Regulación de la nulidad y anulabilidad como modalidades de extinción de los contratos

Pertenece al Grupo
Incluídos en este Concepto
Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Eficacia del contrato anulable y acción de anulabilidad

    Órden: Civil Fecha última revisión: 23/09/2016

    La anulabilidad se encuentra regulada en el Capítulo VI, del Título II, rubricado como "De los contratos", del Código Civil. La acción de anulabilidad supone la posibilidad de anular un contrato cuando adolece de vicios que afectan al consentimie...

  • Regulación de la eficacia del contrato nulo y acción de nulidad

    Órden: Civil Fecha última revisión: 23/09/2016

    Un contrato nulo no produce efectos jurídicos. Es la sanción máxima del ordenamiento jurídico, el contrato carece de los requisitos esenciales del Art. 1261 ,Código Civil o el contrato tiene causa ilícita (Art. 1275 ,Código Civil).Su regulaci...

  • Nulidad del contrato laboral

    Órden: Laboral Fecha última revisión: 11/02/2016

    La nulidad del contrato implica la falta de producción de consecuencias que debían haberse producido tras la celebración del contrato. El Art. 9 ,Estatuto de los Trabajadores distingue entre nulidad total (el contrato es ineficaz y no debe produci...

  • Efectos en la liquidación del estado posesorio de los derechos reales

    Órden: Civil Fecha última revisión: 05/10/2016

    La liquidación del estado posesorio de los derechos reales consiste en una serie de actos de reparto de los frutos, gastos, deterioro o pérdida, entre el poseedor anterior y el poseedor vencedor de la posesión. Se encuentra protegido especialment...

  • Regulación de los bienes de los hijos y su administración

    Órden: Civil Fecha última revisión: 16/04/2016

     Los Art. 164-168 ,Código Civil se ocupan de la administración de los bienes de los hijos por parte de los padres. Por su parte, los Art. 87-89 ,Ley 15/2015, de 2 de julio contienen medidas de protección relativas al ejercicio inadecuado de la ...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Estado: Redacción actual VIGENTE
  • Orden: Civil
  • Fecha última revisión: 23/09/2016

La regulación de la nulidad y la anulabilidad o nulidad relativa de los contratos, se encuentra recogida en el Capítulo VI, del Título II, rubricado como "De los contratos", del Libro Cuarto del Código Civil. Un contrato nulo no produce efectos jurídicos, mientras que la acción de anulabilidad supone la posibilidad de anular un contrato cuando adolece de vicios que afectan al consentimiento, a la causa o la capacidad de los contratistas (Diccionario del Español Jurídico).

 

Un contrato es nulo radicalmente cuando no produce efectos jurídicos. Es la máxima sanción del ordenamiento jurídico cuando se han traspasado determinados límites. Entre las causas que generan esta situación conviene destacar:

  • El Art. 1255 ,Código Civil, de forma que los contratantes pueden establecer los pactos, cláusulas y condiciones que tengan por conveniente, siempre que no sean contrarios a las leyes, a la moral ni al orden público.
  • En base al Art. 1261 ,Código Civil, no hay contrato sino cuando concurren los requisitos siguientes: consentimiento de los contratantes, objeto cierto que sea materia del contrato y causa de la obligación que se establezca.
  • Cuando el contrato tiene una causa ilícita, pues en base al Art. 1275 ,Código Civil, los contratos sin causa, o con causa ilícita, no producen efecto alguno. Se considera ilícita la causa cuando se opone a las leyes o a la moral.

En este sentido, el Art. 1303 ,Código Civil precisa que declarada la nulidad de una obligación, los contratantes deben restituirse recíprocamente las cosas que hubiesen sido materia del contrato, con sus frutos y el precio con los intereses.

Por su parte, el Art. 1307 ,Código Civil establece que siempre que el obligado por la declaración de nulidad a la devolución de la cosa, no pueda devolverla por haberse perdido, deberá restituir los frutos percibidos y el valor que tenía la cosa cuando se perdió, con los intereses desde la misma fecha. En este sentido, el Art. 1308 ,Código Civil señala que mientras uno de los contratantes no realice la devolución de aquello a que en virtud de la declaración de nulidad esté obligado, no puede el otro ser compelido a cumplir por su parte lo que le incumba.

Cuando la nulidad provenga de ser ilícita la causa u objeto del contrato, si el hecho constituye un delito o falta común a ambos contratantes, carecerán de toda acción entre sí, y se procederá contra ellos, dándose además las cosas o precio que hubiesen sido materia del contrato, así como la aplicación prevenida en el Código Penal respecto a los efectos o instrumentos del delito o falta. Esta disposición es aplicable al caso en que sólo hubiese delito o falta de parte de uno de los contratantes; pero el no culpado podrá reclamar lo que hubiese dado, y no estará obligado a cumplir lo que hubiera prometido (Art. 1305 ,Código Civil).

No obstante, el Art. 1306 ,Código Civil matiza al respecto que, si el hecho en que consiste la causa torpe no constituyere delito ni falta, se observarán las reglas siguientes:

  • Cuando la culpa esté de parte de ambos contratantes, ninguno de ellos podrá repetir lo que hubiera dado a virtud del contrato, ni reclamar el cumplimiento de lo que el otro hubiese ofrecido.
  • Cuando esté de parte de un solo contratante, no podrá éste repetir lo que hubiese dado a virtud del contrato, ni pedir el cumplimiento de lo que se le hubiera ofrecido. El otro, que fuera extraño a la causa torpe, podrá reclamar lo que hubiera dado, sin obligación de cumplir lo que hubiera ofrecido.

Respecto a la anulabilidad o nulidad relativa, es un tipo de ineficacia del contrato que tiene lugar cuando el mismo adolece de un vicio que lo invalida con arreglo a la Ley, como pueden ser el defecto de capacidad de obrar, la falta de capacidad del otro cónyuge y los vicios del consentimiento (error, dolo, violencia o intimidación). En este sentido, el Art. 1300 ,Código Civil dispone que los contratos en que concurran los requisitos que expresa el Art. 1261 ,Código Civil pueden ser anulados, aunque no haya lesión para los contratantes, siempre que adolezcan de alguno de los vicios que los invalidan con arreglo a la ley.

De igual modo, serán anulables aquellos contratos ante la falta o inexistencia de plena capacidad de obrar cuando no implique falta de consentimiento. En este sentido, es preciso considerar lo contenido en los Art. 293,Art. 323,Art. 1263 ,Código Civil. Por otro lado, precisar también que circunstancia ocurre ante la falta de consentimiento marital para aquellos casos en los que se requiere el consentimiento de ambos (Art. 1320,Art. 1322,Art. 1377 ,Código Civil).

No hay versiones para este comentario

Causa ilícita
Frutos
Anulabilidad de contrato
Nulidad del contrato
Acción de anulabilidad
Contrato sin causa
Causa torpe
Objeto del contrato
Instrumento del delito
Culpa
Capacidad de obrar
Ineficacia de los contratos
Falta de consentimiento
Defecto de capacidad
Falta de capacidad
Violencia o intimidación
Intimidación
Dolo
Vicios del consentimiento