Delitos de comisión por omisión

Pertenece al Grupo
Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Delitos de omisión propios

    Órden: Penal Fecha última revisión: 13/11/2014

    La omisión puede ser definida como la vertiente negativa del comportamiento, es decir, como un no hacer jurídicamente desaprobado. Podemos decir además, que las clases de omisión son dos: la omisión propia y la impropia. La omisión impropia o...

  • Los delitos omisivos

    Órden: Penal Fecha última revisión: 27/12/2012

    En virtud de lo establecido por el Art. 10 ,Código Penal, existen dos tipos de delitos, delitos de acción o de comisión y delitos de omisión u omisivos, ya que la acción puede manifestarse en forma positiva (activa; acción) y en forma omisi...

  • La culpa o dolo en la responsabilidad civil extracontractual

    Órden: Civil Fecha última revisión: 16/04/2016

    Por responsabilidad entendemos la obligación de resarcir las consecuencias lesivas para los derechos o intereses de otra persona derivadas de la actuación propia o ajena, bien procedan aquellas del incumplimiento de contratos, o bien de daños pro...

  • La acción y la omisión en la teoría del delito

    Órden: Penal Fecha última revisión: 13/11/2014

    La acción ha sido considerada tradicionalmente como el primero de los elementos constitutivos del delito, del cual se derivan los demás (la tipicidad, la antijuridicidad, la culpabilidad y, para algunos, la punibilidad) y que sin la existencia de...

  • Delito de omisión del deber de impedir delitos

    Órden: Penal Fecha última revisión: 18/12/2012

    El Capitulo II del Título XX, Libro II del Código Penal, figura bajo la rubrica ?De la omisión de los deberes de impedir delitos o de promover su persecución?, que está compuesto por un único artículo, el Art. 450 ,CP     Omisión de...

Ver más documentos relacionados
  • Denucia por omisión del deber de socorro

    Fecha última revisión: 28/03/2016

    NOTA: El delito de omisión de socorro del art. 195 CP, se consuma desde el momento en que se marcha del lugar el causante del accidente, cuando nadie estaba prestando ningún auxilio a la víctima. El que tal auxilio pudiera producirse después no...

  • Denuncia de lesiones producidas por atropello y delito de omisión de socorro

    Fecha última revisión: 08/03/2016

      NOTA: El delito de omisión de socorro del art. 195 CP, se consuma desde el momento en que se marcha del lugar el causante del accidente, cuando nadie estaba prestando ningún auxilio a la víctima. El que tal auxilio pudiera producirse despué...

  • Escrito de subsanación de defectos formales en la consignación de cantidad.

    Fecha última revisión: 24/02/2016

      El secretario judicial concederá a la parte recurrente, con carácter previo a que se resuelva sobre el anuncio o preparación, un plazo de cinco días para la subsanación de los defectos advertidos, si el recurrente hubiera incurrido en defec...

  • Escrito de alegaciones al recurso extraordinario de revisión administrativo

    Fecha última revisión: 18/11/2016

     AL [ORGANO] Dº/Dña. [NOMBRE], mayor de edad, DNI [DNI] y domicilio a efectos de notificación en [DOMICILIO], ante este órgano comparezco y como mejor proceda en derecho,DIGO: Que el día [DIA], he recibido la notificación por la que, como in...

  • Formulario de alegaciones a solicitud de complemento de sentencia.

    Fecha última revisión: 02/11/2017

    AL JUZGADO DE PRIMERA INSTANCIA Núm. [NÚMERO] de [LUGAR]Procedimiento: [DESCRIPCIÓN]Número: [NÚMERO]D./Dña. [NOMBRE_PROCURADOR_CLIENTE], Procuradora de los Tribunales y de D./Dña. [NOMBRE_CLIENTE], según tengo acreditado en autos, ante este...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Estado: Redacción actual VIGENTE
  • Orden: Penal

La omisión impropia o comisión por omisión, no es un tipo legal específico (pues no se hallan específicamente tipificados), sino que es una posible modalidad de comisión de algunos delitos de resultado; por lo que el rasgo más característico de esta clase de delitos es que en los mismos no existe un deber estrictamente penal y genérico que obligue a toda persona a actuar ante una situación determinada, sino que existe una posición de garante por la que el sujeto debe proteger un determinado bien jurídico, puesto que el no hacerlo equivaldría a la acción lesiva de tal bien.

 

 

La omisión puede ser definida como la vertiente negativa del comportamiento, es decir, como un no hacer jurídicamente desaprobado.

Podemos decir además, que las clases de omisión son dos: la omisión propia y la impropia.

La estructura del tipo de omisión pura o propia, a la vista de la descripción de esta clase de delitos, está constituida por los tres elementos propios del delito de omisión propia: la situación típica, la inejecución de la acción esperada y la capacidad de ejecutar la acción. No obstante, a tales elementos han de añadirse otros tres, pues sin ellos no se podrá imputar objetivamente el hecho a la conducta omisiva; estos elementos adicionales son: la posición de garante, la producción de un resultado y la posibilidad de evitarlo.

- La situación típica: consiste en la producción de una lesión o la puesta en peligro de un determinado bien jurídico protegido por el ordenamiento.

- La inejecución de la acción esperada: el sujeto obligado a actuar, deja de hacerlo de forma voluntaria.

- La capacidad de ejecutar la acción: desde el punto de vista psicofísico, el sujeto obligado incurriría en omisión en caso de que concurran las siguientes circunstancias: que el mismo conozca la situación típica, que conozca su propia capacidad de ejecución de la acción omitida y que exista la posibilidad material de realizar la acción impuesta por la norma.

- La posición de garante: dicha posición es necesaria para que la no evitación de un resultado lesivo pueda equipararse a su propia causación positiva y castigarlo según lo establecido por las normas. Tal posición surge fundamentalmente de dos tipos de situaciones diferentes, en las cuales el sujeto es garante de la indemnidad del bien jurídico protegido:

a) si el sujeto tiene una específica función de protección del bien jurídico afectado, como en los casos en los que existe una estrecha vinculación familiar, de amistad, social o una conducta voluntaria, que hacen que un determinado sujeto sea responsable de la incolumidad de un bien jurídico concreto.

b) si el mismo tiene una función personal de controlar una fuente de peligro. Son supuestos en los cuales existe tal fuente de peligro, aquellas situaciones en las que varias personas participan voluntariamente en la ejecución de una actividad peligrosa. Así, el monitor de un equipo de alpinistas (y los demás compañeros) han de socorrer a quien sufra un riesgo típico relacionado con la actividad compartida. También surge la posición de garante en los casos en los que es el propio sujeto el que ha creado una situación de peligro o si se le ha atribuido su vigilancia.

- La producción de un resultado: este elemento claro componente de la estructura de los delitos de comisión por omisión (u omisión impura), ya que los mismos son tipos de resultado material; es decir, es necesario que con la omisión se produzca un resultado concreto de lesión o peligro para un bien jurídico determinado.

- La posibilidad de evitar el resultado: el intérprete de cada caso concreto habrá de evaluar si el sujeto obligado (y que no actuó) realmente podría haber evitado el resultado causado actuando

Además de los referidos elementos del delito de omisión propia, es necesario tener en cuenta que existe la posibilidad de cometer los mismos a título de dolo o de imprudencia.

Cabe anotar además, que no existe entre la doctrina acuerdo sobre las siguientes cuestiones: la posibilidad de admitir la tentativa en los delitos de omisión impropia, la hipótesis de la coautoría de omisión, autoría mediata de omisión, inducción a la omisión o complicidad en la omisión.

El Art. 11 ,Código Penal es el precepto en el cual se encuentra recogido el régimen jurídico de los delitos de omisión impropia o de comisión por omisión; la doctrina ha calificado al mismo como uno de los modelos más perfeccionados que puedan encontrarse, debido a la claridad con la que se expone dicho régimen.

En relación con el referido precepto, cabe decir que han de cumplirse una serie de factores para poder hablar de la existencia de un delito de comisión por omisión. Dichos factores son los siguientes: el ámbito de actuación del mismo se limita a los delitos que consistan en la producción de un resultado; además, en virtud de su texto, se requiere que la no evitación del resultado equivalga a su causación para poder hablar de “comisión por omisión”. Por otra parte, atendiendo al Art. 11 ,Código Penal ha de concurrir una posición de deber del autor y cumplirse alguna de las condiciones recogidas por el inciso segundo del referido artículo.

Se ha debatido entre la doctrina si la enumeración contenida en el Art. 11 ,Código Penal  permite o no incluir distintas fuentes del deber de actuar, a mayores de las señaladas; llegándose a la conclusión de que no debe admitirse tal inclusión de fuentes adicionales.

En relación con la creación de una ocasión de riesgo para el bien jurídicamente protegido, mediante una acción u omisión precedente, ello puede dar lugar a problemas concursales con la figura de la omisión propia del Art. 195 ,Código Penal

 

No hay versiones para este comentario

Omisión
Comisión por omisión
Comisiones
Lesividad
Responsabilidad
Actividad peligrosa
Dolo
Tentativa
Coautoría
Autor mediato
Cómplice