Las lesiones como modalidad de delito contra la salud y la integridad corporal

Pertenece al Grupo
Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Delitos contra la salud y la integridad corporal

    Órden: Penal Fecha última revisión: 08/01/2013

    En cuanto a los delitos contra la salud y la integridad corporal, se encuadran dentro de los delitos de contra los particulares, en el Título III "De las lesiones" del Libro II del Código Penal, donde se recogen conductas, cuya característic...

  • Delitos contra la Seguridad Vial

    Órden: Penal Fecha última revisión: 20/11/2014

    NOVEDAD: Con motivo de la supresión de las faltas penales, los accidentes de tráfico dejan de estar tipificados en la vía penal, salvo que los hechos revistan carácter de delito de conducción con alcoholemia en el que se hayan producido lesio...

  • Efectos del consentimiento de la víctima en los delitos

    Órden: Penal Fecha última revisión: 04/01/2013

    En el ámbito del Derecho Penal, el consentimiento desempeña, un papel de inferior relevancia y mayor relativismo que en el Derecho Privado. Ello es debido a la circunstancia de que el Derecho Penal se construye sobre la base de una Estimativa Jur...

  • Delito de conducción con temeridad manifiesta

    Órden: Penal Fecha última revisión: 20/11/2014

    NOVEDAD: Con motivo de la supresión de las faltas penales, los accidentes de tráfico dejan de estar tipificados en la vía penal, salvo que los hechos revistan carácter de delito de conducción con alcoholemia en el que se hayan producido les...

  • Delito de omisión del deber de socorro

    Órden: Penal Fecha última revisión: 14/11/2014

    El Título IX del Libro II en los Art. 195,Art. 196 ,CP regula la figura de la omisión del deber de socorro. El Art. 195 ,CP trata de la omisión del deber de socorro personal y el Art. 196 ,CP regula la denegación o abandono de asistencia sani...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Libros Relacionados
  • Estado: Redacción actual VIGENTE
  • Orden: Penal
  • Fecha última revisión: 30/01/2014

Con el castigo de los delitos de lesiones se busca proteger la salud de las personas, tanto desde un punto de vista físico como psíquico. Es necesario un efectivo menoscabo de la salud, nos encontramos ante delitos de resultado material. Para algunos autores las lesiones eran sinónimo de acciones violentas en las personas, sin que se requiera resultado material alguno. Existen supuestos en los que se afecta a la integridad corporal de la persona, pero sin perjudicar la salud como es el caso de los tatuajes, de la cirugía transexual, etc.

NOVEDAD: Con la reforma de la Ley Orgánica 1/2015, de 30 de marzo, se modifica la la pena de mínima de prisión del delito de lesiones, a tres meses, en vez de seis meses. El máximo sigue siendo de tres años. Si no concurrieran los requisitos del primer apartado del Art. 147 ,Código Penal la conducta solo será perseguible mediante denuncia de la persona agraviada o de su representante legal, y se castigaría con la pena de multa de uno a tres meses. El tercer apartado contempla el supuesto, en que un sujeto golpea a otro sin causar lesión, lo que se castigará con la pena de multa de uno a dos meses. 

Las lesiones imprudentes también se regulan en el Art. 152 ,Código Penal, que se modifica ya que añade la posibilidad de imponer una multa de seis a dieciocho meses. 

En cuanto a las lesiones producidas por imprudencia profesional, el Art. 152 ,Código Penal reduce la pena mínima a seis meses (en vez de un año). Se contempla para el caso en que por imprudencia menos grave causare alguna de las lesiones a que se refieren los artículos Art. 149 ,Código Penal y Art. 150 ,Código Penal será castigado con una pena de multa de tres meses a doce meses. Si los hechos se hubieran cometido utilizando un vehículo a motor, un ciclomotor o un arma de fuego, se impondrá asimismo, y respectivamente, la pena de privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores o del derecho a la tenencia y porte de armas por tres meses a un año.

 

 

Es necesario un efectivo menoscabo de la salud, nos encontramos ante delitos de resultado material. El tipo básico aparece regulado en el 147.1 ,CP, y se configura por un sujeto activo que puede ser cualquiera, ya que es un delito común. El sujeto pasivo puede ser cualquiera que tenga integridad corporal o salud física o mental

La acción típica consiste en causar a otro una lesión que menoscabe su salud física o mental o su integridad corporal. Se requiere un desvalor de la acción, atendiendo a los medios empleados, y del resultado, atendiendo al daño generado en la víctima. Cabe la comisión por omisión, cuando exista posición de garante. La pena de prisión es del tipo básico es de tres meses a tres años o multa de seis a doce meses.

Las lesiones pueden producirse por cualquier medio o procedimiento. Esta es la fórmula utilizada por la tipificación del párrafo primero del 147.2 ,CP. Parece perfectamente admisible la comisión por omisión, a pesar de que sabido es que una omisión no es susceptible de causar nada y aunque la alusión a los procedimientos o medios parece una referencia a la causación en sentido figurado, se puede decir que la omisión es el medio por el que se lesiona. Hay que destacar, a la luz de lo dicho por el Art. 11 ,CP, que la mera posición de garantía no justifica la imputación del resultado a la omisión de la conducta esperada o debida. Hay que probar que la acción omitida habría evitado el resultado que se pretende imputar.

El resultado lesivo consiste en un menoscabo para la integridad corporal o la salud física o mental. Se requiere un resultado lesivo específico que requiera para su curación

- una primera asistencia facultativa

- seguida de un tratamiento médico o quirúrgico. Hay que solicitar un dictamen forense para saber que tiempo de curación es necesario y que tipo de tratamiento hay que seguir.

El 147.2 ,CP y 147.3 ,CP, contemplan dos modalidades de delitos leves que sólo serán perseguibles si mediare denuncia de la persona agraviada: la lesión de escasa gravedad y el maltrato de obra, siendo las penas previstas para dichos delitos de uno a tres meses y de uno a dos meses respectivamente. 

El tipo cualificado se contempla en el El Art. 148 ,CP nos dice que las lesiones previstas en el 147.1 ,CP podrán ser castigadas con la pena de prisión de dos a cinco años, atendiendo al resultado causado o riesgo producido. 

La lesión más grave o el peligro producido especialmente para la vida o la integridad física el que las justifica. Los tres supuestos previstos por el Art. 148 ,CP no constituyen por sí mismos, motivos de agravación, son requisitos que permiten al tribunal incrementar la pena. Es una calificación que no opera de forma automática, ya que se le otorga una facultad potestativa al juez de decidir, no le obliga a agravar la pena. Las circunstancias cualificadas son las siguientes:

- Emplear armas, instrumentos, objetos, métodos, medios o formas peligrosas para la vida o salud física o psíquica del lesionado. El fundamento de esta agravación está en la peligrosidad objetiva del medio empleado. Con independencia del resultado lesivo producido.

- Emplear ensañamiento para producir la lesión, aumentando deliberadamente e dolor de la víctima, o que medie alevosía.

- La cualidad de la víctima, que sea menor de 12 años o incapaz. Se atiende a la mayor vulnerabilidad del sujeto pasivo.

- Que la víctima fuere o hubiese sido esposa o mujer que estuviere o hubiere estado ligada al autor por una análoga relación de afectividad, aún sin convivencia.

- Que la víctima fuere una persona especialmente vulnerable que conviva con el autor. Esta circunstancia se puede apreciar por la edad, por enfermedad o por precariedad laboral o económica. Se exige convivencia.

Los Art. 149,Art. 150 ,CP atienden a la gravedad del resultado. Los medios a los que se refiere el Art. 149 ,CP son indeterminados. El resultado es grave en los siguientes casos:

- Pérdida o inutilidad de órgano o miembro principal. En este artículo se equipara a la mutilación o pérdida anatómica y a la inutilidad o pérdida funcional. Hay que distinguir entre órgano y miembro. El órgano no se encuentra a la vista pero cumple funciones importantes, y el miembro se encuentra a la vista y también cumple funciones. El Código Penal exige que ese órgano o miembro sea principal, es decir, aquel que es esencial para nuestro organismo pero no vital.

- Pérdida o inutilidad de un sentido. Los más importantes suelen ser la vista o el oído. El juez elige entre pérdida anatómica y funcional a los efectos de la pena. 

- Impotencia. Conlleva la imposibilidad del coito o de la cópula. Afecta solo al género masculino. Aunque es más grave que la esterilidad, se equiparan las dos a efectos de aplicación de este artículo. También en este caso es el juez quien decide como castigar en uno u otro caso.

- Esterilidad. Incapacidad de reproducción que afecta a los dos sexos

- Grave deformidad. Cualquier desfiguración del cuerpo humano cuya visión provoca un sentimiento de desagrado estético en los demás, se atiende más a un criterio estético que de salud. Se exige que sea grave, de otro modo sería de aplicación el Art. 150 ,CP. Existen dos criterios a la hora de valorar si es grave o no la deformidad. El primero de ellos es el criterio subjetivo,  en él entraría la edad del sujeto pasivo (más protegidos los jóvenes), el sexo (más protegidas las mujeres), la profesión (más protegidas determinadas profesiones como la de modelo), la situación anterior del sujeto (si era más o menos agraciado), etc.

El segundo de los criterios es de carácter objetivo, que se basa en las posibilidades de reparación de la lesión. En caso de que haga falta tratamiento médico o quirúrgico complejo o largo para la reparación del daño, se considera que existe una grave deformidad.

- Enfermedad somática o psíquica grave. Por ejemplo el adquirir una grave depresión por tratos degradantes. En cuanto a las somáticas se refieren por ejemplo a la transmisión del sida.

- Mutilación genital. Supuesto contemplado en el  149.2 ,CP. Este precepto nos dice que el que causare a otro una mutilación genital en cualquiera de sus manifestaciones, por ejemplo la ablación, será castigado con la pena de prisión de seis a doce años. Si la víctima fuera menor o incapaz, será aplicable la pena de inhabilitación especial para el ejercicio de la patria potestad, tutela, curatela, guarda o acogimiento por tiempo de cuatro a diez años, si el juez lo estima adecuado al interés del menor o incapaz

El Art. 150 ,CP es un precepto subsidiario del Art. 149 ,CP, en el que las penas son menores y los resultados menos graves. En este artículo se contemplan:

- La pérdida o inutilidad de un miembro u órgano no principal, que no es esencial ni vital, como puede ser un lóbulo de la oreja o un dedo.

- Deformidad, que no es grave atendiendo a los criterios expuestos, objetivo y subjetivo. El Tribunal Supremo considera grave una cojera, cicatrices y desfiguraciones en el rostro, pérdida de dientes incisivos y no considera grave las cicatrices en el vientre y en la cabeza.

El Art. 151 ,CP recoge el castigo de los actos preparatorios para el delito de lesiones. En él se nos dice que la provocación, conspiración y la proposición para cometer los delitos de lesiones, será castigada con la pena inferior en uno o dos grados a la del delito correspondiente

La forma imprudente de este delito se contempla en el Art. 152 ,CP, no basta con que exista dolo en la acción inicial sino que ha de existir en el resultado. En estos casos la pena es inferior por que la culpabilidad del autor es menor. Todas las conductas que se describen en este artículo admiten forma imprudente, salvo las conductas previstas en el Art. 148 ,CP.

En el caso de que medie imprudencia grave, las conductas contenidas en el 147.1 ,CP conllevará una pena de prisión entre tres y seis meses o multa de seis a dieciocho meses. Las contenidas en el Art. 149 ,CP, pena de prisión de uno a tres años y las conductas del Art. 150 ,CP conllevarán penas de prisión de seis meses a dos años.

Además, cuando se haya utilizado vehículo a motor, ciclomotor o un arma de fuego, se impondrá la pena de privación de derecho a conducir vehículo a motor o ciclomotor, así como el derecho de tenencia y porte de armas por término de uno a cuatro años.

En caso de que las lesiones fuesen provocadas por imprudencia profesional se impondrá la pena de inhabilitación especial para el ejercicio de la profesión, oficio o cargo por un periodo de seis meses a cuatro años.

En el 152.2 ,CP contempla una modalidad atenuada para los que por imprudencia menos grave, realiza delito leve de lesiones, el que causare alguna de las lesiones a que se refieren los Art. 149,Art. 150 ,CP será castigado con una pena de multa de tres meses a doce meses. 

Si los hechos se hubieran cometido utilizando un vehículo a motor o un ciclomotor, se podrá imponer también la pena de privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores de tres meses a un año.

Si las lesiones se hubieran causado utilizando un arma de fuego, se podrá imponer también la pena de privación del derecho al porte o tenencia de armas por tiempo de tres meses a un año.

El delito previsto en este apartado sólo será perseguible mediante denuncia de la persona agraviada o de su representante legal.

Desapa

 

El Código Penal no recoge una serie de supuestos de lesiones en las que el consentimiento convierte la conducta en impune, entre ellas nos encontramos con las actividades médico quirúrgicas y con las lesiones en el ámbito deportivo. En lo referente a las actividades médico-quirúrgicas, el médico ha de actuar de acuerdo con la lex artis y con consentimiento informado del paciente, aunque si no puede dar su consentimiento y su vida corre peligro el médico estará amparado por el estado de necesidad.

En cuanto a lesiones en el ámbito deportivo, se justifican con el consentimiento de los participantes, distinguiendo entre deporte aficionado y deporte profesional. En el deporte aficionado se acude a la costumbre, es decir, la práctica de ese deporte es respaldada por la sociedad, teoría de la adecuación social. En cuanto al deporte profesional, es una causa de justificación que se encuentra reglada en el Código Penal al hablar de ejercicio de profesión, oficio o cargo. Las lesiones para que queden impunes han de producirse dentro de las reglas que rigen la práctica de ese deporte. Si se vulneran las reglas de ese deporte y producen lesiones, no se acudirá a la vía penal sino a la disciplinaria.

Consentimiento en las lesiones

La salud es un bien jurídico indisponible. El Art. 155 ,CP nos dice que si en los delitos de lesiones media el consentimiento, la pena se ha de rebajar en uno o dos grados. El consentimiento ha de ser válido, dado por persona capaz, libre, espontáneo, no pudiendo ser obtenido con precio, engaño, violencia o intimidación, expreso, no se puede presumir, y consciente. Se excluye de toda validez el consentimiento prestado por menores o incapaces y por sus representantes legales, entendiéndolo como un consentimiento viciado.

En el Art. 156 ,CP se recogen supuestos en los que el consentimiento hace atípica la lesión, es decir, la excluye de responsabilidad criminal, como ocurre en los supuestos de transplantes de órganos, cirugía transexual y esterilización. Son actividades médico-quirúrgicas en las que no se preserva la salud.

En el transplante de órganos se exige mayoría de edad y el consentimiento no podrá prestarlo el representante legal del incapaz. La donación de órganos ha de ser siempre gratuita.

La esterilización de los incapaces, contenida en el segundo párrafo del Art. 156 ,CP , tiene que ver con el estado de necesidad, existe un choque de intereses que lo crean, el derecho del incapaz a reproducirse frente al derecho de atención a la prole y los derechos de los padres del incapaz respecto a la guarda de sus nietos aparte de la de sus propios hijos incapaces. El 156.2 ,CP determina que no será punible la esterilización acordada por órgano judicial en el caso de personas que de forma permanente no puedan prestar en modo alguno el consentimiento al que se refiere el párrafo anterior, siempre que se trate de supuestos excepcionales en los que se produzca grave conflicto de bienes jurídicos protegidos, a fin de salvaguardar el mayor interés del afectado, todo ello con arreglo a lo establecido en la legislación civil. La propia Art. D.A.1 ,Ley Orgánica 1/2015 dispone que la esterilización deberá ser autorizada por un juez en el procedimiento de modificación de la capacidad o en un procedimiento contradictorio posterior, a instancias del representante legal de la persona sobre cuya esterilización se resuelve, oído el dictamen de dos especialistas y el Ministerio Fiscal, y previo examen por el juez de la persona afectada que carezca de capacidad para prestar su consentimiento.

 

 

REGULACIÓN ANTERIOR AL 1 DE JULIO DE 2015:

Otros autores entienden que se protege el bienestar corporal o personal, incluyendo la dignidad personal, aunque existen conductas que afectando a la dignidad personal, como es el caso de las novatadas, pueden ser constitutivas de lesiones. Por lo tanto a día de hoy lo que se protege es la salud.

Tipo Básico. 147.1 ,CP

Sujeto Activo.- Puede ser cualquiera, es delito común.

Sujeto Pasivo.- Cualquiera que tenga integridad corporal o salud física o mental

Acción Típica.- Causar a otro una lesión que menoscabe su salud física o mental o su integridad corporal. Se requiere un desvalor de la acción, atendiendo a los medios empleados, y del resultado, atendiendo al daño generado en la víctima. Cabe la comisión por omisión, cuando exista posición de garante.

Pena.- Pena de prisión de seis meses a tres años

Medios.- Las lesiones pueden producirse por cualquier medio o procedimiento. Esta es la fórmula utilizada por la tipificación del párrafo primero del Art. 147 ,CP.

Sabido es que una omisión no es susceptible de causar nada y aunque la alusión a los procedimientos o los medios parece una referencia a la causación, en sentido figurado se puede decir que la omisión es el medio por el que se lesiona. Esto no sucede en mayor medida que en el resto de tipos prohibitivos de causar un resultado material, por ello parece perfectamente admisible la comisión por omisión.

Hay que destacar, a la luz de lo dicho por el Art. 11 ,CP, que la mera posición de garantía no justifica la imputación del resultado a la omisión de la conducta esperada o debida. Hay que probar que la acción omitida habría evitado el resultado que se pretende imputar.

Resultado.- El resultado lesivo consiste en un menoscabo para la integridad corporal o la salud física o mental. Se requiere un resultado lesivo específico que requiera para su curación una primera asistencia facultativa seguida de un tratamiento médico -  quirúrgico. Hay que solicitar un dictamen forense para saber que tiempo de curación es necesario y que tipo de tratamiento hay que seguir.

Para que sea delito y no falta se exige para la curación de la lesión además de una primera asistencia facultativa sea necesario un tratamiento médico o quirúrgico aunque el sujeto no lo reciba porque no acuda al médico, aquí nos encontramos ante un requisito de carácter objetivo. En caso de que solo haya necesidad de una primera asistencia facultativa nos encontraríamos con la falta tipificada en el Art. 617 ,CP, consiste en la ayuda que se presta a una persona que se queja o le duele algo sin que ello exija la adopción de ninguna medida curativa.

No es lo mismo primera asistencia facultativa que asistencia única, la primera asistencia facultativa pude realizarse por varios profesionales médicos o varios especialistas y l asistencia única no. Tampoco es lo mismo a asistencia inmediata, la primera asistencia facultativa se pude realizar días después de las lesiones, cuando parezcan síntomas de ellas, la inmediata es al momento.

Todos los actos curativos médicos realizados en la primera asistencia facultativa forman parte de ella y no constituyen tratamiento médico o quirúrgico distinto.

El seguimiento médico que es la simple vigilancia o seguimiento facultativo del curso de la lesión no constituye tratamiento médico, por lo tanto, equivale a primera asistencia sanitaria. Las prescripciones médicas con finalidad preventiva, como es el caso de los antibióticos para evitar una infección, no son tratamiento médico, si lo serían si tuvieran una finalidad curativa.

 El tratamiento médico o quirúrgico es un conjunto sistemático de actos realizados en el transcurso del tiempo con finalidad eminentemente curativa, es decir, abarca toda actuación médica posterior a la primera asistencia. Todo lo que desde el primer momento exija para sanar un plan terapéutico que se desarrolla en el tiempo se tipifica como delito. El tratamiento médico ha de ser objetivamente necesario, de carácter preceptivo, y prescrito por un titulado facultativo de grado medio o superior.

El tratamiento quirúrgico a veces se agota en una sola intervención, por ejemplo con la extracción de una muela, con lo que ya existiría delito

Conducta específica.- El 147.1 ,CP contempla la acumulación. Si en el plazo de un año se llevan acabo cuatro actos constitutivos de falta de lesión, se condenará al sujeto por un delito de lesiones. No se requiere identidad de sujeto pasivo. La reiteración de la conducta descrita en el Art. 617 ,CP se produce con independencia de que en cada una de las ocasiones se haya integrado en el párrafo primero, en el caso de lesión, o el segundo, en el caso de golpe o maltrato de obra, de este precepto, de manera que una lesión no constitutiva de delito, dos maltratos de obra y un golpe colmarían el tipo.

La interpretación más adecuada es que el Art. 147 ,CP está tendiendo a un hecho constitutivo por la repetición de acciones prescritas en el Art. 617 ,CP, y no a las faltas como tales. El transcurso del término de prescripción  de una falta no impide tener en cuenta el supuesto de hecho como parte integrante del hecho típico con forme al Art. 147 ,CP, siempre y cuando entre la primera acción y la última no medie más de un año. Si han transcurrido más de seis meses desde la primera acción lesiva esta no podrá ser ya castigada como falta, porque como tal ya habría prescrito, pero esto no impide integrarla en el supuesto de hecho del delito del Art. 147 ,CP, que no se encuentra prescrito. Cuestión distinta es que se haya dictado auto firme de prescripción en un proceso por faltas, este auto, como sentencia absolutoria o condenatoria en juicio de faltas, tiene efecto de cosa juzgada y por lo tanto impide volver a tomar en consideración la acción lesiva como integrante del hecho complejo que resulta típico conforme al Art. 147 ,CP.

Tipo atenuado.- Es el contemplado en el 147.2 ,CP, nos dice que los hechos descritos en el tipo básico del derecho de lesiones, será castigado con la pena de prisión de tres a seis meses o multa de seis a doce meses, cuando sean de menor gravedad, atendidos el medio empleado o el resultado producido.

Tipos cualificados.- El Art. 148 ,CP nos dice que las lesiones previstas en el 147.1 ,CP podrán ser castigadas con la pena de prisión de dos a cinco años, atendiendo al resultado causado o riesgo producido.

De esta manera las lesiones son castigadas atendiendo al resultado o al riesgo producido. La lesión más grave o el peligro producido especialmente para la vida o la integridad física el que las justifica. Los tres supuestos previstos por el Art. 148 ,CP no constituyen por sí mismos, motivos de agravación, son requisitos que permiten al tribunal incrementar la pena. Es una calificación que no opera de forma automática, ya que se le otorga una facultad potestativa al juez de decidir, no le obliga a agravar la pena. Las circunstancias cualificadas son las siguientes:

- Emplear armas, instrumentos, objetos, métodos, medios o formas peligrosas para la vida o salud física o psíquica del lesionado. El fundamento de esta agravación está en la peligrosidad objetiva del medio empleado. Con independencia del resultado lesivo producido.

- Emplear ensañamiento para producir la lesión, aumentando deliberadamente e dolor de la víctima, o que medie alevosía.

- La cualidad de la víctima, que sea menor de 12 años o incapaz. Se atiende a la mayor vulnerabilidad del sujeto pasivo.

- Que la víctima fuere o hubiese sido esposa o mujer que estuviere o hubiere estado ligada al autor por una análoga relación de afectividad, aún sin convivencia.

- Que la víctima fuere una persona especialmente vulnerable que conviva con el autor. Esta circunstancia se puede apreciar por la edad, por enfermedad o por precariedad laboral o económica. Se exige convivencia.

Los Art. 149,Art. 150 ,CP atienden a la gravedad del resultado. Los medios a los que se refiere el Art. 149 ,CP son indeterminados. El resultado es grave en los siguientes casos:

- Pérdida o inutilidad de órgano o miembro principal. En este artículo se equipara a la mutilación o pérdida anatómica y a la inutilidad o pérdida funcional. Hay que distinguir entre órgano y miembro. El órgano no se encuentra a la vista pero cumple funciones importantes, y el miembro se encuentra a la vista y también cumple funciones. El Código Penal exige que ese órgano o miembro sea principal, es decir, aquel que es esencial para nuestro organismo pero no vital.

- Pérdida o inutilidad de un sentido. Los más importantes suelen ser la vista o el oído. El juez elige entre pérdida anatómica y funcional a los efectos de la pena. STS 23/12/2013 (R. 334/2013 -)

- Impotencia. Conlleva la imposibilidad del coito o de la cópula. Afecta solo al género masculino. Aunque es más grave que la esterilidad, se equiparan las dos a efectos de aplicación de este artículo. También en este caso es el juez quien decide como castigar en uno u otro caso.

- Esterilidad. Incapacidad de reproducción que afecta a los dos sexos

- Grave deformidad. Cualquier desfiguración del cuerpo humano cuya visión provoca un sentimiento de desagrado estético en los demás, se atiende más a un criterio estético que de salud. Se exige que sea grave, de otro modo sería de aplicación el Art. 150 ,CP. Existen dos criterios a la hora de valorar si es grave o no la deformidad. El primero de ellos es el criterio subjetivo,  en él entraría la edad del sujeto pasivo (más protegidos los jóvenes), el sexo (más protegidas las mujeres), la profesión (más protegidas determinadas profesiones como la de modelo), la situación anterior del sujeto (si era más o menos agraciado) …

El segundo de los criterios es de carácter objetivo, que se basa en las posibilidades de reparación de la lesión. En caso de que haga falta tratamiento médico o quirúrgico complejo o largo para la reparación del daño, se considera que existe una grave deformidad

- Enfermedad somática o psíquica grave. Por ejemplo el adquirir una grave depresión por tratos degradantes. En cuanto a las somáticas se refieren por ejemplo a la transmisión del sida.

- Mutilación genital. Supuesto contemplado en el  149.2 ,CP. Este precepto nos dice que el que causare a otro una mutilación genital en cualquiera de sus manifestaciones, por ejemplo la ablación, será castigado con la pena de prisión de seis a doce años. Si la víctima fuera menor o incapaz, será aplicable la pena de inhabilitación especial para el ejercicio de la patria potestad, tutela, curatela, guarda o acogimiento por tiempo de cuatro a diez años, si el juez lo estima adecuado al interés del menor o incapaz

El Art. 150 ,CP es un precepto subsidiario del Art. 149 ,CP, en el que las penas son menores y los resultados menos graves. En este artículo se contemplan:

- La pérdida o inutilidad de un miembro u órgano no principal, que no es esencial ni vital, como puede ser un lóbulo de la oreja o un dedo.

- Deformidad, que no es grave atendiendo a los criterios expuestos, objetivo y subjetivo. El Tribunal Supremo considera grave una cojera, cicatrices y desfiguraciones en el rostro, pérdida de dientes incisivos y no considera grave las cicatrices en el vientre y en la cabeza.

El Art. 151 ,CP recoge el castigo de los actos preparatorios para el delito de lesiones. En él se nos dice que la provocación, conspiración y la proposición para cometer los delitos de lesiones, será castigada con la pena inferior en uno o dos  grados a la del delito correspondiente

La forma imprudente de este delito se contempla en el Art. 152 ,CP, no basta con que exista dolo en la acción inicial sino que ha de existir en el resultado. En estos casos la pena es inferior por que la culpabilidad del autor es menor. Todas las conductas que se describen en este artículo admiten forma imprudente, salvo las conductas previstas en el Art. 148 ,CP.

En el caso de que medie imprudencia grave, las conductas contenidas en el 147.1 ,CP conllevará una pena de prisión entre tres y seis meses. Las contenidas en el Art. 149 ,CP, pena de prisión de uno a tres años y las conductas del Art. 150 ,CP conllevarán penas de prisión de seis meses a dos años.

Además, cuando se haya utilizado vehículo a motor, ciclomotor o un arma de fuego, se impondrá la pena de privación de derecho a conducir vehículo a motor o ciclomotor, así como el derecho de tenencia y porte de armas por término de uno a cuatro años.

En caso de que las lesiones fuesen provocadas por imprudencia profesional se impondrá la pena de inhabilitación especial para el ejercicio de la profesión, oficio o cargo por un periodo de uno a cuatro años

Se puede decir que existe la imprudencia leve, contemplada en el 621.3 ,CP, donde se nos dice que los que causaran lesión constitutiva de delito mediando imprudencia leve  serán castigados con pena de multa de diez a treinta dias

El Código Penal no recoge una serie de supuestos de lesiones en las que el consentimiento convierte la conducta en impune, entre ellas nos encontramos con las actividades médico quirúrgicas y con las lesiones en el ámbito deportivo.

En lo referente a las actividades médico- quirúrgicas, el médico ha de actuar de acuerdo con la lex artis y con consentimiento informado del paciente, aunque si no puede dar su consentimiento y su vida corre peligro el médico estará amparado por el estado de necesidad.

En cuanto a lesiones en el ámbito deportivo, se justifican con el consentimiento de los participantes, distinguiendo entre deporte aficionado y deporte profesional. En el deporte aficionado se acude a la costumbre, es decir, la práctica de ese deporte es respaldada por la sociedad, teoría de la adecuación social. En cuanto al deporte profesional, es una causa de justificación que se encuentra reglada en el Código Penal al hablar de ejercicio de profesión, oficio o cargo. Las lesiones para que queden impunes han de producirse dentro de las reglas que rigen la práctica de ese deporte. Si se vulneran las reglas de ese deporte y producen lesiones, no se acudirá a la vía penal sino a la disciplinaria.

Consentimiento en las lesiones

La salud es un bien jurídico indisponible. El Art. 155 ,CP nos dice que si en los delitos de lesiones media el consentimiento, la pena se ha de rebajar en uno o dos grados. El consentimiento ha de ser válido, dado por persona capaz, libre, espontáneo, no pudiendo ser obtenido con precio, engaño, violencia o intimidación, expreso, no se puede presumir, y consciente. Se excluye de toda validez el consentimiento prestado por menores o incapaces y por sus representantes legales, entendiéndolo como un consentimiento viciado.

En el Art. 156 ,CP se recogen supuestos en los que el consentimiento hace atípica la lesión, es decir, la excluye de responsabilidad criminal, como ocurre en los supuestos de transplantes de órganos, cirugía transexual y esterilización. Son actividades médico-quirúrgicas en las que no se preserva la salud.

En el transplante de órganos se exige mayoría de edad y el consentimiento no podrá prestarlo el representante legal del incapaz. La donación de órganos ha de ser siempre gratuita.

La esterilización de los incapaces, contenida en el segundo párrafo del Art. 156 ,CP , tiene que ver con el estado de necesidad, existe un choque de intereses que lo crean, el derecho del incapaz a reproducirse frente al derecho de atención a la prole y los derechos de los padres del incapaz respecto a la guarda de sus nietos aparte de la de sus propios hijos incapaces.

La solicitud para proceder a la esterilización del incapaz la efectuará el representante legal del incapaz ante la jurisdicción competente, en el mismo procedimiento de incapacitación o en un expediente de jurisdicción voluntaria. Se exige un dictamen médico previo de dos especialistas que han de explorar al incapaz, siendo oído el Ministerio Fiscal y se exige una exploración previa del incapaz. La resolución del asunto ha de ser tomada por el juez, debiendo actuar pensando en el mayor interés del incapaz. Se exige consentimiento formal del paciente y que se le indiquen las alternativas terapéuticas que existen, valorando previamente el médico la pericia del incapaz.

 

No hay versiones para este comentario

Delitos de lesiones
Motocicletas
Deporte
Omisión
Lesividad
Deformidad
Primera asistencia facultativa
Comisión por omisión
Ablación
Denuncia de la persona agraviada
Transexualidad
Inhabilitación especial
Privación del derecho a conducir vehículos
Uso de vehículo a motor
Delito leve
Estado de necesidad
Maltrato de obra
Transplante de órganos
Integridad física
Menores de doce años
Ensañamiento
Alevosía
Inutilidad de órgano
Lesiones producidas por imprudencia profesional
Incapacidad
Reparación del daño
Sexo
Tutela
Patria potestad
Acogimiento
Interés del menor
Curatela
Dolo
Imprudencia grave
Conspiración
Acto preparatorio
Imprudencia profesional
Lex artis
Consentimiento informado
Responsabilidad penal