Supuestos de negativa a la recepción por parte del trabajador de la carta de despido

TIEMPO DE LECTURA:

  • Estado: Redacción actual VIGENTE
  • Orden: Laboral
  • Fecha última revisión: 02/03/2020

De conformidad con lo dispuesto Estatuto de los Trabajadores, el despido deberá ser notificado por escrito a la persona trabajadora, haciendo figurar los hechos que lo motivan y la fecha en que tendrá efectos. No obstante, es doctrina jurisprudencial consolidada que no cabe imputar los defectos en la notificación a quien ha puesto para ello todos los medios adecuados a la finalidad perseguida. 

El despido constituye una declaración de voluntad "recepticia" por lo que para surtir efectos tiene que llegar a conocimiento del trabajador. Es decir, la empresa ha de notificar al trabajador la carta de despido, por lo que incumbe a la empresa la carga de hacer llegar al mismo la notificación. En este sentido el art. 55.1 del ET, es claro, el despido deberá ser notificado por escrito al trabajador, haciendo figurar los hechos que lo motivan y la fecha en que tendrá efectos.

El incumplimiento por el empresario del requisito formal de comunicación escrita del despido, sin apurar todas las garantías y formalidades para que su decisión llegue a conocimiento del despedido puede originar la consideración de despido improcedente. STSJ Castilla y León 25/01/2000

Notificación del despido en el domicilio de la persona trabajadora

Sobre el lugar en el que ha de notificarse el despido no se exige ninguna regla expresa, debiendo tratarse de un lugar adecuado, de forma que el centro de trabajo o el domicilio del trabajador parecen los más idóneos.

Según señala la sentencia del Tribunal Supremo de 23-5-1990, la notificación del despido es válida y eficaz cuando la empresa procedió a notificar el despido en el domicilio que fue designado por la propia demandante y si existió variación del mismo tal variación debió comunicarse a la empresa por quien realizó la designación inicial, sin que pueda imputarse a la demandada un retraso en la recepción de la carta de despido del que sólo la recurrente es causante. La tesis contraria que sostiene el motivo parte de la exigencia de una diligencia extraordinaria a la empresa para excusar la falta de negligencia propia y, como ha señalado la doctrina de la Sala, no cabe imputar los defectos en la notificación a quien ha puesto para ello todos los medios adecuados a la finalidad perseguida (SSTS de 13-4-87 y 17-4-85). STSJ Cataluña Nº 4942/1998, Sala de lo Social, Sección 1 Rec. 1737/1998, 13 de julio de 1998,ECLI: ES:TSJCAT:1998:12250.

En el mismo sentido, la STS 12-3-1986 declara que "el requisito formal ha de entenderse cumplido si el empresario utiliza las fórmulas que puedan considerarse inequívocamente idóneas para que la decisión llegue a conocimiento del trabajador". STSJ Madrid, Sala de lo Social, nº 698/2011, de 31/10/2011, Rec. 2826/2011

Recepción de la carta de despido en fecha posterior a la indicada de efectos extintivos

Si la recepción de la carta es posterior a la fecha indicada de efectos extintivos, ello no afecta a la validez de la carta, sino que se interpreta que tales efectos extintivos se posponen al momento de recepción de la misma. (2)

El despido debe comunicarse por escrito, haciendo constar las razones que lo motivan y la fecha en que tendrá efectos. Será válida la comunicación por cualquier sistema que certifique el contenido del envío y acredite su entrega.

Supuesto en el que la conducta del trabajador impida la recepción de la carta de despido.

En el supuesto de que la persona trabajadora haya rehusado recibir la carta de despido, se entenderá notificada siempre que existan hechos suficientemente concluyentes a partir de los cuales pueda establecerse la voluntad de extinguir la relación laboral por parte del empresario, o si, a pesar de no haber recibido la notificación preceptiva, al trabajador le conste, inequívocamente, la realización del mencionado despido (1). STSJ La Rioja 04/05/1999 y STSJ Murcia 08/11/1999

Cuando el trabajador impide con su conducta la recepción de la carta de despido, no cabe imputar a la empresa un incumplimiento del requisito de notificación de la carta. En este sentido, se han pronunciado entre otras:

STS de 12 de marzo de 1986, estableciendo: "El sexto motivo que se ampara en el núm. 1 del artículo 167 de la Ley Procesal Laboral, alega violación por omisión del artículo 55.1 del Estatuto de los Trabajadores, que ordena que el despido sea notificado por escrito en el que han de figurar los hechos que lo motivan y la fecha en que tendrá efecto. En este sentido y reiterando cuanto se ha anticipado, hay que señalar lo siguiente: A) El requisito formal ha de entenderse cumplido si el empresario utiliza las fórmulas que puedan considerarse inequívocamente idóneas para que la decisión llegue a conocimiento del trabajador, y B) La conducta deliberadamente rebelde de este último a recibir y conocer el contenido de la Carta, no puede servir para impugnar su existencia en los términos establecidos en la Ley".

STS de 23 de mayo de 1990, donde se razona: "En cualquier caso y entrando en el examen de la infracción del art. 60.2 del Estatuto de los Trabajadores que, en relación con el art. 5.1 y 2 del Código Civil, denuncia el motivo quinto su desestimación se impone, porque la empresa procedió a notificar el despido en el domicilio que fue designado por la propia demandante y si existió variación del mismo, tal variación debió comunicarse a la empresa por quien realizó la designación inicial, sin que pueda imputarse a la demandada un retraso en la recepción de la carta de despido del que sólo la recurrente es causante. La tesis contraria que sostiene el motivo parte de la exigencia de una diligencia extraordinaria a la empresa para excusar la falta de negligencia propia y, como ha señalado la doctrina de la Sala, no cabe imputar los defectos en la notificación a quien ha puesto para ello todos los medios adecuados a la finalidad perseguida (sentencias de 13 de abril de 1987 y 17 de abril de 1985)".

Comunicación del despido por burofax

La notificación efectuada por correo certificado con acuse de recibo o por burofax dirigido al domicilio del trabajador despedido con acuse de recibo, cumplen con la finalidad de que la carta llegue a su conocimiento. STSJ Galicia, Sala de lo Social, nº 3899/2015, de 30/06/2015, Rec. 5027/2014

La jurisprudencia tiene declarada la validez de la notificación del despido mediante aquellos sistemas que certifican el contenido del envío y acreditan su entrega o el aviso de la misma para su retirada posterior (como ocurre en supuesto de envía de burofax o por correo certificado con acuse de recibo).

Atendiendo a la reciente STS Nº 82/2020, Sala de lo Social, Sección 1, Rec. 2578/2017, 29 de enero de 2020, ECLI: ES:TS:2020:418, si bien la empresa puede proceder a notificar la carta de despido por el conducto que estime oportuno -entrega en mano a la persona trabajadora, correo certificado con acuse de recibo, conducto notarial, burofax, etc-, una vez elegido el medio de notificación, para entender válidamente efectuada la misma, se han de aplicar las reglas que rigen el medio de comunicación en cuestión.

La notificación por burofax se rige por lo establecido en el Real Decreto 1829/1999, de 3 de diciembre, por el que se aprueba el Reglamento por el que se regula la prestación de los servicios postales, en desarrollo de lo establecido en la Ley 24/1998, de 13 de julio, del Servicio Postal Universal y de Liberalización de los Servicios Postales, cuyo art. 42 establece:

"Artículo 42. Supuestos de notificaciones con dos intentos de entrega.

1. Si intentada la notificación en el domicilio del interesado, nadie pudiera hacerse cargo de la misma, se hará constar este extremo en la documentación del empleado del operador postal y, en su caso, en el aviso de recibo que acompañe a la notificación, junto con el día y la hora en que se intentó la misma, intento que se repetirá por una sola vez y en una hora distinta dentro de los tres días siguientes.

2. Si practicado el segundo intento, éste resultase infructuoso por la misma causa consignada en el párrafo anterior o bien por el conocimiento sobrevenido de alguna de las previstas en el artículo siguiente, se consignará dicho extremo en la oportuna documentación del empleado del operador postal y, en su caso, en el aviso de recibo que acompañe a la notificación, junto con el día y la hora en que se realizó el segundo intento.

3. Una vez realizados los dos intentos sin éxito, el operador al que se ha encomendado la prestación del servicio postal universal deberá depositar en lista las notificaciones, durante el plazo máximo de un mes, a cuyo fin se procederá a dejar al destinatario aviso de llegada en el correspondiente casillero domiciliario, debiendo constar en el mismo, además de la dependencia y plazo de permanencia en lista de la notificación, las circunstancias expresadas relativas al segundo intento de entrega. Dicho aviso tendrá carácter ordinario.

4. Si estando en el domicilio la persona que pueda recibir la notificación, se niega a aceptarla y a manifestar por escrito dicha circunstancia con su firma, identificación y fecha en la documentación del empleado del operador postal, se entenderá que no quiere hacerse cargo de la misma, haciéndose constar este extremo en la expresada documentación del empleado del operador postal y, en su caso, en el aviso de recibo que acompañe a la notificación, junto con el día y la hora en que se intentó la misma, intento que se repetirá por una sola vez y en una hora distinta dentro de los tres días siguientes.

5. Si practicado el segundo intento, éste resultase infructuoso por la misma causa consignada en el párrafo anterior o bien por el conocimiento sobrevenido de alguna de las previstas en el artículo siguiente, se consignará dicho extremo en la oportuna documentación del empleado del operador postal y, en su caso, en el aviso de recibo que acompañe a la notificación, junto con el día y la hora en que se realizó el segundo intento. A partir de este momento, dicha notificación tendrá el mismo tratamiento que las que hubieren sido rehusadas o rechazadas.

6. En todos los supuestos previstos en los párrafos anteriores, el empleado del operador postal deberá hacer constar su firma y número de identificación en el aviso de recibo que, en su caso, acompañe a la notificación y en el aviso de llegada si el mismo procede."

Siguiendo el literal del art. transcrito, en el supuesto de que se notifique la carta de despido por burofax, si no se encuentra al destinatario en su domicilio, se le dejará aviso haciendo constar la identificación del remitente y que tiene un mes para retirar el envío de las oficinas de Correos. Para el TS, (siguiendo la norma de aplicación a este medio de notificación: Real Decreto 1829/1999, de 3 de diciembreel "dies a quo" del cómputo del plazo de ejercicio de la acción contra despido nacerá en el momento en el que se retira la notificando del despido, dentro del plazo de treinta días desde que Correos dejó el aviso. (3)

Firma de testigos en caso de negativa del trabajador a recibir comunicación de despido

La sustitución de la firma del trabajador por testigos ante una actitud rebelde frente a la recepción de la carta de despido ha sido considerada por el TS (4) como correcta siempre que la empresa pueda demostrar la utilización de otras fórmulas consideradas como idóneas para que la decisión extintiva llegue a la persona trabajadora.

Los arts. 55.1 y 53.1 a) ET no reconocen la firma de testigos como proceso válido para la comunicación del despido a la persona trabajadora, lo que implica que este supuesto tenga que ser acompañado de otro -como pudiera ser el envío de la notificación por burofax- para su correcta finalidad.

Todo lo anterior, siempre teniendo en cuenta la potestad de los Órganos Jurisdiccionales de considerar, o no, en cada supuesto, si la empresa ha actuado diligentemente en lo referente a la notificación del acto extintivo.

 

(1) Las STSJ Madrid de 23/10/2009 (R. 3968/2009) y STSJ Asturias 16/05/2014 (R. 898/2014), establece que se puede considerar la rehúsa del trabajador a la recepción de la carta por despido “en aquellos casos en que el destinatario manifiesta explícitamente su voluntad de no hacerse cargo de ella ... y la misma conclusión se impone en aquellos otros casos en que la propia actitud del destinatario de una notificación le coloca en una posición de imposibilidad material de recibirla, sin culpa reprochable al emisor del mensaje, ya que una actitud obstruccionista no puede favorecer a quien la lleva a cabo cuando de esta forma causa una especial dificultad a la contraria para conseguir ese mismo efecto, requiriéndole una diligencia que no resulta exigible”.

(2) STJS Galicia Nº 3899/2015, Sala de lo Social, Sección 1, Rec 5027/2014 de 30 de Junio de 2015. Citando las SSTS de 1 marzo 1984; 2 febrero 1987; 28 mayo 1987; 30 de enero de 1989; 13 abril 1989, y de la Sentencia de esta Sala de 5 abril 1993.

(3) En el supuesto examinado se plantea si la notificación de la carta de despido ha de entenderse efectuada el 13 de julio de 2016 -fecha en la que se dejó aviso en el domicilio del trabajador del intento de entrega del burofax y que quedaba pendiente de su recogida en la oficina postal- y, a partir de dicha fecha comienza el cómputo del plazo de veinte días para el ejercicio de la acción de despido, establecido en el artículo 59.3 del ET, o, ha de aplicarse lo establecido en Real Decreto 1829/1999, de 3 de diciembre, en cuyo caso el cómputo del plazo se iniciaría el 11 de agosto de 2016 -fecha de la retirada del burofax en el servicio postal-. [De seguirse la primera interpretación, la acción habría caducado, caducidad que no se produciría en el supuesto de seguir la segunda interpretación]. Para el TS "El trabajador pasó por la oficina postal a recoger el burofax al 11 de agosto de 2016, es decir, no había transcurrido el plazo establecido e el art. 42 del Real Decreto 1829/1999, de 3 de diciembre, para recoger el documento. Por lo tanto, no se negó a recibir la carta de despido, ni realizó maniobras dilatorias, ni actuó con mala fe, simplemente ante un aviso de que tenía una comunicación de la empresa, cuyo contenido desconocía, pasó a recogerlo dentro del plazo de que disponía. A mayor abundamiento hay que señalar que no consta la fecha en la que el trabajador tuvo conocimiento del aviso del intento de entrega del burofax, desconociéndose si fue el mismo día en el que se dejó el aviso o en fecha posterior."

(4) STS, Sala de lo Social, Sección 1, de 12 de marzo de 1986, ECLI: ES:TS:1986:11345: El requisito formal de notificación ha de entenderse cumplido si él empresario utiliza las fórmulas que puedan considerarse inequívocamente idóneas para que la decisión llegue a conocimiento del trabajador, y la conducta deliberadamente rebelde de este último a recibir y conocer el contenido de la carta no puede servir para impugnar su existencia en los términos establecidos en la Ley, siendo correcto sustituir su firma por la de testigos si se niega a firmar.

No hay versiones para este comentario

Carta de despido
Burofax
Defecto en la notificación
Declaración de voluntad
Centro de trabajo
Despido improcedente
Omisión
Dies a quo
Mala fe
Culpa
Caducidad

RDLeg. 2/2015 de 23 de Oct (Estatuto de los Trabajadores) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 255 Fecha de Publicación: 24/10/2015 Fecha de entrada en vigor: 13/11/2015 Órgano Emisor: Ministerio De Empleo Y Seguridad Social

Real Decreto 1829/1999 de 3 de Dic (Reglamento por el que se regula la prestación de los servicios postales) VIGENTE

Boletín: Boletín Oficial del Estado Número: 313 Fecha de Publicación: 31/12/1999 Fecha de entrada en vigor: 01/01/2000 Órgano Emisor: Ministerio De Fomento

Documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
  • Requisitos y contenido de la carta de despido

    Orden: Laboral Fecha última revisión: 02/03/2020

    El despido deberá ser notificado por escrito a la persona trabajadora, habiendo figurar los hechos que lo motivan y la fecha en que tendrá efectos, esta exigencia aunque no se impone una pormenorizada descripción de aquéllos, sí exige que la com...

  • Pronunciamientos judiciales de interés relacionados con el registro horario

    Orden: Laboral Fecha última revisión: 17/02/2020

    Entre los casos tratados por los Tribunales en relación con el registro horario, merece la pena destacar:a) La omisión de registro genera la presunción de existencia de jornada a tiempo completoEn caso de inexistencia del registro horario, las reg...

  • Procesos especiales de trabajo en el orden social

    Orden: Laboral Fecha última revisión: 13/10/2016

    Los Art. 103-184 ,LJS, establecen modalidades procesales especiales dentro de la jurisdicción social. Estos procesos especiales en materia laboral contienen características propias en relación con su iniciación, tramitación, conciliación o plaz...

  • Requisitos específicos y documentación de la demanda por despido

    Orden: Laboral Fecha última revisión: 18/03/2016

    Las demandas por despido, además de los requisitos generales previstos, deberán contener los siguientes:Lugar de trabajo; categoría profesional; características particulares, si las hubiera, del trabajo que se realizaba antes de producirse el des...

  • Proceso de impugnación del despido disciplinario

    Orden: Laboral Fecha última revisión: 04/05/2020

    El proceso sobre despido disciplinario, se encuentra regulado a lo largo de los art. 103-113 LJS.Los arts. 103-113 LJS regulan el procedimiento especial para la reclamación del despido disciplinario, dándose en la actualidad una aplicación expans...

Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados
Ver más documentos relacionados

Libros Relacionados