

    Orden: Laboral Fecha última revisión: 09/03/2021

    Los autónomos tienen una serie de obligaciones y derechos reconocidos por la LPRL.  (Art. 3, 15.5 y 24.5 LPRL; Real Decreto 486/1997, de 14 de abril; Real Decreto 171/2004, de 30 de enero; Real Decreto 128/2013, de 22 de febrero; Real Decreto ...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados

Libros y cursos relacionados