Regulación de los documentos públicos y privados como medios de prueba de las obligaciones

Pertenece al Grupo
Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Prueba documental en el proceso laboral

    Órden: Laboral Fecha última revisión: 07/06/2016

    La prueba documental en el proceso laboral deberá cumplir unos requisitos para ser válida. Deberá ser adecuadamente presentada, ordenada y numerada, para así darle traslado a las partes en el acto del juicio, para su examen. Los otros documentos ...

  • La prueba documental en el proceso civil

    Órden: Civil Fecha última revisión: 18/05/2017

    La prueba documental en el procedimiento civil aparece regulada en los artículos 317 y siguientes de la Lec, partiendo de una distinción entre documentos públicos y privados, pudiendo presentarse bien en soporte papel o electrónico.La prueba docu...

  • Reducciones ISD Murcia adquisición inmuebles destinados a empresas, negocios o participaciones

    Órden: Fiscal Fecha última revisión: 16/02/2017

    ResumenEn Murcia se establecen determinadas reducciones por adquisición de inmuebles destinados a empresa, negocio profesional o participaciones en entidades del 99%. En este sentido, es preciso diferenciar entre la reducción en adquisiciones por...

  • Tratamiento de la emisión, validez y eficacia de los documentos públicos administrativos

    Órden: Administrativo Fecha última revisión: 19/01/2017

    Para conocer el régimen de la emisión de documentos por las Administraciones Públicas, la validez y eficacia de las copias realizadas por ellas y, finalmente, el de los aportados por los interesados al procedimiento admnistrativo, habrá que acud...

  • Documentación de las actuaciones inspectoras de tributos

    Órden: Fiscal Fecha última revisión: 26/10/2015

    Las actuaciones de la inspección de los tributos se documentarán en comunicaciones, diligencias, informes y actas. Las actas Son los documentos públicos que extiende la inspección de los tributos con el fin de recoger el resultado de las actuacio...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Estado: Redacción actual VIGENTE
  • Orden: Civil
  • Fecha última revisión: 22/09/2016

La regulación de la prueba de las obligaciones, se encuentra recogida en el Capítulo V, del Título I, rubricado como "De las obligaciones", del Libro cuarto, del Código CivilEn concreto, está contemplada en los Art. 1216-1230 ,Código Civil.

Como prueba de las obligaciones están los documentos públicos y los documentos privados.

 

La prueba de las obligaciones está regulada en el Capítulo V, del Título I, rubricado como "De las obligaciones", del Libro cuarto, del Código Civil. A la hora de analizar esta cuestión, tal y como se realiza en el citado Capítulo, es preciso diferenciar si la prueba de la obligación afecta a documentos públicos o privados.

En lo que concierne a los documentos públicos, el Art. 1216 ,Código Civil los define como aquellos autorizados por un notario o empleado público competente, con las solemnidades requeridas por la ley. En este sentido, los documentos en que intervenga notario público, se regirán por la legislación notarial (Art. 1217 ,Código Civil).

Según el Art. 1218 ,Código Civil, los documentos públicos hacen prueba, aun contra tercero, del hecho que motiva su otorgamiento y de la fecha de éste. También harán prueba contra los contratantes y sus causahabientes, en cuanto a las declaraciones que en ellos hubiesen hecho los primeros.

Respecto de las escrituras hechas para desvirtuar otra escritura anterior entre los mismos interesados, sólo producirán efecto contra terceros cuando el contenido de aquéllas hubiese sido anotado en el registro público competente o al margen de la escritura matriz y del traslado o copia en cuya virtud hubiera procedido el tercero (Art. 1219 ,Código civil).

El Art. 1220 ,Código Civil señala que para que las copias de los documentos públicos de los que exista matriz o protocolo, impugnadas por aquellos a quienes perjudiquen, tengan fuerza probatoria, deberán haber sido debidamente cotejadas. Asimismo, se estará al contenido de la matriz cuando exista alguna variante de esta con la copia.

En el supuesto de que hayan desaparecido la escritura matriz, el protocolo o los expedientes originales, harán prueba conforme a los establecido en el Art. 1221 ,Código Civil:

  • Las primeras copias, sacadas por el funcionario público que las autorizara.
  • Las copias ulteriores, libradas por mandato judicial, con citación de los interesados.
  • Las que, sin mandato judicial, se hubiesen sacado en presencia de los interesados y con su conformidad.

A falta de las copias mencionadas, harán prueba cualesquiera otras que tengan la antigüedad de treinta o más años, siempre que hubiesen sido tomadas del original por el funcionario que lo autorizó u otro encargado de su custodia. Las copias de menor antigüedad, o que estuviesen autorizadas por funcionario público en quien no concurran las circunstancias mencionadas anteriormnete, sólo servirán como un principio de prueba por escrito. Igualmente, precisa el citado precepto, que la fuerza probatoria de las copias de copia, será apreciada por los Tribunales según las circunstancias. Como se ha comentado, también afectará a la inscripción, en cualquier registro público, de un documento que haya desaparecido (Art. 1222 ,Código Civil).

Por otro lado, el Art. 1223 ,Código Civil afirma que en el caso de que los otorgantes firmen un documento público, en el que la escritura sea defectuosa, ya sea por incompetencia del notario o por falta en forma, tendrá la consideración de documento privado.

Finalmente, en cuento a los documentos públicos, considerar los contemplado en el Art. 1224 ,Código Civil conforme el cual, las escrituras de reconocimiento de un acto o contrato nada prueban contra el documento en que éstos hubiesen sido consignados, si por exceso u omisión se apartaren de él, a menos que conste expresamente la novación del primero.

En lo que respecta a los documentos privados, el Art. 1225 ,Código Civil afirma que si estos se encuentra reconocidos legalmente, tendrán el mismo valor que la escritura pública entre los que lo hubiesen suscrito y sus causahabientes.

La fecha de un documento privado no se contará respecto de terceros sino desde el día en que hubiese sido incorporado o inscrito en un registro público, desde la muerte de cualquiera de los que lo firmaron, o desde el día en que se entregase a un funcionario público por razón de su oficio (Art. 1227 ,Código Civil).

Tal y como dispone el Art. 1228 ,Código Civil, los asientos, registros y papeles privados únicamente hacen prueba contra el que los ha escrito en todo aquello que conste con claridad, pero el que quiera aprovecharse de ellos, habrá de aceptarlos en la parte que le perjudiquen.

El Art. 1229 ,Código Civil destaca que la nota escrita o firmada por el acreedor a continuación, al margen o al dorso de una escritura que obre en su poder o de un documento público o recibo, hace prueba en todo lo que sea favorable al deudor. Lo mismo se entenderá de la nota escrita o firmada por el acreedor al dorso, al margen o a continuación del duplicado de un documento o recibo que se halle en poder del deudor. Asimismo, el deudor que quiera aprovecharse de lo que le favorezca, tendrá que pasar por lo que le perjudique.

Por último, añade el Art. 1230 ,Código Civil que los documentos privados hechos para alterar lo pactado en escritura pública, no producen efecto contra tercero.

No hay versiones para este comentario

Documento público
Documento privado
Funcionarios públicos
Mandato
Fuerza probatoria
Causahabientes
Empleados de la Administración Pública
Escritura pública
Omisión
Novación